Cinco semanas de subidas. Esa es la particular racha estival que ha llevado al Ibex de los 7.600 puntos que marcaba a finales de junio a los 8.821 puntos actuales. A pesar de que en verano el volumen de negociación es sensiblemente inferior, que la mayoría de las posiciones están cerradas, que la volatilidad suele ser dominante... a pesar de todos esos factores, el selectivo español sigue presentando su firme candidatura a acabar el verano como el índice europeo que acumula una mayor revalorización. Por lo pronto, la semana se ha cerrado con un repunte de casi un 1%, que amplía al 13% las ganancias desde el 1 de julio y al 8% el avance en lo que va de año.

Sin embargo, si a finales de la semana pasada era la bolsa la que acaparaba todo el protagonismo al recuperar su nivel más alto en año y medio, esta semana la prima de riesgo es la absoluta protagonista. El diferencial ha perdido la cota clave de los 270 puntos (ha llegado a cerrar la semana incluso por debajo de 250 puntos básicos), hasta marcar mínimos de los últimos dos años. Respecto al cierre de la última semana, supone una caída de 34 puntos mientras que la rentabilidad del bono español a diez años se sitúa en niveles del 4,34% frente al 1,88% que marca el bund alemán.

A la vista de la imperante calma en el mercado bursátil y en el de deuda, las ganancias también se han impuesto en los principales índices del Viejo Continente. El Eurostoxx se anota un 1%, el Dax un 0,64%, el Cac un 1,16%, el Ftse 100 cede un 1,2% y el Mib vuelve a despuntar con una subida del 2,8%. Distinta es la situación en los índices estadounidenses donde los inversores empiezan a asimilar una retirada que se aprecia cada vez más cercana de los estímulos monetarios por parte de la Reserva Federal. Esta semana el Dow Jones ha cerrado con un descenso superior al 2%.

Por valores, en España el sector bancario prolonga su particular momento dulce en el parqué, donde Bankinter lidera las ganancias con una subida del 6,8% en la semana, CaixaBank suma un 4,2%, Popular un 4%, Sabadell un 3,7%, BBVA un 2,7% y Santander un 2,6%. Mención especial tiene también Bankia, que es otra de las grandes beneficiadas del marcado sesgo alcista de estos meses. La entidad se anota un 11% en la semana y ya cotiza a 85 céntimos por título.

Entre el resto de valores, destacan las alzas semanales de Acciona (6,7%), BME 4,5% e Indra 4,4%, mientras que en el Mercado Continuo la compañía audiovisual Vértice 360 grados ha conseguido cerrar la semana con un repunte del 43%. Del lado contrario, IAG se deja un 4% en la semana, seguido del 2,6% de Grifols y Abertis.

En el mercado de divisas, el euro cede algo de terreno respecto al billete verde, al pasar del 1,334 de principios de semana al 1,332 del cierre del viernes. En cuanto al oro, sube de 1.312 a 1.366 dólares la onza y el barril de crudo Brent, de referencia en Europa, pasa de 108 a 109 dólares.