la diputación de vizcaya le expedientó

Campaña para salvar al 'bombero objetor' que se negó a embarcar bombas para Yemen

Partidos y usuarios de redes sociales exigen retirar el expediente abierto al cabo que se negó a participar en la carga en el puerto de Bilbao de 4.000 toneladas de armamento para Arabia Saudí

Foto: Un niño pasa ante un edificio destrozado por los bombardeos en Saná, Yemen, tras un ataque de la coalición liderada por Arabia Saudí. (EFE)
Un niño pasa ante un edificio destrozado por los bombardeos en Saná, Yemen, tras un ataque de la coalición liderada por Arabia Saudí. (EFE)

La objeción de conciencia ha llevado en alguna ocasión a policías a negarse a participar en la consumación de un desahucio a personas sin recursos. El deber ético por encima del deber profesional. Ahora, las creencias personales han llevado a un bombero de Vizcaya a no participar en el embarque en el Puerto de Bilbao de un cargamento de 4.000 toneladas de explosivos, bombas y detonadores con destino Arabia Saudí para no ser cómplice de la matanza de civiles en la guerra de Yemen con este material.

No le han salido gratis las convicciones a este cabo de guardia, que el pasado 13 de marzo debía liderar el operativo de seguridad en la instalación portuaria bilbaína. La Diputación de Vizcaya, responsable del servicio, le ha abierto un expediente disciplinario por “incumplimiento de sus funciones”, de modo que el bombero se expone ahora a una posible sanción, según confirman fuentes del Ejecutivo foral.

El bombero se negó a liderar el operativo de seguridad para no ser cómplice de la posible matanza de civiles en Yemen con esas bombas

Su caso ha generado una respuesta social que, salvando las evidentes distancias, se asemeja a las que acompañan a todo desahucio. Movilización ciudadana y política. En este caso, movilización para impedir el 'desahucio' del ‘bombero con conciencia’ que se negó a bombardear su moralidad con su participación en el envío de unas bombas que tienen como diana “la población civil”. En la arena política, partidos como EH Bildu y Podemos han exigido a la Diputación de Vizcaya que retire el expediente disciplinario abierto al cabo. Las redes sociales también han reaccionado con rapidez para mostrar su apoyo y solidaridad con el afectado y reclamar su indulto. Incluso la plataforma virtual de peticiones change.org se ha hecho eco de este caso y en apenas unas horas acumula más de 7.500 apoyos al “bombero que no colaboró con la venta de bombas a Arabia Saudí”.

“Este bombero se ha expuesto precisamente para cumplir su función más importante: intentar salvar vidas”, reza la petición para recabar firmas en este espacio virtual. En los argumentos, se pone de manifiesto que, al margen de las razones de “conciencia humanitaria”, este bombero ha actuado “conforme a las resoluciones del Parlamento Europeo”, que el pasado 23 de febrero aprobó una resolución por amplia mayoría (449 votos a favor, 36 en contra y 78 abstenciones) que reclamaba a los estados comunitarios la “suspensión inmediata” de la venta de armas a Arabia Saudí, que encabeza la coalición internacional que bombardea Yemen desde marzo de 2015, lo que ha provocado una crisis humana en este país. Según datos de la ONU, ya hay más de 10.000 civiles muertos y millones de desplazados en los dos últimos años.

“Este bombero se ha expuesto precisamente para cumplir su función más importante: intentar salvar vidas”, reza la petición en su apoyo en change.org

Por lo pronto, el expediente disciplinario abierto al bombero ya ha provocado las primeras consecuencias institucionales, ya que la diputada foral de Administración Pública y Relaciones Institucionales, Ibone Bengoetxea (PNV), deberá dar explicaciones en las Juntas Generales de Vizcaya a instancias de EH Bildu y Podemos.

“Consideramos que cualquier profesional tiene derecho a alegar objeción de conciencia para la no realización de una actividad que no respeta los derechos humanos. Somos conscientes de que en el caso de policías y bomberos, una orden de un superior equivale a una obligación de cumplimiento, pero en este caso debería atenderse a las circunstancias para eximirle de responsabilidad, ya que es totalmente incongruente que personas que se dedican a salvar vidas tengan que participar en el envío de bombas que iban destinadas a Arabia Saudí y podrían utilizarse para matar civiles en la guerra de Yemen”, sostiene la antigua Batasuna.

Por su parte, Podemos Euskadi ha alabado la “dignidad” del bombero por una negativa “más que justificada”. “Ningún funcionario debe verse obligado a realizar actividades que atentan contra sus principios. Si bien es obligatorio por ley que sean los bomberos los que garanticen la seguridad de este tipo de embarques, ese despliegue lo tienen que pagar las empresas privadas que fabrican y comercian con esas armas y explosivos. No se debe cargar sobre las espaldas de la ciudadanía un gasto para el beneficio privado de una empresa”, asegura. Por ello, ha interpelado a la diputada para conocer quién asume estos costes y denunciarlo en caso de que corresponda a la Diputación.

Fuentes del Departamento vizcaíno de Administración Pública y Relaciones Institucionales rehúsan aportar más información y concretar si se atenderá a la petición de dejar sin efecto el expediente abierto, ya que, según sostienen, este sigue su curso. No obstante, precisan que la sanción a la que se enfrenta el bombero es la que se recoge en la Ley de Función Pública Vasca para el tipo de falta que, en su caso, se determine. Así, el bombero, de 41 años, se enfrenta a sanciones que pueden ir de dos a cuatro años de suspensión de empleo y sueldo.

La diputada de Administración Pública y Relaciones Institucionales, Ibone Bengoetxea, deberá dar explicaciones a instancias de EH Bildu y Podemos

La participación en el operativo de embarque en el puerto de Bilbao del abundante material explosivo fue requerida al servicio de prevención, extinción de incendios y salvamento de Vizcaya. La negativa por parte del cabo de guardia a liderar el retén de seguridad, en el que iban a tomar parte tres personas, no impidió que las bombas emprendieran por mar rumbo a Arabia Saudí. El rechazo de este profesional no solo fue de palabra sino que lo plasmó por escrito en el informe que tuvo que realizar, y en el que incluyó documentación relativa a las diferentes resoluciones del Parlamento Europeo para atajar la crisis humanitaria en Yemen.

Los efectos de este caso trascienden el ámbito de Vizcaya y su radio de acción ha alcanzado las Cortes Generales y al Parlamento Europeo. EH Bildu ha registrado este martes en el Congreso y en el Senado una “batería de preguntas para saber cuál era el cargamento en cuestión y la cantidad del mismo”, así como "la evaluación del riesgo para autorizar dicha exportación”. Mientras, Podemos ha anunciado que ha presentado tanto en la Cámara Baja como en la Cámara europea una “serie de preguntas” sobre los “dos debates” que, a su juicio, ha puesto de relieve la actuación del bombero: “El del control del comercio de armas y el de los trabajos que la Diputación parece autorizar para empresas privadas”.

País Vasco
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios