Bruselas, 21 dic (EFECOM).- El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sentenció hoy que el acuerdo comercial agrícola y pesquero de los Veintiocho con Marruecos nunca fue aplicable al Sáhara Occidental, ya que esa región no forma parte del territorio de Marruecos.

La decisión del TJUE anula así el fallo previo del Tribunal General, pues este no extrajo las consecuencias del estatuto del que goza el Sáhara Occidental a la luz del Derecho Internacional.

Ese territorio quedaba automáticamente fuera del ámbito de aplicación del acuerdo adoptado entre la UE y Marruecos en 2012 bajo la expresión "territorio del Reino de Marruecos", indicó el TJUE.

De esa forma, el Tribunal no admite el recurso planteado por el Frente Polisario, que argumentaba que la explotación de los recursos naturales del Sáhara Occidental bajo control marroquí es "una expoliación económica cuyo objetivo es la modificación de la estructura de la sociedad saharaui".

El Tribunal General de la UE, instancia previa al Tribunal de Justicia contra el que no cabe recurso, anuló el pasado diciembre el acuerdo en la parte que afecta al Sahara Occidental al opinar que la UE no verificó si la explotación de los recursos tenía un impacto sobre la población de ese territorio, decisión que apeló el Consejo de Ministros de la Unión Europea.

La Comisión Europea (CE) presentó un recurso a esa decisión, sobre el que se pronunció hoy el Tribunal de Justicia de la UE, que observa hoy que el Tribunal General en su sentencia no tuvo en cuenta que el pacto no se refiere "en ningún momento al Sáhara Occidental", según el comunicado del TJUE.

Subraya que de la práctica internacional se desprende que cuando un tratado está destinado a aplicarse no sólo en territorio soberano de un Estado sino también más allá de él, el texto debe preverlo expresamente, lo que no ocurre en el caso del acuerdo comercial agrícola y pesquero de la UE con Marruecos.

Por último, el máximo órgano judicial de la Unión Europea expone que, en función del trato de la ONU al Sáhara Occidental (que limita con Marruecos, Argelia, Mauritania y el océano Atlántico), el pueblo saharaui puede considerarse "un tercero" ya que puede verse afectado por el acuerdo.

No obstante, el pueblo del Sáhara Occidental no ha manifestado su voluntad de que el pacto se aplique también en su territorio, con lo que deja esa posibilidad sin efecto. EFECOM

jaf/cm/sgb

(Más información sobre la Unión Europea en euroefe.euractiv.es)