aprende de los maestros

Los mejores (y más sencillos) trucos de los profesionales para cocinar en casa

Algunas de las costumbres que adoptamos en los fogones están arruinando nuestros platos. Es hora de disfrutar de una buena comida para nosotros y nuestros allegados

Foto: Hasta los platos más sencillos esconden algún secreto. (iStock)
Hasta los platos más sencillos esconden algún secreto. (iStock)

Muchas veces hemos probado un plato en un restaurante, sencillo pero muy rico, y hemos pensado en hacerlo en casa. Puede que incluso hayamos pedido la receta al cocinero, pero al intentarlo en casa… no sabía igual. Eso es porque hay pequeñas cosas que marcan la diferencia.

¿Cuál es su secreto? No todo lo que se hace en una cocina profesional se puede emular en casa, pero sí hay cosas sencillas que mejorarán sustancialmente nuestra comida. Es hora de impresionar a nuestros invitados de verdad; con estos trucos serás el rey de las cenas sociales.

Punto de cocción

(iStock)
(iStock)

Lo mejor para que la comida quede en su punto es detener la cocción un poco antes de que el alimento se haya hecho del todo, y dejarlo reposar unos minutos. Se terminará de hacer con el calor almacenado, estará más jugoso y con más sabor.

También funciona (y es mucho más importante) con el horneado. En el tiempo de la receta hay que tener en cuenta lo que guarda el calor después, de manera que habrá que apagar el horno cuando esté casi hecho pero aún le quede un poco. Se terminará de cocinar con el calor del horno y no se quemarán esas galletas que parecían doraditas antes de sacarlas.

Pasta

(iStock)
(iStock)

Los expertos aconsejan sacarla del agua un poco antes de su punto de cocción y, a cambio, dejar que se acabe de hacer en la propia salsa que hayamos escogido. Añade en ese momento un poco de agua, para que el almidón que vaya soltando la pasta quede perfectamente ligado con la salsa.

Un consejo para los macarrones gratinados con besamel es echarle a esta salsa una cucharada de yogur natural. Tendrá un toque especial muy característico.

Arroz

(iStock)
(iStock)

Olvídate del viejo truco del aceite para que no se pegue; no sirve de nada. En su lugar, saltea el arroz antes de cocerlo, con unos ajos en la sartén hasta que nacare; es decir, hasta que adquiera un aspecto transparente, algo más blanco por el centro. Esto hará que el almidón se concentre y se quede dentro del grano y no se apelmazará después.

Además, para que el tenga un color blanco como la nieve conviene echarle un chorrito de vinagre mientras está cociendo. Al diluirse con el agua no afectará al sabor y quedará muy vistoso.

Aromatiza tus platos

(iStock)
(iStock)

Se trata de infusionarlos con hierbas aromáticas. Puedes elegir la que más te guste, y vale para prácticamente cualquier receta. Cuando retires del fuego la sartén o cazuela, echa tus hierbas y cierra la tapa. Mantenlo así durante unos minutos para que coja un matiz suave que será el toque maestro de tus sopas, carnes en salsa, pescados…

La mejor forma de rehogar los guisos

(iStock)
(iStock)

¿Primero rehogas el ajo o la cebolla y, una vez dorados, echas la carne? Error. Normalmente se queman o se pasan los primeros. En el caso del ajo puede que tengas que sacarlo para que no agrie la comida.

Prueba a hacerlo al revés: comienza a dorar primero la carne y, cuando haya entrado en calor, echa la cebolla o el ajo y que vayan haciéndose a la vez que dejan el sabor en ella.

Marinado de cerveza

Quizá tenemos algunos platos que nos salen bien. Son sencillos y funcionan siempre, pero puede que no tengan suficiente gracia. Prueba a marinarlo antes de cocinar en cerveza negra, de malta mejor. En carnes, pescados y verduras, salteadas o guisadas, dará un toque sorprendente.

A la plancha

(iStock)
(iStock)

Uno de los secretos de un buen cocinero es poner al fuego la sartén completamente limpia y, cuando esté bien caliente, echar el alimento que queremos hacer a la plancha o dorar untado en aceite. Así, el aceite estará uniformemente distribuido, no se absorberá en exceso y evitaremos que el aceite se queme en la sartén y humee la comida.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios