EL FENÓMENO DEL AGOTAMIENTO LABORAL

Muere una joven de 24 años tras tuitear que llevaba 30 horas seguidas trabajando

“30 horas trabajando y sigo con fuerzas”. Estas fueron las últimas palabras en la red social Twitter de una joven publicista que falleció horas después

Foto: Mita Diran, la joven publicista de 24 años que murió tras publicar en Twitter que llevaba 30 horas trabajando. (LinkedIn)
Mita Diran, la joven publicista de 24 años que murió tras publicar en Twitter que llevaba 30 horas trabajando. (LinkedIn)

“30 horas trabajando y sigo con fuerzas”. Estas fueron las últimas palabras en la red social Twitter de la publicista de 24 años Mita Diran, que trabajaba para filial indonesia de la agencia Young & Rubicam. El tuit fue publicado durante la madrugada del pasado sábado, a las 5:47 am, hora local. A la mañana siguiente sus compañeros la encontraron postrada sobre su ordenador, ya sin vida.

Los conocidos de la joven, que se hicieron eco del fatídico suceso en las redes sociales, se apresuraron en asociar su muerte con el exceso de trabajo. Una causa de fallecimiento reconocida como tal en varios países asiáticos y que se relaciona con ataques al corazón o derrames cerebrales provocados por estrés laboral. En Japón, se calcula que anualmente muere de forma repentina un centenar de trabajadores por estos motivos, son los denominados karoshi.

La prensa local no sólo menciona el cada vez más común overworking como causa de fallecimiento, sino que especula, citando como fuente al propio padre de la joven, con el consumo elevado de bebidas energéticas. Una hipótesis que se apoya en diversos estudios científicos que han señalado que la ingesta de grandes cantidades de taurina y cafeína en un corto período de tiempo aumenta el riesgo de ataque al corazón.

Todavía estoy en el trabajo. No tengo vida. ¿Alguien me hace el favor de llevarme a tomar unas copas para reírnos un poco?Las alusiones de Mita a su agotamiento laboral en las redes sociales eran frecuentes. En otras ocasiones había escrito mensajes como “esta es la octava noche consecutiva que me llevo yo las llaves de la oficina” o “todavía estoy en el trabajo. No tengo vida. ¿Alguien me hace el favor de ir conmigo a tomar unas copas para desconectar un poco?”. Asimismo, en su blog personal había escrito una entrada titulada “una súplica abierta”, en la que comentaba cómo se sentía después de haber trabajado ocho días seguidos de sol a sol.

Un fenómeno en auge que viaja a Europa

La muerte de la joven ha encendido la ira de una buena parte de la juventud indonesia, como se muestra en los mensajes que han dejado en la cuenta de Twitter de la fallecida criticando este tipo de condiciones laborales. Unas críticas que tenían como recuerdo la reciente muerte de otro joven por “agotamiento laboral”. Se llamaba Li Yuan, también era publicista y tenía su misma edad cuando falleció, 24 años. Yuang llevaba un mes haciendo horas extras todos los días hasta las once de la noche cuando sufrió un ataque cardiaco relacionado con el estrés laboral por el exceso de trabajo.

La oficina en la que trabajaba Mita también utilizó las redes sociales, tanto Twitter como Facebook, para expresar sus condolenciasLa actividad laboral se suspendió durante un día como luto por la fallecida.

Perfil de Twitter de la joven fallecida.
Perfil de Twitter de la joven fallecida.

En Europa el caso que más ha llamado la atención fue el de Moritz Erhardt, un joven de 21 años que trabajaba como becario en la sucursal londinense de Bank of America Merrill Lynch, quien falleció tras trabajar durante 72 horas seguidas en su puesto de trabajo. Según señalaron los medios británicos, Erhardt se encontraba sometido a una gran presión para conseguir los objetivos demandados por sus superiores, lo que le llevaba a pasar muchas noches trabajando hasta altas horas de la madrugada y, en ocasiones, a no dormir.

La mayoría de muertes se concentran en China

El overworking es un fenómeno en auge entre los jóvenes de profesionales liberales de los países asiáticos. Tanto que, según un informe publicado en el diario oficial de la Liga de la Juventud Comunista de China, se cobra más de 600.000 vidas cada año. La mayoría de estos fallecimientos siguen concentrándose en China, ya que las exigencias de mantener unos bajos costes de la producción en origen se traducen en un aumento de la exigencia y las horas de trabajo.

En un estudio llevado a cabo por el Instituto Nacional de la Salud del Reino Unido se concluyó que los síntomas relacionados con la ansiedad laboral aumentan las tasas de mortalidad, no sólo por infarto, sino también por otras muchas causas. Unos resultados que para la Fundación Británica del Corazón no se pueden relacionar directamente con el estrés, sino con las actitudes secundarias asociadas a éste, como son el incremento del consumo de tabaco, alcohol o de alimentos poco saludables.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
11 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios