ANTE EL VERTIGINOSO AUMENTO DE LA DEUDA

La salida de España del euro vuelve a cobrar fuerza en los foros internacionales

La posibilidad de que España tenga que abandonar el euro es un tema recurrente en los medios extranjeros -sobre todo alemanes y británicos-, pese a que
Foto: La salida de España del euro vuelve a cobrar fuerza en los foros internacionales
La salida de España del euro vuelve a cobrar fuerza en los foros internacionales

La posibilidad de que España tenga que abandonar el euro es un tema recurrente en los medios extranjeros -sobre todo alemanes y británicos-, pese a que la Unión Monetaria no contempla esta opción. Sin embargo, destacados representantes del mundo empresarial y financiero español aseguran que este asunto ha vuelto a cobrar fuerza en los foros internacionales y que no hay encuentro empresarial de alto nivel en el que no salga a relucir. Las razones de este revival son la espiral de deuda pública en que se ha embarcado nuestro Gobierno y la pérdida de credibilidad de nuestro país en el contexto internacional.

En todos los foros a los que asisto fuera de España, alguien saca el tema de si nos pueden echar del euro, asegura uno de estos representantes. Casi nadie le da credibilidad real a esta posibilidad, pero es llamativo que todo el mundo hable de ella, añade otro destacado empresario, para quien, si dentro de tres años seguimos igual, va a haber una presión enorme en algunos países para echarnos de la moneda única.

Según las fuentes citadas, la percepción que se tiene de España en el exterior es de un derrumbe en toda regla de la economía y de un deterioro muy serio de las finanzas públicas. Y lo cierto es que no falta base para esta imagen: el déficit público de nuestro país acabará el año entre el 8,5% y el 9% del PIB según todos los expertos, y la última previsión de Funcas sitúa esta cifra en un aterrador 11,5% para 2010.

Este desfase de las cuentas públicas ha dado pie a unas necesidades de endeudamiento de 43.986 millones de euros en el primer cuatrimestre, lo que significa que, de continuar este ritmo, el año acabará con 120.000 millones de euros de deuda nueva. Si se cumplen las previsiones, la deuda pública española crecerá entre 2007 y 2010 en 300.000 millones de euros, con lo que pasará del 36,2% del PIB al 66,2%.

La política de gasto descontrolado de Zapatero es muy peligrosa, porque la deuda en que se incurra hoy hay que pagarla mañana, opina un empresario muy crítico con el actual Gobierno. En efecto, Carlos Sánchez alertaba hace unos días en El Confidencial del peligro de que España se convierta en unas especie de 'Estado zombi', es decir, aquel decidido a mantener el nivel de vida de sus ciudadanos aún a costa de arruinar el porvenir de las próximas generaciones.

En todo caso, la salida del euro es poco menos que una utopía por cuanto el Tratado de Maastricht considera irreversible la Unión Monetaria Europa y, en consecuencia, no contempla ningún mecanismo para que un país pueda salirse voluntariamente o ser expulsado de la misma. Por ello, muchos expertos creen que Francia y Alemania tendrán que acudir en auxilio de España para que pueda salir de la crisis sin el recurso tradicional de la devaluación.

Un billón de euros de deuda total

Y no se trata sólo de la deuda pública. Uno de los representantes del mundo financiero recuerda que la economía española debe en total -sumando la deuda pública y la privada- en torno a un billón de euros en la actualidad, lo cual ya equivale al 100% del PIB. Si esta cifra sigue creciendo al ritmo actual, los inversores internacionales dejarán de prestar dinero al Estado y a las entidades españolas, o por lo menos lo harán a unos tipos muy superiores a los actuales.

Lo peor es que la espiral de aumento del gasto público no tiene visos de parar pese al desplome de la recaudación fiscal (cayó el 19,6% hasta abril), sino todo lo contrario: Zapatero ya ha anunciado un nuevo 'Plan E' de 5.000 millones de euros para el próximo año, las prestaciones por desempleo seguirán creciendo e incluso se plantea un subsidio para aquellos que lleven más de dos años parados, y el fondo de rescate de entidades financieras con problemas contará con hasta 100.000 euros... a base de más endeudamiento.