La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

120 KM/H. FRENTE A LOS 130 DE NUESTROS VECINOS

Si las carreteras están mejor... ¿por qué los límites de velocidad no suben desde 1981?

Es curioso que en un momento en el que todo avanza cada día más rápido, lo único que no evoluciona a más sino que lo hace
Foto: Si las carreteras están mejor... ¿por qué los límites de velocidad no suben desde 1981?
Si las carreteras están mejor... ¿por qué los límites de velocidad no suben desde 1981?
Autor
Tags
    Tiempo de lectura6 min

    Es curioso que en un momento en el que todo avanza cada día más rápido, lo único que no evoluciona a más sino que lo hace a menos es la velocidad en las carreteras españolas. Según unos datos de la Dirección General de Tráfico, en 2005 el porcentaje de vehículos controlados por los radares fijos de velocidad superando los 140 km/h era de un 6,8% mientras que en 2008 esta cifra bajó hasta sólo el 0,8% de los casos controlados. Es un dato oficial.

    Pero hay otro aspecto aún más curisoso y es que pese a la notable mejora de las carreteras, los límites de velocidad se mantienen invariables desde 1981. El primer límite genérico de velocidad se estableció en España por orden ministerial el 6 de abril de 1974 y fue de 130 km/h. Posteriormente, en 1976, y como consecuencia de la crisis del petróleo, se redujo hasta los 100 km/h y en 1981 se elevó nuevamente hasta los 120 km/h. Esta cifra es la que se ha mantenido hasta la actualidad.

    Cada día hay una mayor polémica con este tema de los límites de velocidad. Desde la DGT ni se plantean la posibilidad de cambiarlos ya que desde el departamento que dirige Pere Navarro se esgrime un estudio según el cual subir el límite de 120 a 130 km/h supondría aumentar en un 30% las víctimas del tráfico.

    Algo que no deja de sorprender cuando nuestros países vecinos, Francia o Italia, tienen el límite fijado en 130 km/h. Y también en Alemania, donde aunque hay tramos de velocidad libre en algunas autopistas, la velocidad máxima aconsejada es de 130 km/h.

    En el otro lado de esta balanza sobre los límites de velocidad están los estudios realizados a conductores. Según uno de AutoScout24, empresa lider en la venta de coches de segunda mano, cuatro de cada diez conductores encuestados declaran “un estilo de conducción ágil y circular un poco por encima de los límites de velocidad legales”.

    Igualmente la plataforma movimiento140.com, que trata de conseguir un aumento de los límites de velocidad en las carreteras, ha realizado diversos estudios según los cuales el 85% de los conductores supera entre 10 y 20 km/h la velocidad máxima permitida.

    En los últimos dos meses he estado realizando un pequeño estudio haciendo muchos kilómetros por diferentes tipos de carreteras y tratando de analizar el comportamiento de los conductores en las diferentes circunstancias.

    Y el resultado que ha podido obtener es muy diferente según los tipos de carreteras y de desplazamientos. En autovías, en las proximidades de las grandes ciudades, en general todos los conductores cumplen los límites e incluso lo hacen por debajo de ellos. Tanto en la A-1 como en la  A2, pese a tener tres carriles de entrada o salida, en general los conductores circulan por el carril central a 100 km/h.

    Sin embargo, cuando se sale de las aglomeraciones urbanas, en este tipo de trazados se suele superar la velocidad legal entre 10 y 20 km/h. Un ejemplo puede ser el caso Madrid-Valencia en el que después de los primeros 100 kilómetros desde la salida, los conductores empiezan a estar cansados y aburridos y comienzan a pisar un poco más el acelerador hasta llegar a casi 140 km/h pero siempre lo hacen muy pendientes de los radares.  

    Cuando se trata de rodar por la M-30, la via de circunvalación de Madrid, los conductores son muy escrupulosos y rara vez superan los 90 km/h. En todo caso, cuando se supera,  se hace por un ligero margen en torno a 95 o como máximo 100 km/h.

    Dentro de la M30, en la zona subterránea con límite de velocidad de 70 km/h, este límite  se cumple de manera muy estricta. La cantidad de radares puestos en la zona y, sobre todo, el hecho de que se multe por encima de 73 km/h hace que todos vayan muy pendientes. Incluso los menos expertos lo hacen a 60 km/h para evitar riesgos.

    En esta zona es curioso que en varias ocasiones he podido ver coches circulando por encima de  los 100 km/h lo que demuestra que sus conductores están exentos del pago de multas por la razón que sea. Nadie querría pagar 100 euros de multas por llegar dos minutos antes a un sitio, y no se gana mucho más tiempo.

    En la M40, una circunvalación de Madrid con un límite de 100 km/h, el comportamiento de los conductores es muy distinto según la zona de la carretera de que se trate. En toda la zona Este y Sur se cumplen de manera bastante estricta, mientras que en la zona oeste y norte, sobre todo en esta última, no se cumplen casi nunca.

    Un claro ejemplo son los túneles del Pardo, donde absolutamente nadie cumple la limitación de 80 km/h. Ni un solo coche ni camión lo cumple, lo normal es circular a 90 o 100 por el carril derecho y los de la izquierda siempre lo hacen un poco más ligeros. La señal, que parece invisible por el caso que se le hace, dice 80 km/h túneles.  

    En el tramo entre los citados túneles y la salida de la A-1 la mayor parte de los vehículos circula a 120 km/h o incluso por encima, pese a la limitación de 100 km/h. He podido hacer al menos 10 veces este recorrido circulando exactamente a 100 km/h y por el carril derecho, y en contadas ocasiones he tenido que cambiar de carril para adelantar a algún vehículo. Incluso los camiones superan este límite.

    Donde se produce el caso más escandaloso es en la desviación de la citada M40 hacia la carretera de Burgos, A1. Nada más desviarse, en una zona de dos carriles se pasa bajo un puente  en el que la señal es 60 km/h. Absolutamente todos los coches pasan por encima de 90 km/h en esa zona y tratar de ponerse a 60 como dice la señalización supone jugarse la vida. 

    Por lo que se refiere a los recorridos en ciudad, ocurre exactamente lo mismo. En las calles muy anchas, con tres o más carriles, es muy raro que se cumplan estrictamente los límites. Rodar por las Castellana cuando no hay tráfico, en una zona con pocos semáforos y hacerlo a 50 km/h supone que los autobuses nos pasarán por la derecha. Y si encontramos en nuestro recorrido algún ciclista, lo mismo.

    Las calles de Madrid, como las de cualquier otra gran ciudad, se han convertido en una gran trampa para el conductor. Si es una hora punta o hay mucho tráfico porque estará siempre atascado y cuando por lo que sea no encontremos mucho tráfico encontraremos un radar que aprovechará ese momento de animación… de ponerse a 60 km/h para quitarnos la cartera.

    #117
    123 En el mio la oda es:

    Don sin Din,
    campana sin badajo.
    Ampliar comentario
    #116
    36 &034;...sabes que hay gente que lleva 20 años conduciendo y al efectuar una frenada de emergencia llevando ABS en el coche, no pisa el embrage...&034;
    Frena Neotrade que pisas mierda.
    Tras muchos años conduciendo y con alrededor de tres millones de Kms, te diré, lo más impropio de una frenada, con ABS y sin él, es el pisar el embrague. Ya se encarga la centralita del ABS en entrar y salir las veces que haga falta para impedir que se produzca el bloqueo de las ruedas que no va a verse mitigado por el uso del embrague.
    Se han producido muchos accidentes precisamente por la acción del conductor nóvel que se asusta y pisa el embrague ante el temor de que se le cale el motor.
    En lo que si estoy de acuerdo contigo es que, no es lo mismo conducir que saber circular. Y ese es el problema de muchos conductores y causa de muchos accidentes: No saben circular.
    Disculpa
    Ampliar comentario
    #115
    Si escriben un artículo de &034;enterados&034;, podían enterarse un poco:

    - en Francia, el límite es de 130km/h solo en las autopistas [ de pago ], y baja automáticamente a 110km/h cuando llueve. En autovías, el límite es de 110km/h, y en carreteras &034;buenas&034;, de 90km/h. Y no se lo pasa ni el tato, porque te pillan seguro. En travesías, es de 50km/h [ como en España ], pero en Francia tampoco se lo salta ni el tato.

    La opinión es opinión, pero la información que dan debería ser veraz, o al menos no mientan en una cosa tan fácil de comprobar.
    Ampliar comentario
    #114
    ME PRODUCE SIEMPRE UNA SONRISA CINICA, cuando en Espana se habla de : velocidad limite de los vehiculos motorizados, estado de las carreteras, autovias y autopistas.

    La &039;encuesta&039; de hoy, como las que periodicamente hace El Confidencial, siempre me han parecido absurdas, porque el problema y lo he dicho muchas veces, NO RADICA NI EN EL ESTADO DE LAS VIAS DONDE CIRCULAN LOS AUTOS Y CAMIONES, sino la &034;MENTALIDAD&034; de los &034;conductores&034;, los cuales cometen toda clase de estupideces cuando estan delante de un &034;volante&034;, aparte, muy aparte, de que la obtencion del permiso de conducir, TRANSITO lo ha hecho tan COMPLICADO, que en lugar de salir los alumnos de las academias preparados para conducir, SALEN TOTALMENTE CONFUSOS, porque los EXAMENES consisten en eso: CONFUNDIR AL ALUMNO PARA SUSPENDERLO Y QUE SIGA PAGANDO.

    Hace anos se monto ese &034;tinglado&034; que resulta, practiamente, mafioso el sistema para la obtencion del permiso.Mi primer permiso lo saque en 1950 y he manejado millones de Kms. en muchos paises y las carreteras espanoles, distan mucho de ser MALAS, SIN SER LAS MEJORS. TAXCO
    Ampliar comentario
    #113
    la respuesta a esta pregunta es muy sencilla, no pondrían tantas multas por exceso de velocidad
    Ampliar comentario
    #112
    119 Si te tragas a un tipo que va a 120 está claro chaval, el que lo está haciendo mal eres tú, o vas excesivamente rápido o no guardas la distancia de seguridad o ambas cosas,si es que no tenéis ni puñetera idea de lo que habláis, no estáis preparados para aumentar los límites de velocidad, pasaos un fin de semana por el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, está lleno de &034;buenos conductores&034; como vosotros, seguro que podéis compartir experiencias...
    Ampliar comentario
    #111
    Por fin un articulo escrito con cabeza y sentido comun...
    Ampliar comentario
    #110
    El mayor problema de las autopistas en España es la cantidad de &034;inútiles&034; que las pueblan, entendiendo por &034;inútil&034; a todo conductor poseído por un exceso de prudencia tal que le impida, por ejemplo, adelantar a más de 120 por hora. Estoy harto de verlos, y con potentes vehículos, poniéndose en el carril izquierdo y a no pasar de 120, no digamos ya si a quien adelantan es a un autobús o camión. Entonces se adecúan a la velocidad del adelantado y como no vayas listo te los tragas.

    A esos había que multar y retirar puntos en condiciones, no al que circula a 142 por una interminable recta de la A3 [o bajar a casi 120 Somosierra cuando es un tramo limitado a
    Ampliar comentario
    #109
    89 Tu conduces de vacaciones.
    Respecto a lo civilizados que están los americanos, depende de que cosa.
    Yo también he conducido en los EEUU, en Nevada, Florida y California y no he pasado de las 70, o 65 millas prescritas, pero no de deja de ser soporífero y peligroso. Me gusta mucho más conducir en Alemania, Francia o Italia.
    Y como me gusta conducir bién en el Reino Unido circulo por la izquierda como marcan sus Leyes.
    Un cordial saludo.
    Ampliar comentario
    #108
    Lo que tambien es un peligro, a veces, son esas furgonetas bien cargadas que van a unas velocidades elevadas.
    Tambien deben de tener precaución los conductores de estas que van a veces llenas de obreros que vuelven a sus casas a distancias medias tras la jornada de trabajo, generalmente construcción, y el cansancio y las prisas hace mella a veces en los conductores ocasionando accidentes.
    Ampliar comentario
    #107
    Resumiendo.

    Que si consigo parecerme a un aleman conduciendo, no fumo en los bares ni en el trabajo, no como grasas saturadas en el cole y no pego a la parienta so pena que seamos bujarrones, momento en que la ley queda así como difusa ¿no me voy a morir?

    Joder, pues no sé porque no hay tortas por hacerse teuto-español.

    Cuanto tiempo lleva aplicandose lo de el carnet por puntos.

    Ahí tienen ustedes el porque del menor numero de muertos, los límites de velocidad son los mismos que antes de aplicarlom y las carreteras, en dos años, no las han cambiado todas.

    Un españolito se puede matar en la carretera, pero no dejarle sin el carnet que le habilita para ello, faltaría plus.

    Por cierto, que es lo mismísmo que pasó en Francia, Portugal y demás paises que lo aplicaron.
    Ampliar comentario
    #106
    A ver si maduramos

    Teneis prisa?, a 120, si los listos de siempre se lo pasan de sobra, y si pones un límite superior también se lo van a pasar.
    La idea es que no somos alemanes que van acojonaos por el peso de la ley, no de la educación, ¿o para ellos es lo mismo?. Somos españoles, tramposillos, descarados y los límites deben ser claros y tajantes. Conducirá a 160 el que cree que debe tener libertad para conducir, mientras tiene libertad para fumar y de paso coge el móvil porque le llama &034;la parienta&034; para ver donde cojones se ha metido el borracho de mierda que compate salón con ella
    Ampliar comentario
    #105
    79 Don Alme, lo mio no intentaba ser un razonamiento, creo que no hay mas que leerselo.

    Me limito a reseñar que estoy hasta los mismísmos de que me vendan que tengo que ser aleman, holandes o Serbo-Croata, que no freno que eso va con V.

    Si uno circula por las carreteras Española actuales verá que la inmensa myoría de los españoles son respetuosos con la ley, tanto o mas que en la mayoría de los paises europeos. Faltaba que la gente le cogieiera el mismo miedo, simplemente.

    Porque inconscientes y amantes de la velocidad existen y existiran siempre y en todos los paises.

    Y gente razonable también, obviamente.



    Ampliar comentario
    #104
    101 O.K. Arties...

    Es por eso que se están poniendo de moda los automáticos...

    Un saludo.
    Ampliar comentario
    #103
    jajajaja. Ahora entiendo la fama de los conductores de Madrid: con todas estas contradicciones es imposible conducir bien.[ Srs, madrileños, no lo tomeis a mal, pero es asi.]
    Saludos.
    Ampliar comentario