Madrid, 25 abr (EFECOM).- La patronal de constructoras y concesionarias Seopan y la ingeniería Sener han elaborado un informe que identifica 814 proyectos de infraestructuras prioritarios para España y que conllevarían la generación de casi 1 millón de empleos con la movilización de más de 100.000 millones de euros de inversión.

En concreto, con estos proyectos, centrados en agua, medio ambiente, transporte y urbanismo, se crearían 994.120 empleos, 78.907 millones de euros de actividad económica inducida y 50.851 millones de euros de retorno fiscal.

Al tratarse de inversiones que se encuentran, o lo han estado en el pasado, en fase de planificación, su ejecución podría ser abordada en el periodo 2017/2021, según el informe, presentado hoy en Madrid.

La justificación de las inversiones obedece, para las infraestructuras de agua y medio ambiente, a criterios de cumplimiento de los hitos temporales impuestos por directivas y, para las de transporte y urbanismo, a criterios de rentabilidad social atendiendo a su coste-beneficio, según la metodología utilizada por la Comisión Europea (CE).

En infraestructuras de agua, se proponen 510 actuaciones prioritarias de 12.014 millones de euros de inversión repartidas en 15 tipologías de obras hidráulicas.

El documento plantea además 32 hitos con 6.522 millones de inversión en infraestructuras de medio ambiente, centradas en el tratamiento de residuos.

También recoge 272 actuaciones prioritarias de 85.244 millones inversión, repartidas en varias tipologías de infraestructuras de transporte terrestre -mercancías y logística, accesibilidad a ciudades, redes secundarias, gestión de capacidad y movilidad urbana-.

Durante la presentación del informe, el presidente de Seopan, Julián Núñez, ha insistido en la necesidad de un Pacto de Estado de Infraestructuras para que el sector no esté sujeto a los vaivenes políticos, y ha abogado por buscar nuevas fórmulas de colaboración público privadas para compensar la caída de la inversión pública.

En este sentido, Seopan ha elaborado, junto la consultora Deloitte y el despacho de abogados Uría Menéndez, un informe que aborda las claves de un modelo eficiente de concesiones que permita atraer la inversión privada necesaria y reducir al mínimo el cómputo en el déficit público de las inversiones en infraestructuras.

Tras analizar casos de éxito de concesiones internacionales, han concluido que éstos minimizan las posibles desviaciones en plazo y coste de los proyectos, consiguen una transferencia de riesgo al sector privado equilibrada y eficiente y potencian el uso de mecanismos de financiación novedosos, todo ello con una alta predictibilidad y seguridad jurídica para los inversores.

El estudio añade que para poder atraer la gran y creciente liquidez que existe en los mercados y acometer las inversiones necesarias, se requiere del uso de esquemas de asociación público-privada (APPs). EFECOM