'SÓLO' CONSIGUIERON ROBAR 100 MILLONES

El absurdo error ortográfico que frenó un multimillonario robo online a un banco

Ocurrió en el Banco Central de Bangladesh, donde decenas de operaciones fraudulentas se llevaron a cabo, hasta que los 'hackers' tuvieron una falta de ortografía
Foto: (Foto: Corbis)
(Foto: Corbis)

Ver para creer. Los 'hackers' más avezados, a veces, también son los más torpes, tal y como se ha demostrado en un caso que está dando la vuelta al mundo. Ocurrió hace escasos días, cuando unos ladrones informáticos estaban llevando a cabo una megaoperación para robar cerca de 1.000 millones de euros. Todo estaba yendo por el camino que estos delicuentes tenían planeado... hasta que un simple error ortográfico detuvo uno de los mayores robos online de la historia.

Varios 'hackers' fueron capaces de violar los sistemas de seguridad del Banco Central de Bangladesh, robar sus credenciales e iniciar multimillonarias transferencias para su beneficio. Su operación estaba funcionando a las mil maravillas... hasta que se torció: en uno de sus últimos movimientos económicos, los ladrones virtuales equivocaron una palabra, lo que dio al traste con esta operación y con algunas otras ya ejecutadas, pero que fueron detenidas a tiempo.

Tras hacerse pasar por el Banco de Bangladesh, los delincuentes comenzaron a bombardear a la Reserva Federal de Nueva York con más de cincuenta peticiones de transferencias por diversos importes. Estas operaciones comenzaron a ejecutarse, yendo a parar cerca de 100 millones de euros a unas cuentas situadas en Filipinas. Pero, entonces, llegó el error que los descubrió: el pedido para la 'Foundation Shalika' no se produjo... porque escribieron 'Fandation'.

Los 'hackers' escribieron 'Fandation' en lugar de 'Foundation', lo que hizo saltar las alarmas

La transferencia para la supuesta organización sin ánimo de lucro por valor de 20 millones de euros quedó detenida, después de que el banco no encontrara el destinatario exacto. Sería a partir de ahí, y por ese absurdo error, cuando se iban a dar cuenta que esta ONG no existía y que todo apuntaba a que podría estar tratándose de una operación fraudulenta. Tras analizarlo iban a descubrir que, efectivamente, no se trataba de una operación legal.

Al mismo tiempo, y tras descubrirse esta situación, la Reserva Federal, también iba a darse cuenta de que algo extraño pasaba, dado el alto número de peticiones de transferencias y los importes tan elevados, lo que dio lugar a que saltara la operación que los 'hackers' estaban llevando a cabo. Pese a ello, los ladrones ya habían sido capaces de embolsarse cerca de 100 millones, unas cantidades nada desdeñables y que continúan rastreando las autoridades.

Operaciones detenidas por valor de 950 millones

Por fortuna para el Banco de Bangladesh, este error ortográfico permitió que detuvieran el resto de operaciones que se estaban llevando a cabo, siendo capaces de frenar operaciones cuyo montante ascendía a cantidades cercanas a los 950 millones de euros. Los servicios de seguridad continúan investigando las identidades de los 'hackers' encargados del robo, siguiendo el rastro del movimiento de dinero que les termina por llevar a cuentas en Filipinas.

Kaspersky, empresa experta en seguridad en la red, ya realizó el pasado año un estudio según el cual los ladrones cibernéticos se habían hecho, alrededor del mundo, con robos que alcanzaban los 1.000 millones de euros, consiguiendo entrar en los sistemas de seguridad de hasta 150 bancos. Por fortuna para el Banco de Bangladesh, el que podía haber sido uno de los mayores robos de la historia de internet se pudo detener -al menos en parte-... gracias a una errata.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ºC

ºC