Los 11 gastos extra que te amargan el mes. Y fastidian un montón...
  1. Alma, Corazón, Vida
¡Menudo robo!

Los 11 gastos extra que te amargan el mes. Y fastidian un montón...

No hablamos de evasión de impuestos, de lo que ha subido el coste de la vida o de la desigualdad salarial inaceptable. Se trata de pequeños recargos que odias pagar y están en tu día a día

Foto: Dura tan poco en los bolsillos que tienes la sensación de que te estás comiendo el dinero. Hay gastos que se pueden evitar, ojito con estos. (Corbis)
Dura tan poco en los bolsillos que tienes la sensación de que te estás comiendo el dinero. Hay gastos que se pueden evitar, ojito con estos. (Corbis)

¿Somos unos tacaños o verdaderamente estamos hartos de pagar por cosas que ya hemos abonado de algún modo o que, peor, realmente no deberían costar nada?

Una encuesta llevada a cabo por la aseguradora Direct Line ha sacado a la luz algunos de los recargos que más les molesta pagar a los británicos y, como era de esperar, la mayoría de ellos son compartidos por nosotros. Alrededor del mundo los ciudadanos nos topamos con pequeños gastos adicionales –en muchas ocasiones apenas unos céntimos– que nos cabrea tener que abonar.

Ya sea porque no nos los esperábamos o porque vemos ridículo tener que aportar una cantidad extra, lo cierto es que nos acompañan en el día a día y, por mucho que te esfuerces en evitarlos, al final te toca pagar. Estos son algunos de los gastos más odiosos.

Los gastos de aparcamiento irrazonables

Que las normativas de estacionamiento regulado en las ciudades, implantadas generalmente en los núcleos urbanos centrales, ayudan a la descongestión del tráfico y son medidas que favorece la protección del medio ambiente es indiscutible, pero ¿se ajustan las tasas por minuto de aparcamiento al coste real de que esté estacionado ese vehículo? ¿Quién hace el reparto de las calles entre residentes o zona azul? ¿Son realmente necesarios los parquímetros en determinadas zonas? Y, lo más importante: ¿hay un complot mundial de los establecimientos del mundo para no poder dar cambio a los conductores para poder pagar los parquímetros?

Las comisiones por sacar efectivo de los cajeros

Cierto que algunos bancos no cobran nada a sus clientes por retirar dinero en cajeros automáticos que no sean de su sucursal bancaria, pero todavía hay demasiados que sí lo hacen. Y no estamos hablando de unos pocos céntimos sino de cantidades que suelen superar el euro. En serio, ¿3 euros con 60 céntimos? ¿Es que acaso hay un sistema subterráneo con una maquinaria del futuro costosísima que envía el dinero por tubos de oro desde tu banco hasta el cajero en el que te encuentras? Por el amor de dios.

Cargos bancarios a go go

Continuando con los extras que nos cobran los bancos está el clásico mantenimiento de la tarjeta que sorprende especialmente porque si la extravías, dañas o te la roban, van a cobrarte el duplicado. Pero hay más: ¿aalguien le parece normal tener que pagar por hacer una transferencia de una cuenta a otra siendo ambas del mismo banco? ¿Y qué hay de las comisiones por cobrar un cheque en efectivo en una sucursal que no es la misma que lo emitió pero que pertenece a la misma entidad? No hay más palabras, señoría.

Gastos de gestión al hacer una reserva

Aunque existen normativas que vigilan que estas tarifas no sean excesivas, lo cierto es que al reservar un billete de avión, contratar un viaje o comprar unas entradas para un concierto nos suelen cobrar gastos de gestión… Ya.

¿Qué gestión? Si todo el proceso de búsqueda y rellenado de datos lo has hecho tú. ¿Estamos financiando las pasarelas de pago digital más caras de la historia? Julia Rampen sugiere en el Mirror ir al lugar físico y hacer el pago en efectivo. Ya pero, ¿y cuando no existe la opción de acudir en persona a realizar la compra o, peor, cuando los gastos de gestión –ahora sí realizados por un ser humano que ha dado al botón de imprimir en su ordenador– son exactamente los mismos que en tu compra online?.

Una opción para evitar estos gastos adicionales –oreducirlos al mínimo– es seleccionar las formas de pago eximidas de estos costes. No todas, pero algunas compañías no cobran nada si compramos con tarjeta de débito en lugar de con la de crédito.

Las comisiones de las inmobiliarias

Esto es generalizar, porque las habrá que se encarguen del mantenimiento de los inmuebles que tienen en catálogo y trabajen largas jornadas analizando el mercado para encontrar tu piso ideal, pero cuando la búsqueda la has hecho tú a través de algún portal web de alquiler de viviendas y los de la inmobiliaria lo único que han hecho es abrirte la puerta de la casa… ¿De verdad creen que es aceptable que te cobren un mes de agencia como honorarios por su participación o un porcentaje por tramitar la venta de una vivienda?

El IVA inesperado

Qué buena estaba la comida ¿verdad? ¿Y cuándo traen la cuenta y de pronto no habías contado con el IVA? Son pocos los establecimientos que no tengan el IVA incluido en sus productos, pero de no ser así debe estar perfectamente identificado en su lista de precios para que el consumidor lo sepa. Está claro que tienes derechos y debes exigirlos, pero antes de montar un pollo, asegúrate de que el descuido no ha sido tuyo y había un letrerofluorescente gigante donde lo advertían.

Que te cobren el agua y el pan

Lo del IVA puede resultar embarazoso si no te has percatado de que lo ponía en la carta, pero que te lleven una cesta con media barra de pan troceada sin que la pidas y luego te la cobren, es algo que verdaderamente molesta (especialmente si no tienes la jeta para llevarte lo que sobra a casa y hacerte unas migas). Y no, tampoco es grato cuando pides un vaso de agua y te traen una botella de agua mineral que, por supuesto, te van a cobrar.

Las bolsas de la compra

Ya está más asumido y es cierto que como medida medioambiental ha surtido bastante efecto y cada vez son menos las personas que van a hacer la compra sin llevar su propia bolsa de plástico o papel. Pero al principio de los tiempos, todos nos indignamos al tener que pagar entre tres y cinco céntimos por algo que antes eragratis. Parecido es el caso de los auriculares de los autobuses de largo recorrido. Ahora casi nos dan ganas de abrazar a los azafatos de Renfe cuando nos obsequian con unos cascos, pero hubo un tiempo en el que ese mismo regalo probablemente fabricado específicamente para que sólo uno de los dos auriculares se escuchete lo daban en todos tus viajes.

Pagar por usar el baño público

En el resto de Europa es bastante más común que existan baños públicos y que haya una persona cobrando algo por pasar a ellos. Claro que también hay más servicios disponibles y están más aseados que, por ejemplo, los chirimbolos madrileños (sí, sí, no es una broma pesada, en algunos hay un “baño” dentro), o los baños de algunas estaciones de autobuses. Además, podemos encontrarnos en una situación similar a la de los parquímetros: ¿y si no tienes monedas sueltas?

Los honorarios por la renovación del DNI o pasaporte

De los más molestos especialmente cuando es el propio sistema quien le ha puesto fecha de caducidad a tus documentos de identidad. Con la excusa de la picaresca española y el “todo el mundo alegaba robo y así no tenía que pagar la nueva copia” ahora nos cobran a todos aunque te hayan quitado la cartera con tu DNI a punta de pistola. Aún más, se están planteando sancionar a aquellas personas que se renueven estos documentos de manera recurrente –pongamos, 3 veces en cuatro años– les hayan o no robado. ¡Si los 10,60 euroste los van a cobrar igual!

Buenas noticias, hay una forma de que estos trámites sean gratuitos: cuando es necesario renovar el DNI, siempre que esté en vigor, porque hayaalgún cambio en tus datos. Aunque ten en cuenta que el periodo de validez del documento no varía, vamos, que te caducará en la misma fecha que el anterior. Puedes ir pidiendo la cita previa para dentro de seis meses.

Los teléfonos de atención al cliente de pago

Te llega una factura de la luz más alta y como no entiendes qué te están cobrando o qué incluye la tarifa que tienes contratada, decides llamar para que te lo expliquen y es un 902... Estupendo. Ahora también te subirá el recibo del teléfono. Por si ves en la obligación de acudir a algún servicio de atención al cliente recuerda que los números que empiezan por 800 o 900 son gratuitos y los que tienen el prefijo 901 se paga una parte de la llamada.

Tarifa Economía familiar Gastos financieros Ahorro y Consumo Cajas de Ahorros
El redactor recomienda