Las 10 teorías de la conspiración más comunes y peculiares sobre la tecnología
  1. Alma, Corazón, Vida
LOS INTERESES OCULTOS TRAS LA INNOVACIÓN

Las 10 teorías de la conspiración más comunes y peculiares sobre la tecnología

Los avances tecnológicos y los grandes experimentos científicos son una fuente constante para alimentar las teorías de la conspiración. Tanto si tienen éxito como si no,

Foto: Las 10 teorías de la conspiración más comunes y peculiares sobre la tecnología
Las 10 teorías de la conspiración más comunes y peculiares sobre la tecnología

Los avances tecnológicos y los grandes experimentos científicos son una fuente constante para alimentar las teorías de la conspiración. Tanto si tienen éxito como si no, siempre habrá lugar para sacar a relucir los supuestos intereses ocultos que acaban influyendo en su desarrollo. La industria, para mantener intactos sus beneficios, y los gobiernos, por intereses de tipo político, suelen ser los dos protagonistas principales de este tipo de teorías. La mayoría de ocasiones han salido al paso desmontando los argumentos de dichas acusaciones, aunque aún existen algunas teorías con cierto grado de realismo que todavía no han sido negadas oficialmente.

Facebook, el supuesto invento de la CIA

Las empresas petrolíferas han sido acusadas de frenar la investigación en energías limpias

Del programa se ha dicho que pretende crear terremotos, controlar las condiciones medioambientales y hasta influir psicológicamente en las personas. Unas versiones que fueron avivadas por el Parlamento ruso, que en 2002 acusó formalmente al Gobierno norteamericano por crear “nuevas armas de carácter geofísico que pueden influir en la tropósfera con ondas de radio de baja frecuencia”. La declaración de la Duma remataba comparando este salto cualitativo con el de “las armas blancas a las armas de fuego, o de las armas convencionales a las armas nucleares”.

La “ocultación” de la bombilla con duración infinita

El documental Tirar, comprar, tirar (The Light Bulb Conspiracy, según su título original), dirigido por Cosima Dannoritzer y coproducido por RTVE, trata de aportar pruebas sobre la “ocultación” deliberada a los consumidores de una bombilla con duración casi infinita. La obra señala como principal responsable de esta conspiración al lobby denominado Phoebus, que está integrado por los grandes fabricantes como General Electric o Philips Electronics. “¿Cómo es posible que en 1911 una bombilla tuviera una duración certificada de 2500 horas y cien años después su vida útil se haya visto reducida a la mitad?”, es la pregunta abierta con la que se inicia este polémico documental.

Los buques de guerra “invisibles” del ejército norteamericano

El conocido como ‘Experimento Filadelfia’, también llamado ‘Proyecto Arcoíris’, fue un supuesto intento de la Marina norteamericana para hacer invisible uno de sus buques en 1943. La historia se basa principalmente en los testimonios del marine Carlos Allende (Carl Allen) que relatado carta al astrónomo e investigador Morris Jessup. Según las investigaciones de éste último, que acabó suicidándose, el ejército norteamericano habría logrado hacer sus buques invisibles mediante el uso de campos magnéticos. Sin embargo, los efectos sobre la salud de los tripulantes impidieron que el “experimento” se volviese a repetir.

La popularidad de esta teoría obligó a la Marina a demostrar públicamente que no existe documentación sobre el experimento "ni evidencias que lo sustenten" por lo que fue calificado como una farsa repetidamente.

El proyecto Montauk y los viajes en el tiempo

El conocido como proyecto Montauk es supuestamente la continuación del ‘Experimento Filadelfia’. Según el astrofísico Jacques Vallé se trata de un proyecto secreto del gobierno de Estados Unidos, llevado a cabo en la Estación de la Fuerza Aérea de Montauk (Long Island), con el fin de desarrollar técnicas de guerra psicológica e investigaciones tales como los viajes en el tiempo. Hoy en día se pretende crear en este lugar un museo centrado en la Segunda Guerra Mundial y la Guerra Fría.

La trampa informática de IBM para que Deep Blue ganase a Kasparov

La legendaria derrota en 1997 de Garry Kasparov contra el Deep Blue, el ordenador diseñado por IBM para hacer frente al ajedrecista ruso, ha dado lugar a numerosas teorías de la conspiración. Según sostiene el documental Game over: Kasparov and the machine, dirigido por Vikram Javanti, la derrota de Kasparov se debió a una “trampa informática” supuestamente ideada por la compañía IBM para mejorar su reputación e imagen de marca, así como para influir en el resultado de las apuestas.

En un reportaje de la revista Wired firmado por Klint Finley el pasado mes de septiembre bajo el título Did a Computer Bug Help Deep Blue Beat Kasparov? se rebajan estas acusaciones a IBM para hablar de “error de programación”.

Las televisiones digitales pueden grabarte sin que te des cuenta

Las patentes solicitadas por Google, Microsoft o Verizon para sus DVRs, unos dispositivos interactivos de grabación de televisión y video en formato digital, ha levantado las alarmas entre los informáticos más desconfiados que ya hablan del advenimiento del Gran Hermano. Y es que, según sus advertencias, la introducción de estos dispositivos en las televisiones podría permitir que grabasen y almacenasen imágenes y sonidos sin que nos diésemos cuenta.

Unas teorías conspirativas que recuerdan a los casos de detenciones de hackers que piratean a distancia webcams de ordenadores ajenos para espiar y grabar a la gente.

La energía gratuita y limpia que no pudo ser