Santander, 21 abr (EFE).- La Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) ha pedido hoy al Gobierno que clarifique cuándo un apartamento es turístico y regule su fiscalidad y seguridad, y que exija a las grandes plataformas dedicadas a anunciar alojamientos turísticos por internet que no publiciten los que sean ilegales.

Las medidas las ha reclamado el presidente de la Comisión de Turismo de la FEMP y alcalde de Palma de Mallorca, José Francisco Hila, en Santander, donde se ha reunido hoy esté órgano para hablar sobre los retos de cara al futuro a los que se enfrentan los municipios en esa materia.

Acompañado en rueda de prensa por la alcaldesa de la capital cántabra, Gema Igual, Hila ha explicado que la actividad del alquiler de apartamentos turísticos se desarrolla en "muchas ocasiones" de forma ilegal, con lo que se defrauda una "enorme cantidad de dinero" en impuestos.

Como ejemplo, ha señalado que "más del 90 por ciento" del alquiler en Palma de Mallorca "es ilegal" y ha opinado que el Estado tendría que regular esa actividad fiscalmente y establecer la identificación obligatoria del que alquila el apartamento, igual que ocurre en los hoteles.

Con estos controles, Hila considera que también se asegura la calidad y la seguridad, que son "imagen turística de España", además de la convivencia con los vecinos, que es donde cree que pueden "entrar los ayuntamientos".

El alcalde de Palma ha señalado también las dificultades a las que se enfrentan los ayuntamientos a la hora de clasificar un apartamento como turístico y definir qué ley se le aplica, con una "frontera" legal donde están los "problemas" y en la que "mucha gente es especialista en moverse".

"Lo que estaría bien es clarificar en la Ley de Arrendamientos Urbanos cuándo un apartamento es turístico y cuándo no. Y de esa forma eliminar las zonas de sombra que pueden ser aprovechadas", ha opinado.EFE

fb/jlg