PUEDE DUPLICAR LA ESPERANZA DE VIDA

Alimentación restrictiva, la clave para no envejecer y vivir más

Un nuevo descubrimiento relacionado con la nutrción y la genética puede sentar las bases para duplicar la esperanza de vida de las personas

Foto: Los hábitos alimenticios influyen directamente en la esperanza de vida. (iStock)
Los hábitos alimenticios influyen directamente en la esperanza de vida. (iStock)

La asociación entre el tipo de alimentación y la salud es una evidencia que han demostrado numerosos estudios. La nutrición personalizada o nutrigénomica es una ciencia que, precisamente, estudia la interacción entre el genoma de cada individuo y los nutrientes de los alimentos para mejorar la calidad de vida y actuar como una suerte de medicina preventiva. Dentro de esta corriente, cada vez son más los investigadores que defienden las veleidades de las dietas de choque, tan restrictivas que se suelen denominar de ayuno, para frenar el envejecimiento.

Un nuevo descubrimiento en torno a esta cuestión podría cerrar la polémica. El protagonista es un gusano, el denominado nematodo C. Elegans, que según ha comprobado un equipo de biólogos de la Universidad de Duke puede llegar a duplicar su esperanza de vida si se le somete a un ayuno intermitente. El prometedor estudio publicado en la revista científica Plos Genetics ha demostrado cómo este gusano, en caso de escasez de alimento, entra en un estado especial mediante el que se ralentiza su desarrollo vital.

El organismo continúa moviéndose y mantiene las funciones vitales normales, pero sus células se “congelan”, por lo que tampoco envejece. De esta forma, cuando vuelve a disponer de alimento retoma su desarrollo, y su esperanza de vida aumenta hasta el punto de duplicarse.

Aplicaciones para combatir el cáncer

Otros estudios recientes, como este publicado en la revista Cell, habían asociado los efectos de las dietas altamente restrictivas con la mitigación de la enzima PKA, que es la responsable de los procesos de envejecimiento, así como de la hormona llamada IGF. Sin embargo, el autor principal del estudio, David Sherwood, ha añadido en los comentarios de la investigación que, “probablemente, las dietas bajas en nutrientes activan en nosotros los mismos procesos, dejando nuestras células en un estado de reposo”.

El organismo continúa moviéndose y mantiene las funciones vitales normales, pero sus células se 'congelan', por lo que tampoco envejece

Esta peculiaridad del nematodo C. Elegans podría contribuir no sólo adoptar nuevos hábitos alimenticios con los que aumentar la esperanza de vida de las personas, sino que podría tener aplicaciones en el tratamiento contra el cáncer. “Uno de los grandes misterios del cáncer es cómo sus células pueden hibernar en el organismo durante años antes de volver a la vida. Creo que los procesos de los nematodos que inducen sus células a estados de hibernación y luego las despiertan podrían ser los mismos que en las metástasis”, apuntaba el biólogo.

Hasta ahora, algunos estudios habían demostrado que los regímenes de semiayuno podían ser eficaces para ‘limpiar’ el organismo tras someterse a tratamientos agresivos, como es el caso de la quimioterapia. Un extremo que aún necesita corroborarse con más estudios clínicos, por lo que cualquier modificación en la dieta debe realizarse únicamente bajo la supervisión de un médico.

En busca del tratamiento perfecto

Ejemplar de C. Elegans.
Ejemplar de C. Elegans.

El objetivo ahora se centra es encontrar la forma de manipular farmacológicamente este proceso para conseguir estos beneficios contra el envejecimiento sin tener que someterse a una dieta tan estricta, pues en este experimento se privó por completo de alimento al gusano durante fases prolongadas de su desarrollo.

La polémica sobre este tipo de dietas, como es el caso del famoso régimen 5:2 que pusieron de moda celebrities como Angelina Jolie o Ben Affleck, se centra en sus posibles efectos secundarios para la salud. Sus detractores aseguran que pueden producir hipoglucemia, problemas digestivos y estreñimiento si no van acompañadas de un aumento considerable del consumo de agua.

La posibilidad de sufrir desórdenes alimenticios hasta el punto de sufrir bulimia es otro de los argumentos utilizados por los detractores de este régimen alimenticio. Unas líneas rojas que podrían evitarse si se logra desarrollar un fármaco que condense los beneficios de este proceso, como pretenden los investigadores de la Universidad de Duke.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios