La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

ES NECESARIO PEDIR AL BANCO LA OFERTA VINCULANTE

El error más grave cuando se contrata una hipoteca es no leer las condiciones financieras

“La peor hipoteca es la que no se da”, dicen expertos del mercado hipotecario español. Y, sin hipoteca, no se puede comprar una vivienda, al menos
Foto: El error más grave cuando se contrata una hipoteca es no leer las condiciones financieras
El error más grave cuando se contrata una hipoteca es no leer las condiciones financieras

“La peor hipoteca es la que no se da”, dicen expertos del mercado hipotecario español. Y, sin hipoteca, no se puede comprar una vivienda, al menos no puede quien no dispone de dinero en efectivo para afrontar la operación. Y decidir qué hipoteca contratar es tan importante, sin cabe, como la elección de la vivienda.

La oferta hipotecaria es muy amplia pero, a diferencia de lo que suele suceder con compras de mucho menor calado -un coche o un electrodoméstico-, quien se hipoteca suele pasar por alto algunas precauciones que podrían evitar muchos disgustos en un futuro: cláusulas suelo, cuotas que no se pueden pagar, incómodas y caras comisiones…

El primer error y posiblemente el más importante es no leer y entender las condiciones del préstamo que estamos firmando. “Para muchas familias ha supuesto un suicidio financiero. Cualquier futuro hipotecado debe pedir a la entidad financiera la oferta vinculante unos días antes de firmar las escrituras ante notario”, explica Pau Monserrat, economista del portal de productos financieros iAhorro.

La oferta vinculante es el documento en el que figuran todas las condiciones financieras del contrato. No obstante, tal y como advierte Monserrat, hay determinadas cláusulas o condiciones que pueden no aparecer en él. Como por ejemplo, la que impide dedicar la vivienda al alquiler sin consentimiento de la entidad. En caso de incumplimiento, ésta podría reclamar el cobro de toda la deuda pendiente. Por eso, lo más aconsejable, según Monserrat es pedir la copia de la minuta de la escritura al banco. Si éste da largas al cliente, se puede acudir a la notaría.

 “Y si surgen dudas o hay cosas que no se entienden lo más conveniente es acudir a un profesional. No tiene sentido que estemos dispuestos a pagar por asesorarnos por decisiones de menor envergadura y no seamos capaces de hacerlo por la compra de una vivienda, que requiere un desembolso de capital tan importante”, añade Monserrat.  

Presta atención al tipo de interés

Pedir la oferta vinculante significaría haber obtenido luz verde a la hipoteca. Pero, ¿cuál elegimos? "Hay que mirar con lupa aquellas hipotecas que tienen un buen interés a priori, pero que al mismo tiempo esconden requisitos que hacen que en realidad no sean tan atractivas, como por ejemplo, hipotecas de inmuebles propiedad de los bancos donde está limitado los inmuebles que puedes adquirir o hipotecas con buen interés pero limitadas a personas con nóminas altas y que deben contratar muchos productos", comenta Sergio Fernández, director de negocio de Bankimia.

El primer paso, no obstante, es “hacer números para saber cuánto voy a pagar realmente a corto y medio plazo”, explica Juan Villén, responsable de hipotecas de Idealista.com. “Parece de cajón pero  es necesario saber qué tipo de interés estamos contratando. Todavía hay mucha gente que no tiene claro el interés que paga el primer año y lo que pagará en años sucesivos”, añade Pau Monserrat.

De hecho, no hay que dejarse llevar por los reclamos publicitarios, se debe leer bien la letra pequeña. Es bastante habitual encontrar hipotecas a Euribor más un diferencial determinado pero que, durante los primeros 12, 24 ó 36 meses están sujetas a un tipo fijo determinado. Ibercaja o Sabadell son dos ejemplos. Ambas entidades ofrecen diferenciales por encima del 4% pero el interés inicial durante los 12 primeros meses es del 7,10% y del 6,15%, respectivamente.

Además, aunque la inmensa mayoría de las hipotecas son a tipo variable y están referenciadas al Euribor, también existen productos ligados al IRPH. “En ambos casos hay que molestarse en indagar cuál ha sido la evolución histórica de ambos indicadores, cuáles han sido los máximos y los mínimos para poder ponernos, por ejemplo, en un escenario adverso de subidas de tipos y estudiar si en ese escenario seríamos capaces de hacer frente a la hipoteca”, explica Monserrat. El Euribor se encuentra actualmente en el 0,55%, mínimos históricos, sin embargo, en julio de 2008 fijó su máximo mensual en el 5,393%.

Seguros de vida, de hogar, planes de pensiones...

También es muy importante tener en cuenta que el diferencial ofrecido va en la mayoría de los casos asociado a la contratación de determinados productos. Hay un ‘pack básico’ que suele incluir el seguro de hogar, la domiciliación de la nómina y de varios recibos y la contratación de una tarjeta de crédito, generalmente con un consumo mínimo. “La contratación de estos productos entra dentro de lo normal”, comenta Juan Villén, responsable de hipotecas de idealista.com.

“El seguro de incendio o de hogar es obligatorio por ley y la entidad financiera lo suele exigir como requisito indispensable para la concesión del préstamo. La diferencia entre contratarlo entre una u otra entidad apenas suponen 15 ó 20 euros al año por lo que jamás te va a compensar contratarlo con otra entidad y que te suba el diferencial”, añade Villén. Respecto a las tarjetas de crédito, “que el banco te pueda exigir un gasto mínimo anual de 3.000 euros no es nada disparatado. Apenas suponen 250 euros al mes. Un gasto que para una familia se va ya solamente en alimentación y transporte. Lo que hay que hacer es acostumbrarse a realizar esos pagos con esa tarjeta, no en efectivo”.

El seguro de vida, aunque no es obligatorio, es recomendable. Ahora bien, también hay que tirar de calculadora para comprobar si interesa contratarlo con la entidad que nos ofrece la hipoteca o con otra a cambio de una subida en el diferencial. El gasto anual, comenta Villén, es muy variable según la entidad: puede oscilar desde 500 a 6.000 euros en función de la cobertura, la prima, etc…

Innecesario y onerosa es la contratación de planes de pensiones y fondos de inversión. Algunas entidades pueden llegar a pedir aportaciones o inversiones de hasta 6.000 anuales como condición para rebajar unos puntos el diferencial. “Con el plan de pensiones tenemos que tener en cuenta que se va a paralizar una importante cantidad de dinero hasta la jubilación. No suele merecer la pena”. Atención también con las dobles garantías. “Es práctica habitual pedir que se hipoteque una segunda vivienda, que se exija un avalista, con los riesgos que esto implica, o que se pignoren determinados ahorros, por ejemplo, un depósito, que luego será muy difícil de recuperar puesto que estará atado a la hipoteca", concluye Monserrat.

Comisiones, cláusulas suelo, swaps...

Tampoco hay que perder de vistas las comisiones asociadas a la contratación de una hipoteca. La más importante para Pau Monserrat es la de apertura, pero también existen comisiones de cancelación anticipada del préstamo, de subrogación, así como de amortización total o parcial del préstamo. Hay que tenerlas en cuenta por si queremos amortizar capital en el futuro o cambiarnos a una hipoteca más barata.

Por último conviene comprobar que no exista cláusula suelo. En la actualidad hay varios frentes judiciales abiertos contra la banca. Sin embargo, algunas hipotecas todavía las incluyen. Cuidado también con los swaps, “nada recomendables en las condiciones que suele ofrecer la banca”, según Pau Monserrat. “Proliferaron mucho cuando los tipos estaban muy altos y a la banca le interesaba porque sabía que los tipos iban a bajar. Ahora, con los tipos en mínimos, no les interesa", concluye.

#18
Compartir
15 Creo que estamos diciendo lo mismo no entendian lo que firmaban a pesar de explicarlo, una minoría si comprendía el riesgo de la operación, y nunca dio problemas de pago.

Afortunadamente siempre me han tocado notarios pasados que leían completamente la escritura y paraban en los puntos claves para aclarar su contenido, por ejemplo; la responsabilidad hipotecaria.

Pero esos notarios pelma no solían ser del agrado del firmante, que llegaba con la idea de despachar el asunto en diez minutos.
Ampliar comentario
#17
Compartir
16 En el momento de tenerlo todo listo para firmar no recuerdo, antes sí. Piensa que este tipo de información siempre he procurado darla con tiempo.
Ampliar comentario
#16
Compartir
15

¿y huno alguno que, después de las &034;aclaraciones&034;, se lo pensó mejor y no firmó?
Ampliar comentario
#15
Compartir
9 Tal vez estos sean los casos que has tramitado, pero en mi experiencia profesional hipotecaria abundan más los clientes que no sabían lo que firmaban y el banco o notario nada dijo [y mi labor fue aclarar lo que nadie explicaba], que los casos que tu comentas.
Ampliar comentario
#14
Compartir
13 es cierto, deberían darle un premio de buen ciudadano a todos los banqueros... y tb. una multa a los hipotecados por dejarse engañar.
Ampliar comentario
#13
Compartir
12 Le dire, cinco días antes de la firma, se les entregaba la oferta vinculante, que naturalmente pasaban de leer y por supuesto de preguntar nada sobre la misma.

Al contrario se les perseguía para intentar explicársela continuaban pasando de todo.

En la firma lo único que hay que hacer es comprobar si las condiciones que lee el notario son las mismas que las que figuran en la vinculante, en caso contrario se para la firma.

Pero el cliente solo estaba a la espera del ingreso, en cuenta, del sobrante, para acto seguido irse de viaje o comprar un coche nuevo.

Los engaños que, los ha habido, son generados en buena parte por la ignorancia absoluta, en temas financieros y legales,de los firmantes de las hipotecas. lo han dejado todo a la buena fe.






Ampliar comentario
#12
Compartir
Este es un grave problema de la sociedad en su conjunto, el estado debe intervenir para evitar males mayores, lo que me parece y solo lo vuelco como un pessamiento en vos alta, se debería dar el contrato a firmar con un mínimo de 48 horas previas, el firmante tiene tiempo de leer cuantas veces quiera o consultar a gente de su confianza o profesionales que lo asesoren.
Lo cierto es que algo debe de hacerse, así como está planteado no funciona para el cliente y funciona muy bien para el banco.
Ampliar comentario
#11
Compartir
8

el notario hace su trabajo, que es dar fe.

lease el post 7,
Ampliar comentario
#10
Compartir
9 Lo que parece inaudito es que cuando un persona va a comprar por ejemplo, un coche, algo de mucho menos valor que un vivienda, lo mia yremir, pide la ayuda un profesional amigo y toma todas las medidas posibles, pero cuando va a comprar lo que será, seguramente lo mas importante de su vida, ni siquiera lee lo que firma; pero con ser inaudito, lo peor a mi juicio, es que con trabajo previsible de 10 años, firme una deuda pagar en 40 años, ¿con qué garantías lo hace?.
Ampliar comentario
#9
Compartir
He asistido a la firma de muchas hipotecas,y la cruda realidad es que el hipotecado no comprende lo que firma, por mucho que se lo expliques. Solo le interesa el importe de la cuota.

Se facilita la información previa a la hipoteca, oferta vinculantepero mas de lo mismo no la entienden

Sobre los notarios una anécdota, con uno de ellos, nadie quería firmarpor pesado leía la escritura integra, y se paraba para preguntar si se entendía. La respuesta del firmante,&034;siga que tengo que regresar al trabajo o tengo que ir a buscar al niño&034; .

Lo único que pretendían los compradores era aliviar el tramite, a nadie se le negó aclarar una duda, pero sencillamente no se solicitaban aclaraciones.

Creo que la crisis ha servido para que los españoles empiecen a darse cuenta de que lo que firman deben cumplirlo que, no se trata de un cachondeo.

Ampliar comentario
#8
Compartir
6 el notario no es mi amigo, pero si le pago tendría que hacer su trabajo. aunque parece que su trabajo es el mismo que el del banco, o sea, engañar al cliente.
repito, da igual que te lo dejen leer, es algo que no lo entiende nadie que no sea experto.
he tenido la experiencia varias veces y siempre es igual. si no tuviese necesidad o si las hipotecas fuesen más fáciles de conseguir no estaríamos donde estamos.
muy bonitas palabras que siempre escucho a posteriori, pero la gran mayoría hemos sido igual de engañados a sabiendas.
me parece penoso ponerse del lado del estafador por muy poderoso que sea, a no ser que se tenga algún tipo de interés.
el caso de las preferentes es el mismo, solo que un poco más extremo. aprovecharse de la ignorancia de los clientes.
Ampliar comentario
#7
Compartir
5

por cierto, al notario no le pagas para que &034;informe al pagador&034;. le pagas para que de fe publica sobre actos y contratos, y para que los negocios jurídicos que afecten a inmuebles accedan al Registro de la Propiedad.

[en realidad, todo ello resulta muy conveniente, toda vez que nuestro sistema impositivo se basa en la existencia de muchos trámites y registros, de tal forma que tengas que pagar cada vez que pasas por ellos. así hacienda-somos-todos no se preocupa de investigar los rendimientos economicos, sino que se dedica a cobrarte por poner sellitos en los papeles].

así que para eso están los notarios, para dar fe publica. lo de &034;informar al pagador&034; es la excusa que ponen para mantener en pleno siglo XXI un sistema de monopolio legal en que se realizan funciones de carácter público en régimen de organización privada. algo insólito en el mundo civilizado...

en fin, la historia de siempre. justificar la falta de libertad de establecimiento en un supuesto &034;interés del ciudadano&034;, que se vende mejor que la defensa de los propios privilegios corporativos.
notarias, farmacias, taxis... la justificación a sus privilegios siempre es la misma: &034;es por tu bien&034;.
Ampliar comentario
#6
Compartir
4

4

el notario no es tu amigo.

tú le pagas al notario, y tienes derecho a obtener una copia de lo que vas a firmar, y a leerlo cuantas veces quieras, y si no te enteras a buscar asesoramiento.

otra cosa es que son lentejas, pero la excusa mala de &034;es que no me han dejado leerlo&034;... pues como que no.

ah, otra cosa.. ya está bien de la chorrada de la vivienda como &034;bien de primera necesidad&034;. la comida y la ropa también son de primera necesidad y no hay tanta prosopopeya

ah, y antes de que me salte con el &034;derecho constitucional&034; a la vivienda, lea el artículo de marras. dice que tienes derecho a una &034;vivienda digna&034; [bonito palabro... ¿quien decide el grado de dignidad?] pero no dice si en propiedad, en alquiler, en préstamo o en okupacion. vamos, que no dice nada.
Ampliar comentario
#5
Compartir
Si la firma de la hipotéca es ante Notario y este cobra honorarios, se supone que es para que el Notario informe al pagador, muchas veces ignorante, de que es lo que está firmando. La realidad es que muchas veces te encuentras con escrituras con errores hasta en el DNI, luego la escritura no se la lee ni el Notario, por no hablar del secretario.
Ampliar comentario
#4
Compartir
el notario siempre viene con prisa y es un tío muy serio [eso te dicen siempre los del banco]. el notario te lee un par de cosas, como mucho; da igual que te lo leas tú diez veces que no vas a entender ni la mitad de la mitad, de hecho está redactado de tal forma para que no lo entiendas.
la vivienda es una adquisición de primera necesidad, no te compras una casa por capricho si no para vivir en ella.
todo está muy bien montado para conseguir lo que han conseguido, con leyes hechas a su medida por sus amigos políticos, a los que recompensarán ampliamente.
saludos
Ampliar comentario