publicidad
publicidad

Ir a www.cotizalia.com Ir a www.vanitatis.com

Logo de El Confidencial
2.300.000 lectores influyentes
Tecnología     Salud  Fórmula 1

Viernes, 30 de octubre de 2009

España Comunicación Cultura Mundo Sociedad
Con Lupa Al Grano Mientras Tanto Dos Palabras Sin enmienda Fuera de Gobierno Valor del Derecho El Confidente
Hoteles Gastronomía Viajes Arte Libros Música La mochila de Kike Cuaderno Matoses
Editar perfil Foro Foro Interno El Café

ElConfidencial.com > Tendencias > Viaje > Jerusalén | Israel | Palestina

La soterrada disputa sobre los santuarios de Jerusalén

La soterrada disputa sobre los santuarios de Jerusalén

El rabino del Muro de las Lamentaciones, Shmuel Rabinovich (Imágenes: Efe)

Daniela Brik (Efe) - 28/10/2009

Deja tu comentario (2)

Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5) (5/5 | 3 votos)

El Muro de las Lamentaciones, la Mezquita de Al-Aksa o el Santo Sepulcro son probablemente los vestigios más conocidos de Jerusalén, que esconde otros hallazgos arqueológicos no menos disputados por judíos y palestinos. Uno de ellos es el túnel del Muro Occidental, cuya apertura en 1996 por el primer gobierno de Benjamín Netanyahu desató una oleada de enfrentamientos en los que murieron 80 palestinos y 14 soldados israelíes, en lo que se denominó la ‘Intifada del Túnel’.

Las primeras excavaciones de estos pasadizos fueron conducidas por expedicionarios británicos hace más de un siglo, y en la actualidad la Autoridad de Antigüedades de Israel está a cargo del proyecto, que a primera vista pareciera que tiene por objeto rescatar la esencia judía en la ciudad. Así lo atestiguan varios baños rituales judíos (mikve), o un punto desde el que los arqueólogos consideran que se accedía al ‘sancta sanctorum’, el sitio que albergaba el Arca de la Alianza.

Sin embargo, los palestinos denuncian que esos túneles no solo discurren por el barrio musulmán de la ciudadela, capturado por Israel en la guerra de 1967, sino que ponen en peligro la estabilidad de las mezquita de Al-Aksa, argumento utilizado para impedir posteriores excavaciones en la zona. Y es que la ciudad santa siempre ha sido foco de tensión.

 

Jerusalén como símbolo

Jerusalén es considerada el nudo gordiano del conflicto en Oriente Medio y su ciudad antigua, donde se emplazan los principales santuarios para las tres religiones monoteístas, supone el meollo de las disputas, pues cualquier intento por cambiar el estatus quo despierta enorme sensibilidad.

El último ejemplo han sido los disturbios desde hace tres semanas en torno a la Explanada de las Mezquitas, donde se emplazan Al-Aksa y Omar -también conocida como Domo de la Roca-, y tercer lugar más importante para el islám. El mismo recinto es para los judíos el Monte del Templo, pues consideran que albergaba el bíblico santuario israelita levantado por el Rey Herodes hace 2.000 años y destruido por los romanos en el año 70 de nuestra era.

Una de las paredes occidentales que rodeaba esa planicie es hoy el único resto visible a la luz del día y principal santuario para el judaísmo, el Muro de las Lamentaciones, aunque la pared prosigue varias decenas de metros bajo tierra. "Esta es la misma pared que la gente puede ver afuera, pero mejor conservada porque está bien protegida por los arcos que se alzan sobre nosotros", explica la guía turística israelí Hadas Bukaí al conducir a un grupo de periodistas por los subterráneos que recorren el muro por debajo del nivel del suelo.

 

De Herodes hasta la actualidad

Poco antes, varios devotos judíos habían colocado entre los intersticios de las enormes piedras excavadas papelitos con plegarias, al igual que se estila en la parte conocida del muro. Los enormes bloques que conforman el muro aparecen marcados con una serie de hendiduras que según los expertos, son características del período herodiano, conocido por obras de colosal ingeniería en las que no se empleaba argamasa sino el propio peso y la colocación escalonada de las piedras.

"Aquí uno se puede percatar de la diferencia entre las piedras de arriba, que no son tan antiguas como las de abajo, colocadas hace dos mil años en tiempos del Rey Herodes", aclara Bukaí, que asegura que "Israel no excava bajo los cimientos del Monte del Templo" y que las excavaciones bordean el muro.

El rabino del Muro de las Lamentaciones, Shmuel Rabinovich, afirma que "todo lo que se realiza aquí está fuera del recinto porque la ley judía lo prohíbe". El viceministro de Turismo palestino, Maruán Tubasi, cree que las excavaciones están en línea con la política israelí "para judaizar Jerusalén" y son contrarias a las resoluciones de la ONU.

El director de Antigüedades de su ministerio, Taha Hamdán, apunta que "no existe un debate histórico sobre los hallazgos, que sean judíos o de otra índole, también forman parte de nuestra historia". "Desafortunadamente se emplea la arqueología como instrumento de división en lugar de medio de entendimiento entre palestinos e israelíes", concluye.

 

Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5)Valorado (5/5) (5/5 | 3 votos)

 RSS   

 Delicious   

 Technorati   

 Fresqui   

 Menéame   

¿Qué es esto?

Opiniones de los lectores (2)

Deja tu comentario

2. usuario registrado yoss»28/10/2009, 12:43 h.

alucino con las declaraciones del ministro de turismo palestino. Es evidente que el origen de Jerusalem es judio

 Me gusta (0)    |   marcar ofensivo Marcar como ofensivo    |     Responder   

1. usuario registrado gaucho»28/10/2009, 09:24 h.

El templo de Salomón tiene un antes y un despues del periodo de cautividad en Babilonia. Los judios que se quedaron o sea los samaritanos algunos dicen que es el auténtico pueblo judio y los que regresaron del cautiverio venian adoctrinados con ideas babilonicas. Esos restos que se están buscando pertenecen al primer templo. El judaismo actual tiene mas que ver con el segundo templo. tambien es interesante ver la relación con Osiris.

 Me gusta (0)    |   marcar ofensivo Marcar como ofensivo    |     Responder   

| Ver más comentarios ⇓

Deja tu comentario

El equipo de redacción revisará las opiniones para evitar la difusión de comentarios no apropiados o insultos. El horario del foro es de 07:00 a 23:00 h. Fuera de ese horario no se incluirán opiniones.

los más leidos los más leidos los más comentados los más enviados

Todos los derechos reservados © Prohibida la reproducción total o parcial

Auditado por Ojd

Enlaces de Interés