LA CLAVE ESTÁ EN LAS CÉLULAS MADRE

¿Hijos sin embarazos? Los padres del futuro podrán procrear de forma artificial

Las madres de alquiler, la fecundación en vitro y la inseminación artificial han abierto numerosas posibilidades para las parejas homosexuales o con problemas de fertilidad, pero

Foto: ¿Hijos sin embarazos? Los padres del futuro podrán procrear de forma artificial
¿Hijos sin embarazos? Los padres del futuro podrán procrear de forma artificial

Las madres de alquiler, la fecundación en vitro y la inseminación artificial han abierto numerosas posibilidades para las parejas homosexuales o con problemas de fertilidad, pero se trata sólo de la punta del Iceberg en lo que se refiere a ciencia reproductiva. En el futuro, las nuevas técnicas de gestación podrán revolucionar la forma en que tenemos hijos para siempre, acabando con la necesidad de que haya un padre en la ecuación. Tal como explica la bióloga y divulgadora científica Aarathi Prasad, según están avanzando las investigaciones sobre este tema, pronto podremos ver niños concebidos sin necesidad de esperma. Y esto significa que una sola persona podrá ser a la vez padre y madre

Esta es una de las principales conclusiones a las que apunta en su nuevo libro, Like a Virgin: Hoy Science is Redesigning the Rules of Sex (Oneworld), en el que recorre la evolución de la ciencia reproductiva para explicarnos como sus avances pueden cambiar para siempre la manera en la que concebimos el sexo y la paternidad. En el libro Prasad dibuja a los “padres solteros definitivos” del mañana, que serán capaces de usar sus propias células madres para producir los óvulos y el esperma necesario para tener descendencia.

Experimentando con células madre

Toda la nueva ciencia reproductiva gira en torno a las infinitas posibilidades de las células madre, células indiferenciadas que tienen la capacidad de dividirse indefinidamente sin perder sus propiedades, y son responsables de la creación de las distintas partes del cuerpo para las que estén programadas. De su manipulación depende toda esta nueva rama de la ciencia, en constante avance, pero frenada y cuestionada por los múltiples problemas éticos que plantea.

Las mujeres podrían teóricamente eliminar la necesidad de mantener relaciones sexuales para tener un hijoSegún Prasad, las mujeres podrían, teóricamente, eliminar la necesidad de mantener relaciones sexuales a la hora de tener un hijo, en la medida en la que la manipulación de estas células podría evitar en un futuro la necesidad del esperma en la ecuación. Mujeres y hombres, según explica la doctora en su libro, podrían usar sus propias células madres para producir óvulos y esperma sano, a cualquier edad. Y aún hay más, con la creación de este pseudoesperma se podría fertilizar un óvulo y crear un embrión que, a su vez, no tendría porque gestarse en el cuerpo de la madre, sino en un útero artificial. Parece ciencia ficción, y da miedo, pero es una de las posibilidades que abre este campo de la ciencia.

No será necesario dejar de beber y de fumar

Al margen de estos hijos de un solo padre, las nuevas técnicas reproductivas abrirían un campo infinito de posibilidades, por ejemplo, para las parejas gais, que mediante esta técnica podrían tener hijos de su propio ADN. Para Prasad todos estos avances son positivos, ya que igualarían para siempre a hombres y mujeres, que desde el principio podrían tener el mismo papel en el proceso de gestación. Los roles de género tradicionales desaparecerían por completo.

Tenemos la idea de que todo lo natural es fantástico, pero no lo esTodo esto, asegura la doctora, no significa que en un futuro tengamos clones como descendencia. “Cada vez que creas un óvulo estás insuflando tu ADN”, por lo que los niños serán tan distintos de sus padres como hasta ahora. ¿Y qué hay de toda la experiencia biológica que rodea a un embarazo? Prasad es muy clara al respecto: “Tenemos la idea de que todo lo natural es fantástico, pero no lo es”. Es cierto que hay asuntos que se tendrían que emular mediante la tecnología, como la leche materna, pero el resto de sufrimientos derivados del embarazo acabarían por completo. Y una cosa más, ya no será necesario dejar de beber o fumar, al menos en lo que respecta al daño que podemos infligir a nuestra descendencia.

Prasad reconoce que todo esto no será posible en un futuro inmediato, pero está convencida de que veremos este tipo de embarazos “artificiales” en menos de 40 años. Sabe que habrá barreras tecnológicas, éticas y legales en el camino, pero en algún momento todo esto no será propio solo de Matrix.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios