Cómo lucir unos abdominales perfectos durante las vacaciones de verano
  1. Alma, Corazón, Vida
EJERCICIOS BÁSICOS Y ALIMENTOS CLAVE

Cómo lucir unos abdominales perfectos durante las vacaciones de verano

Queremos ayudarte a mantener la línea, mostrándote unos ejercicios de abdominales que podrás realizar mientras descansas en la playa

Foto: Durante el verano, debemos esforzarnos en no perder la forma física que hemos obtenido durante el invierno. (D. Camiroaga)
Durante el verano, debemos esforzarnos en no perder la forma física que hemos obtenido durante el invierno. (D. Camiroaga)

Después de un invierno en el que nos hemos esforzado por entrenar adecuadamente para conseguir los objetivos físicos que nos hayamos impuesto cada uno(maratones, triatlones, travesías a nadoo simplemente estar en forma)es fácil distraerse durante las vacaciones del mes de agosto y volver al trabajo, en septiembre, con unos kilos de más, que luego cuesta mucho eliminar.

¡Más vale prevenir que curar! Por eso, queremos ayudarte a mantener la línea, mostrándote unos ejercicios de abdominales que podrás realizar mientras descansas en la playa o en la piscina. Pero recuerda: “Somos lo que comemos”, así que también te facilitamos una pequeña 'chuleta'con los alimentos que te ayudaràn a mantener la línea para seguir luciendo tus abdominales durante todo el verano.

Ejercicios de abdominales

1.Tumbado boca arriba, eleva ambas piernas unos 10 centímetros y trata de mantenerlas así el mayor tiempo posible, hasta que quemen los abdominales.

Ejercicio número 2. (daniel camiroaga)2. De rodillas, pero con el tronco elevado, aprieta los abdominales y trata de curvarte y echar el tronco hacia atrás todo lo que puedas. Mantén esta posición hasta que no puedas más.

3. Tumbado boca arriba, aprieta los abdominales, mete tripa, todo lo que puedas, como si quisieras tocar el suelo con el ombligo. Mantén el ejercicio 1 minuto.

4. En la posición contraria a la de cuando haces fondos, es decir boca arriba, apoyando las palmas de las manos y las puntas de los pies en el suelo, haciendo un plano inclinado, comprime el abdomen todo lo que puedas y mantén la posición un minuto.

Ejercicio número 4. (daniel camiroaga)5. Tumbado boca arriba, con los brazos a los lados del cuerpo y las palmas de las manos apoyadas en el suelo, encoje las piernas y gira a un lado y a otro. Haz 12 repeticiones a cada lado.

Puedes repetir los ejercicios dos o tres veces a lo largo del día.

Como bien sabes, para mantener unos buenos abdominales, no solo hay que realizar ejercicio, si no que es incluso más importantecomer sano. Si sigues leyendo, encontrarás los alimentos que más te ayudan y la mejor manera de combinarlos.

Ejercicio número 4. (D. Camiroaga)En el desayuno, la comida principal del día, no deben faltar:

Zumo de naranja, La mejor manera de empezar el día, después de toda la noche sin haber ingerido líquidos, es un buen coctel de vitaminas, que además contiene: hierro, potasio, zinc, magnesio y fósforo.

Huevos, proteína natural, con aminoácidos esenciales, que te ayudan a construir el músculo y reparar tejidos. Intenta tomarlos en el desayuno. Mejor duro o en tortilla, evita el huevo frito, tiene más grasas.

Yogurt griego, rico en potasio y calcio, ayuda a limitar la acumulación de grasa en el organismo y además aporta unos 6gr de proteína por ración.

Avena, cereal de alto contenido en fibra, te ayuda a mantener la sensación de saciado, evitando que piques durante el resto de la mañana.

Debes ingerir al menos dos litros de líquido al día, si haces deporte pueden llegar a cuatro

Si lo necesitas, a media mañana, toma una o dos manzanas o un zumo de pomelo que además de las vitaminas que aporta, te ayuda a quemar grasas. Y si no puedes evitar el picoteo del aperitivo, mejor unos buenos mejillones o anchoas.

Es importante que te mantengas hidratado durante todo el día, debiendo ingerir al menos dos litros de líquidos y, si continuas haciendo deporte, incluso otros dos más.

Agua, es el elemento básico en verano, y debes tomarlo durante todo el día. Si además le añades el zumo de un limón, mucho mejor, te saciará la sed y ayudará a mejorar tus defensas. Añádele, unas tiras de la corteza, que contiene flavonoides que mejoran la oxigenación de la sangre.

Tés, los orientales no suelen sufrir de obesidad y dicen que no es porque no tomen comidas ricas en grasas, que también lo hacen, sino porque beben gran cantidad de té. El auténtico milagro quema grasas natural. Está demostrado que la ingesta diaria de téreduce la grasa y los kilos de forma sorprendente. Ahora en verano, tómalo frío, con hielo, entra muy bien.

En las dos comidas principales, al mediodía y en las cenas, como norma general debes obligarte a evitar los platos con salsas, que la tentación es fuerte y la voluntad débil y, como dicen, las manos van al pan.

Te recomendamos cocinar el pescado a la plancha o al horno.

Tanto en la comida como en la cena, que no falte una buena ensalada. Que el verde sea el ingrediente predominante. Añádele tomates, frutos ricos en multitud de vitaminas y muy bajos en calorías, frutos secos, comolas nueces, fuente de ácidos grasos vegetales que ayudan a proteger tu corazón. Riégalo con nuestro aceite de oliva, virgen extra, fuente de ácidos grasos mono insaturados, que te ayudan a decir adiósal colesterol.

Pescado. Si estás en un puerto de mar, aprovecha y que no falte un plato de pescado fresco en tu mesacada día. Bonitos, atunes, sardinas y boquerones, el mejor pescado azul; proteína animal, ricos en ácidos omega 3, que ayudan a reducir el colesterol malo y producen el bueno. Ahora en verano, se pueden tomar de mil formas, te recomendamos cocinarlo a la plancha, o al horno.

Jamón ibérico, ¡Qué no falte el jamón! Además de estar riquísimo, es una fuente de proteína animal de alta calidad y con un porcentaje de grasas mínimo, lo que ayuda a mantener la línea y utilizar la proteína para construir músculo.

Cerveza. Evita las colas y los refrescos azucarados, inclusolos que anunciancomo complementos para el deporte. Apúntate a la cerveza, más sana y bien fría, imprescindible en verano. Es diuréticay con fibra, lo que incluso te ayuda a adelgazar, aporta vitamina B-12, fosforo, sales y ácido fólico.

Bienestar Corazón Calorías Obesidad
El redactor recomienda