'EL ORIGEN DE LAS ESPECIES', EL MÁS VOTADO

Estos son los 20 textos académicos más influyentes de la historia

La Asociación de Libreros de Reino Unido ha promovido una campaña para elegir los libros de divulgación más importantes que busca reivindicar el papel de estos volúmenes

Foto: Una copia antigua de la obra cumbre de Darwin. (iStock)
Una copia antigua de la obra cumbre de Darwin. (iStock)

Hubo un tiempo en que los grandes pensadores no se dedicaban sólo a producir estudios para que su universidad subiera en los 'ranking' de producción científica. Sus libros más importantes eran de tipo divulgativo: querían poner al alcance del público unas ideas que, pensaban, podían arrojar algo de luz sobre los problemas del mundo.

Los textos académicos son hoy una 'rara avis' en vías de extinción. La edición de una monografía, el tipo de libro que podría interesar a un público más amplio, suele ser mucho menos valorada que un texto en una publicación técnica reconocida por los pares, aunque no la lea nadie.

Con motivo de la celebración del Academic Book Week 2015, un evento que trata de resaltar la importancia de este tipo de textos divulgativos, un jurado formado por editores y libreros especialistas en literatura académica han seleccionado los 20 libros más influyentes de la historia de la Humanidad.

'El origen de las especies' de Charles Darwin es “la demostración suprema de por qué importan los libros académicos”

Más de 900 personas han votado para elegir cuál era entre todos el libro más importante y el ganador ha sido 'El origen de las especies', de Charles Darwin, que ha recabado el 26% de los votos. Tras éste encontramos 'El manifiesto comunista' de Karl Max y Friedrich Engels, las obras completas de William Shakespeare, La república' de Platón y 'La crítica de la razón pura' de Immanuel Kant.

“No es en absoluto sorprendente que haya ganado 'El origen de las especies'”, ha asegurado Alan Staton, jefe de 'marketing' de la Asociación de Libreros de Reino Unido. “Ningún trabajo ha cambiado de forma tan decisiva la manera en que pensamos acerca de nuestro propio ser y el mundo que nos rodea”.

En opinión de Andrew Prescott, profesor de Humanidades de la Universidad de Glasgow, el libro de Darwin es “la demostración suprema de por qué importan los libros académicos” pues, asegura, combina una meticulosa observación del mundo que nos rodea con una reflexión profunda, que ha cambiado la manera en la que pensamos sobre todo.

Los promotores del concurso sólo han desvelado los cinco ganadores, pero estos fueron, sin orden concreto, los 20 libros finalistas:

'Breve historia del tiempo', de Stephen Hawking (1988).

'Vindicación de los derechos de la mujer', de Mary Wollstonecraft (1792).

'Crítica de la razón pura', de Immanuel Kant (1781).

'1984', de George Orwell (1949).

'El origen de las especies', de Charles Darwin (1859).

'Orientalismo', de Edward Said (1978).

'Primavera silenciosa', de Rachel Carson (1962).

'El manifiesto comunista', de Karl Marx y Friedrich Engels (1848).

Las obras completas de William Shakespeare (1590-1616).

'La mujer eunuco', de Germaine Greer (1970).

'La formación de la clase obrera en Inglaterra', de EP Thompson (1963).

'El significado de la relatividad', de Albert Einstein (1916).

'El mono desnudo', de Desmond Morris (1967).

'El príncipe', de Nicolás Maquiavelo (1513).

'La república', de Platón (380 a.C.)

'Los derechos del hombre', de Thomas Paine (1791).

'El segundo sexo', de Simone de Beauvoir (1949).

'The Uses of Literacy' (“Los usos de la alfabetización”), de Richard Hoggart (1957).

'La riqueza de las naciones', de Adam Smith (1776).

'Modos de ver', de John Berger (1972).

Una lista polémica

La elección de los 20 títulos finalistas, que fue escogida por el jurado entre 200 candidatos, no ha estado exenta de polémica. Para empezar, porque en opinión de muchos expertos no incluye exclusivamente títulos académicos. Y es cierto.

Albert Einstein en 1947 (Oren Jack Turner / Biblioteca del Congreso)
Albert Einstein en 1947 (Oren Jack Turner / Biblioteca del Congreso)

Técnicamente, ni siquiera el libro de Darwin puede considerarse como tal. Como explica el crítico literario Gillian Beer en un artículo al respecto en el blog de Oxford University Press (quizás la más importante editorial de libros académicos), 'El origen de las especies' se concibió desde un principio como un libro destinado al público general.

Darwin escribió su rompedor texto en sólo 13 meses, pero barruntó su radical teoría en secreto durante más de 20 años, y cuando la puso negro sobre blanco tuvo una cosa clara: lo que contaba debía ser entendido por cualquier persona inteligente y educada, por lo que debía estar escrito con un lenguaje poco técnico.

Más controvertida es la presencia en la lista de dos textos de ficción: la obra de Shakespeare –que ni siquiera pueden considerarse un libro como tal– y '1984', de George Orwell. ¿Qué tienen de académico estos volumenes? Stanton se sale por la tangente en un artículo de 'The Guardian': “Una de las cosas más interesantes de la lista es que pone en tela de juicio lo que entendemos cono un libro académico, lo que subraya el hecho de que al considerar en el futuro qué es un libro académico debemos cuestionar nuestras propias suposiciones”.

La portada original del 'Manifiesto Comunista'
La portada original del 'Manifiesto Comunista'

Samantha Rayner, profesora de edición en el University College London y una de las promotoras de la iniciativa, insiste en esta idea: “Los libros académicos son ideas capturadas en un texto que conecta a la gente entre sí, y lo que prueba la respuesta de la gente a esta campaña es que, aunque la definición de 'académico' varía enormemente, todos estamos de acuerdo en que estos títulos son libros que cambiaron el mundo”.

De lo que no cabe duda es de que, sea lo que sea, el libro académico está pasando por horas bajas. El texto más moderno de la lista, 'Breve historia del tiempo', se publicó hace 27 años. ¿Ningún libro ha cambiado nuestra idea del mundo desde entonces? Quizá es necesario que pase el tiempo para que demos la importancia debida a este tipo de textos pero ¿no se supone que el conocimiento avanzaba hoy en día a toda velocidad?

También hay que destacar que entre los 20 finalistas sólo hay cuatro mujeres y tan sólo uno de sus libros no es estrictamente feminista. Menos extraño es que la lista sea del todo anglocéntrica. De los 20 títulos escogidos sólo seis no fueron editados originalmente en inglés (y uno de ellos, 'El manifiesto comunista', aunque estaba en alemán se imprimió en Londres). Uno de los libros de la lista, el texto del sociólogo Richard Hoggart, ni siquiera cuenta con traducción al español.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
12 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios