(Actualiza con más datos)

Santo Domingo, 2 abr (EFE).- La Internacional Socialista (IS) criticó hoy la "utilización" del Supremo por el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, contra las decisiones del parlamento, y tildó de "golpe a la voluntad del pueblo" una eventual destitución de la presidenta brasileña Dilma Rousseff.

Reunido en Santo Domingo el 1 y 2 de abril, el Comité de la IS para América Latina y el Caribe expresó en sendas declaraciones su preocupación por las crisis políticas venezolana y brasileña.

La situación de Venezuela forma parte de las principales conclusiones de la reunión, y supone la renovación por parte del Comité de su petición de liberación de los "presos políticos" de Venezuela.

"Hay en el marco de la situación venezolana una lucha por la liberación de los presos políticos que la Internacional Socialista ha sostenido y ha mantenido, levantando su voz desde hace dos años", dijo el secretario general de la entidad, Luis Ayala, al finalizar el encuentro.

"Hemos renovado nuestra demanda, ahora sobre la base de algo muy importante, que ha sido el acuerdo en segunda lectura de la propia Asamblea Nacional de una ley de amnistía", agregó.

Es el caso de Venezuela, la IS atribuye a la actitud del gobierno de Maduro el impulso de "un conflicto de poderes mediante la utilización del Tribunal Supremo de Justicia en contra de las decisiones autónomas del Poder Legislativo venezolano" después de que la oposición lograra la mayoría de dos tercios en la Asamblea Nacional en las elecciones de diciembre pasado.

La IS muestra su rechazo por "el socavamiento de las atribuciones constitucionales de la Asamblea Nacional venezolana por parte del gobierno bolivariano que, a través del Tribunal Supremo de Justicia, dicta sentencias que violentan el espíritu de la Constitución Nacional de Venezuela y comprometen los valores del sistema democrático sustentado en el respeto, el equilibrio y la autonomía de los poderes".

Además, manifiesta su preocupación por el asedio a periodistas y editores de medios independientes y la utilización del suministro de papel prensa por parte del monopolio del Estado para controlar la información y la libertad de expresión.

La IS exhorta al Gobierno de Caracas a resolver urgentemente los graves problemas y padecimientos por lo que atraviesa el pueblo "como consecuencia de la crisis hospitalaria y de los servicios y del desabastecimiento alimentario y medicinal, que amenazan con conducir al país a una crisis humanitaria de gran envergadura y consecuencias para las futuras generaciones de venezolanos".

También insta al gobierno de Maduro a dialogar con la Asamblea Nacional por considerarlo el único camino para la reconciliación y la superación de los "graves problemas políticos, económicos y sociales" que vive Venezuela.

Con respecto a la pretensión de iniciar un juicio político por presunta corrupción a la presidenta Rousseff, la IS considera que "no se puede aceptar que un gobierno electo por el pueblo sea sustituido en un proceso donde no hay ninguna prueba hasta ahora que incrimine a la presidenta, lo que se constituiría en un verdadero golpe a la voluntad soberana del pueblo".

En este sentido, ratifica en su declaración su "compromiso con la democracia donde es fundamental el respeto a la voluntad popular expresada en las urnas mediante el voto libre".

Asimismo, considera que todas las personas involucradas en actos de corrupción, tanto los corruptos cuanto los corruptores, deberán responder por sus actos ante la justicia. EFE