Una cosa es la política en Madrid, otra es la estrategia en Estrasburgo y en Bruselas. Casi ningún partido español tiene un directo correspondiente en el Parlamento europeo, una situación que, de cara a las elecciones del próximo 25 de mayo, da juego a nuevas alianzas con las formaciones de los 28 países a la hora de adscribirse a uno u a otro de los grupos parlamentarios. 

El PSOE y el PP lo tienen fácil: ambos cuentan con sus respectivas formaciones transnacionales. No así los nacionalistas, agrupados en las urnas como ‘Coalición por Europa’. En sus filas concurren representantes de Convergència, Unió, Coalición Canaria, PNV y Compromiso por Galicia. La coalición, sin embargo, se disgregará nada más llegar a las instituciones comunitarias: Convergència se sitúa, confirman desde el partido a este diario, con la Alianza de los Demócratas y Liberales de Europa, corazón liberal del viejo continente. Unió, en cambio, se sumará al PP en el Partido Popular Europeo.

El PNV, por su parte, será el único representante español en el Partido Demócrata Europeo, mientras que Coalición Canaria encontrará su sitio en la Alianza Libre Europea (ALE). En esta formación se encontrará con otros partidos españoles: BNG, EHBildu y Esquerra Republicana.

Vista del Parlamento Europeo. (Efe)Vista del Parlamento Europeo. (Efe)

La ALE, por su parte, se organiza en el Parlamento Europeo en coalición con los Verdes. Por ello, bajo el paraguas de Verdes-ALE se encontrarán partidos que, en España, difícilmente podrían formar Gobierno: Compromís y Equo (con los Verdes) y los citados Esquerra, Bildu, Coalición Canaria y BNG.

En caso de llegar a alcanzar un escaño, VOX y Unió, que se presentan ‘por libre’, se sumarían a cambio al Partido Popular Europeo, encabezado por Jean Claude Junker. En el lado opuesto, las dos caras de la Izquierda en España, Izquierda Unida y Podemos, volverían a sentarse en la misma bancada en Bruselas: ambos bajo la sombra del griego Alexis Tsipras, candidato del Partido de la Izquierda Europea.

Pero con las elecciones europeas a la vuelta de la esquina, más de un partido español todavía no tiene claro con qué grupo político del Parlamento Europeo buscará alianzas en caso de conseguir un escaño. El hemiciclo cambiará mucho, según las encuestas, un pronóstico que lleva a la prudencia: "Esperamos la llegada de nuevas fuerzas políticas ciudadanas", explica Simona Levi, portavoz del Partido X, "y por ello queremos ver qué panorama se nos presenta una vez echados los votos".

UPyD y Ciudadanos razonan con la misma lógica: será una vez conocidos los resultados de las elecciones cuando decidan a quién apoyar, confirman a El Confidencial los portavoces de ambos partidos.

La opción de quedarse como independientes (‘no inscritos’) es la que barajan partidos como PACMA. En el caso de la Confederación Pirata, los eurodiputados 'piratas' actualmente en el Parlamento se sientan junto al Grupo de los Verdes/ALE. Eso sí: en ambos casos, si alcanzan representación en todos los países en los que se presentan, estos partidos formarían una Coalición propia.