Madrid, 25 mar (EFECOM).- La Inspección de Trabajo y Seguridad Social ha sumado entre 2015 y 2016 un total de 2.880 actuaciones dentro de un plan especifico para controlar el uso correcto de los contratos para la formación y que ha servido para detectar 202 infracciones.

Según los datos recogidos en una respuesta parlamentaria, Empleo detalla el número de contratos de este tipo firmados desde 2010 y que, incluida la cifra definitiva de 2016 con 46.384, superan los 646.000.

La cifra de 2016 contrasta con las de años anteriores como 2015, con 174.923 contratos de este tipo, o 2014, con 139.864.

Junto a estos datos, Empleo detalla las actuaciones que se han llevado a cabo para controlar el buen uso de este formato, destinado a jóvenes de entre 16 y 24 años sin formación, aunque desde finales de 2012 se amplió a 30 años la franja de edad.

Este contrato busca cualificar a jóvenes en diversos oficios.

Esta modalidad también contempla una serie de reducciones y bonificaciones a las cuotas de la Seguridad Social si se convierten en indefinidos.

Sobre este aspecto, en la misma respuesta parlamentaria, Empleo señala que estas reducciones no han supuesto una disminución en la recaudación de la Seguridad Social sino que, al contrario, han favorecido al aumento de afiliados y al incremento de la recaudación líquida por cuotas en el Régimen General con un alza del 4 %. EFECOM