Son las 14:30, están a punto de cerrar la oficina. Una empleada, como cada día, se dispone a recargar el cajero. Una furgoneta frena en la puerta y cuatro encapuchados irrumpen en la oficina. Dos de ellos la arrinconan, otros dos entran. El primero va a por el otro empleado que está en la oficina en esos momentos, el cuarto atracador, mientras tanto, vacía la caja fuerte. Dos minutos son suficientes para dar el golpe.
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios