EL I-COCKPIT CON PANTALLA 12,3 PULGADAS DE SERIE

Al volante del Nuevo Peugeot 3008, el todocamino más futurista

Peugeot lanza al mercado español su nuevo 3008, la puesta dentro del segmento todocamino compacto que destaca por un estética llamativa y moderna, por un interior

Peugeot lanza al mercado español su nuevo 3008, la puesta dentro del segmento todocamino compacto que destaca por un estética llamativa y moderna, por un interior amplio y por la máxima tecnología. La apuesta más moderna dentro de este tipo de vehículos con cierto espíritu campero que tanto gustan a los nuevos clientes. A la venta desde 23.450 euros con campaña de descuento.

El anterior modelo con este nombre, el 3008, era un vehículo a mitad de camino entre un monovolumen y un todocamino, pero en este nuevo modelo, un vehículo completamente distinto a su antecesor del que solo hereda el nombre, el coche se convierte en un verdadero SUV. Hemos realizado una primera toma de contacto con el nuevo modelo de Peugeot en las proximidades de la localidad italiana de Bolonia.

Su estética es su primera gran novedad que salta a la vista nada más ver el coche, gracias a una nueva parrilla, más prominente y vertical. En una vista lateral lo más innovador son sus pasos de rueda protegidos de manera muy discreta con un material plástico y las aletas traseras ensanchadas para ofrecer un aspecto más potente, más robusto. También, una ancha moldura inferior de aspecto metálico que le proporciona una sensación de mayor robustez. 

Puesto de mando futurista
Puesto de mando futurista

En el interior encontramos un habitáculo muy amplio, gracias a su longitud exterior de 4,45 metros y a su buen aprovechamiento. Las plazas traseras son suficientes en su cota de anchura pero muy buenas en cuanto a espacio para piernas, lo mismo que en altura para la cabeza de sus ocupantes. Pero lo mejor del habitáculo lo encontramos en la parte delantera, en su salpicadero.

Dos cosas son las que más sorprenden en el interior del vehículo, un volante muy pequeño y un completo i-cockpit, que es de serie en toda la gama desde la versión de acceso y que contribuye a darle al vehículo ese aspecto moderno y muy funcional que le caracteriza.

Por definirlo de alguna manera, el puesto de conducción toma las líneas maestras del empleado en el Peugeot 308, pero convenientemente modificado y puesto al día. Por un lado su volante, que es muy pequeño, extremadamente pequeño si hablamos de él solo después de verlo y antes de sentarnos a los mandos del coche y empezar a conducirlo.

Pero cuando empezamos a hacer kilómetros se puede apreciar que el volante es perfecto, que cae perfectamente en las manos del conductor y que se adapta perfectamente a él, o al menos es lo que me ha ocurrido a mí. Les decía que es algo parecido al del 308, pero con un cambio importante, ya que si en el compacto el volante está achatado por la parte inferior, en este caso se achata tanto por arriba como por abajo. Es decir, que es más parecido al de un Fórmula 1. La razón es que el aplanado en la parte superior permite ver mucho mejor el cuadro de instrumentos.

Al volante del Nuevo Peugeot 3008, el todocamino más futurista

Y este detalle, que se agradecería en cualquier coche, se agradece mucho más en este modelo con el i-cockpit de serie. Gracias a este sistema, el cuadro de instrumentos con los dos clásicos relojes se ve sustituido por una gran pantalla en la que el conductor puede programar cómo quiere ver las cosas. Pantalla con el navegador en grande en todo el centro, relojes muy pequeños pero que ofrecen una buena visibilidad porque se convierten en pequeñas ruedas que giran marcando los datos de velocidad y régimen de giro. Es similar al que ofrece Audi, pero con más posibilidades de uso y, sobre todo, de serie en toda la gama.

Lo mejor es que todos estos cambios de visualización del cuadro se realizan de manera muy sencilla con un botón giratorio en el lado izquierdo del volante. El conductor va girando y cuando ve el modo que le gusta solo debe presionar ese botón hacia adentro. Y por si acaso no es bastante con todas estas novedades, además el 3008 incluye el i-cockpit Ambience.

Gracias a este sistema, los ocupantes mejoran su confort sensorial. Así, mejora la visión gracias a la gestión de la intensidad lumínica y las posibilidades de cambio de ambiente cromático de las pantallas. También  mejora el sentido del oído con los diferentes parámetros de ambiente musical, mientras que para el sentido del olfato, el vehículo dispone de un difusor de fragancias, que de momento tiene 3 olores que se irán ampliando con el tiempo. Y por último, también se actúa sobre el tacto, en base a los sistemas de masaje que ofrecen los asientos, con hasta cinco programas diferentes. Sin duda este 3008 ofrece una gran experiencia sensorial.

Como las teclas de un piano
Como las teclas de un piano

La clave del nuevo modelo es que emplea la misma plataforma EMP2 empleada en el nuevo 308, lo que ha permitido conseguir un coche de peso ajustado (100 kilos menos que su antecesor), con un amplio maletero y con unas posibilidades de equipamientos de ayuda a la conducción muy buenos. Como en todos los vehículos del segmento todocamino, la versatilidad ha sido un aspecto clave en su desarrollo. El nuevo Peugeot 3008 ofrece cinco plazas, buenas si tenemos en cuenta sus dimensiones exteriores.

En cuanto a su maletero, el punto de partida es de 520 litros, uno de los mejores del segmento todocamino, pero que con la posibilidad de plegar los asientos traseros puede llegar hasta los 1.580 litros. Un aspecto importante es que según las versiones, el 3008 ofrece la posibilidad de abrir el portón del maletero con el pie y con un accionamiento eléctrico.   

Esta plataforma EMP2 facilita el empleo de las mecánicas más eficientes del grupo francés PSA, tanto en diesel como en gasolina. De los primeros, sin duda los más buscados en el mercado español, se ofrecen cuatro alternativas, las variantes de 100, 120, 150 y 180 caballos, todos ellos de la familia de propulsor BlueHdi. Son motores que destacan por la presencia de un catalizador SCR, lo que hace necesario el uso de AdBlue. Pero gracias a ello, se reducen las emisiones de los peligrosos óxidos nitrosos en más de un 80%. Y también son menores las de monóxido y dióxido de carbono (CO y CO2).

En cuanto a los de gasolina, en un principio se ofrecen dos alternativas, un propulsor de 3 cilindros con 130 caballos, un Puretech ya empleado en otros modelos de la gama que destaca por unos consumos muy ajustados, casi como los de un diesel. Y por encima el propulsor de cuatro cilindros con Turbo de 165 caballos.

Luces traseras
Luces traseras

Las versiones más potentes ofrecen un cambio automático de 6 marchas, el EAT6 ya empleado en otros modelos de la marca, que en este caso ofrece un funcionamiento excelente. Es un cambio de convertidor de par, es decir un clásico cambio automático, pero incluye los últimos avances técnicos que hacen que su funcionamiento sea muy similar al de uno de doble embrague por el menor resbalamiento del convertidor.

En cuanto a la tracción 4x4, no está disponible en ningún modelo de la gama 3008. Pese a que cada día se venden más vehículos todocamino, más del 90% de las ventas corresponden a coches de tracción delantera. Y de ahí que Peugeot haya decidido apostar solo por la tracción delantera en su nuevo modelo. Eso sí, para los que busquen aumentar sus posibilidades de tracción fuera del asfalto, se ofrece opcionalmente el Grip Control.

En este caso, gracias a un selector giratorio junto a la palanca, el conductor elige entre diferentes terrenos sobre los que va a evolucionar, arena, hielo, roca o barro. En este caso, el control de tracción ajusta su modo de utilización y permiten una mejor capacidad de tracción en situaciones comprometidas, sin necesidad de emplear una tracción 4x4 bastante más costosa.

Esta opción del Grip Control supone un sobrecoste de 400 euros y además incluye un detalle muy importante, la ayuda al descenso de pendientes. Se trata de un botón situado en la parte delantera de la palanca de cambios. Si se presiona funciona en dos modos diferentes. Si mantenemos la marcha en primera, entonces baja de manera automática con una velocidad baja y de forma segura. Pero si tenemos que hacer una bajada aún más delicada, por ser un terreno muy deslizante, entonces pondremos el punto muerto. De esta forma, el vehículo baja muy despacio, a 3 o 4 km/h  y evita cualquier peligro en un descenso más comprometido.

Este nuevo Peugeot 3008 va a revolucionar el segmento todocamino porque trae aire nuevo y muy fresco al segmento, una estética llamativa y moderna que incluye hasta una terminación bitono muy vistosa. Y lo mejor es que incorpora un equipamiento tecnológico muy completo,  como el i-cockpit de serie desde la versión de acceso, o como el control de crucero adaptativo o el navegador, todos ellos de serie según versiones e integrado este último también en el i-cockpit.

Imagen de la presentación
Imagen de la presentación

En función de las versiones, el 3008 puede disponer de navegación en tres dimensiones, pantalla táctil de 8”, llantas de aleación de hasta 19 pulgadas, techo solar, asistente inteligente de luces, control de crucero adaptativo con función stop, detector de ángulo muerto o de reconocimiento de las señales de tráfico. Además, como una opción muy innovadora, el nuevo 3008 puede contar con un patinete eléctrico, el e-kick, ideal para completar el viaje desde el lugar de aparcamiento hasta nuestro destino final. Esta opción cuesta 1.150 euros.

La gama está conformada en base a las cinco motorizaciones disponibles con potencias de entre 100 y 180 caballos, con dos variantes de cambio de marchas, el manual de seis marchas en toda la gama y opcionalmente uno automático no disponible en la versión BuleHDI de 100 caballos de acceso. Hay cuatro niveles de acabado, el Active de acceso y por encima el Allure algo más completo, la variante GT-Line con un toque más deportivo y como tope de gama la variante GT con el motor más potente de 180 caballos, disponible solo con el cambio automático y con el equipamiento más completo disponible.

En nuestra toma de contacto con el nuevo 3008 en carreteras de Bolonia hemos podido conducir las dos variantes más potentes, el gasolina con turbo de 165 caballos y el diesel con el acabado GT y 180 caballos, en ambos casos versiones solo disponibles con el cambio automático de seis marchas. Su funcionamiento es muy bueno, con una magnífica estabilidad y con un cambio de manejo muy agradable.

La sorpresa es que también hemos probado la variante de acceso, con el motor de gasolina de 130 caballos, de tres cilindros, y su funcionamiento en el 3008 es también excelente. Es un motor muy voluntarioso que puede de sobra con este coche y que ofrece un comportamiento más que suficiente para la mayor parte de los usuarios y con las carreteras que tenemos en España. El motor resulta bastante elástico siempre que no queramos forzar el ritmo, pero si lo hacemos el consumo se verá aumentado.       

En cuanto a los precios recomendados para el mercado español son los siguientes, sin descontar la oferta de promoción de 1.700 euros que se aplican en toda la gama:

Nuevo 3008 Active 1.2 L Puretech 130 CV,  25.150 euros (con campaña 23.450 euros)

Nuevo 3008 Active 1.2 L Puretech 130 CV Autom., 26.950 euros.

Nuevo 3008 Active 1.6L BlueHDi 100 CV, 25.550 euros

Nuevo 3008 Active 1.6L BlueHDi 120 CV, 26. 550 euros

Nuevo 3008 Active 1.6L BlueHDi 120 CV Autom., 28. 450 euros

Nuevo 3008 Active 2.0L BlueHDi 150 CV, 28. 450 euros

Nuevo 3008 Allure 1.2 L Puretech 130 CV,  27.400 euros

Nuevo 3008 Allure 1.6L BlueHDi 120 CV, 28.900 euros

Nuevo 3008 Allure 2.0L BlueHDi 150 CV, 30.700 euros

Nuevo 3008 GT-Line 1.2 L Puretech 130 CV,  29.350 euros

Nuevo 3008 GT-Line 1.6L BlueHDi 120 CV, 30.850 euros

Nuevo 3008 GT-Line 2.0L BlueHDi 150 CV, 32.650 euros

Nuevo 3008 GT-Line 1.6L THP 165 CV Autom., 32.550 euros

Nuevo 3008 GT 2.0L BlueHDi 180 CV Autom, 37.300 euros.

Motor

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios