por un trabajo sobre la desigualdad

El FMI premia a Carlos Mulas, exmarido de la ficticia Amy Martin y exideólogo del PSOE

  
Foto: Carlos Mulas tras recibir el premio de manos de Christine Lagarde (FMI)
Carlos Mulas tras recibir el premio de manos de Christine Lagarde (FMI)

El economista y asesor del Fondo Monetario Internacional (FMI) Carlos Mulas, que fue director de la Fundación Ideas del PSOE y subdirector de la Oficina Económica de la Moncloa con José Luis Rodríguez Zapatero, ha sido galardonado con uno de los prestigiosos Fund Awards que concede anualmente la institución financiera dirigida por Christine Lagarde por un trabajo sobre la desigualdad. Mulas pidió en 2013 la baja voluntaria en el PSOE al trascender que la fundación socialista que él dirigía pagó miles de euros a una columnista ficticia, Amy Martin, que resultó ser su mujer.

En septiembre del pasado año Mulas renunció a ocupar el escaño que dejó vacante en el Congreso Alfredo Pérez Rubalcaba, del que habría podido tomar posesión ya que era el siguiente en la lista con la que el PSOE concurrió a las elecciones generales de 2011. El que fuera ideólogo socialista aseguró entonces que entrar en el Congreso hubiese sido "un honor y una culminación a una aspiración política", pero también "habría resucitado un episodio lamentable y sobredimensionado", en alusión a su destitución de la Fundación Ideas, el think tank socialista ya desaparecido.

El escándalo desatado por los artículos encargados y pagados a Amy Martin, nombre ficticio tras el que se ocultaba la entonces esposa de Mulas, la escritora Irene Zoe Alameda, provocó el cierre de la Fundación Ideas en enero de 2014, siendo asumidas sus funciones por la Fundación Pablo Iglesias. Rubalcaba, en ese momento secretario general del PSOE, justificó la decisión argumentando que "el problema de Ideas ha sido de gestión, de alguien que, aunque ha devuelto el dinero, ha dejado claro que había mecanismos de control insuficientes", en alusión a Mulas y el caso Amy Martin.

La escritora Irene Zoe. (E. Villarino)
La escritora Irene Zoe. (E. Villarino)

Tras renunciar a su carrera política, Mulas, ya divorciado, se instaló en Washington para volcarse en su puesto de asesor del Departamento de Finanzas Públicas del FMI, organismo por el que fichó a finales de 2012. La francesa Lagarde, directora gerente del FMI, entregó el galardón a Mulas el pasado día 7 por un trabajo titulado Distribución funcional de la renta y su papel en la explicación de la desigualdad. Además del premio concedido al economista español, doctor en Economía por la Universidad de Cambridge, se otorgaron otros 12 galardones, seleccionados de entre cerca de un millar de candidaturas, por investigaciones sobre cambio climático, reestructuración de deuda o la crisis del Ébola.

La principal conclusión del estudio de Mulas es que "el factor más determinante de la desigualdad no es la proporción de riqueza que va al trabajo o al capital, sino la dispersión de los salarios, que se ha incrementado notablemente en el pasado como resultado del crecimiento de los salarios de los más ricos". El trabajo argumenta que, mientras "una mayor globalización financiera y un mayor desempleo se asocian a una mayor diferencia de sueldos, la mayor sindicalización en la industria, la mayor formación de los trabajadores y el mayor gasto del Estado" ayudan a reducir la distancia entre los emolumentos más altos y más bajos.

El antiguo ideólogo del PSOE y exasesor de Rodríguez Zapatero trabaja ahora en un exhaustivo informe para el FMI sobre la relación entre los ciclos electorales y la inversión pública en más de 80 países. Según los resultados preliminares de ese estudio, coordinado por Mulas y en el que participa un amplio equipo de investigadores, "en cada ciclo electoral la inversión pública repunta al inicio de la legislatura, llega al máximo entre 22 y 24 meses antes de las siguientes elecciones y, a partir de ahí, deja paso al consumo público con el que los políticos financian programas más visibles para los votantes que quieren atraer".

Mulas siempre argumentó que el caso Amy Martin no causó daño patrimonial a la Fundación Ideas. Según el economista del FMI, su exmujer devolvió los cerca de 35.000 euros cobrados en dos años por los 14 artículos –y sus 14 traducciones del inglés– que entregó para su publicación al desaparecido think tank socialista, así como diversos trabajos de documentación para artículos firmados por otros autores. El PSOE nunca acusó a Mulas de haber escrito él mismo los artículos o en connivencia con su exesposa, pero lo destituyó "por mentir" cuando dijo que Amy Martin era el nombre real de una colaboradora de la fundación.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ÚLTIMOS VÍDEOS

SECUESTRO. Tráiler final en español HD. En cines 19 de agosto
LOS CABALLEROS BLANCOS - Trailer en español HD
30 segundos de 'La asamblea de las mujeres'

ºC

ºC