deja el cargo ignacio alcaraz

Dimisión fulminante del CEO en la sombra de Isolux procedente del Banco Santander

Ignacio Alcaraz presentó su renuncia al cargo el mismo día en que la compañía se acogió al preconcurso de acreedores y apenas nueve meses después de su incorporación

Foto: Oficinas de la empresa Isolux Corsán en Madrid. (EFE)
Oficinas de la empresa Isolux Corsán en Madrid. (EFE)

Banco Santander e Isolux están cada vez más lejos de entenderse..Ignacio Alcaraz, el director financiero con funciones de consejero delegado fichado el pasado verano desde la entidad crediticia para monitorizar las cuentas de la empresa de ingenieria ha dimitido de forma fulgurante. Su salida se produjo de forma repentina el pasado viernes, el mismo día en que la multinacional de la construcción se acogió al preconcurso de acreedores ante la falta de apoyo del Santander a su plan de rescate.

Alcaraz, que llegó a Isolux en el verano de 2016 de la mano del nuevo presidente, Nemesio Fernández-Cuesta, presentó su renuncia pocas horas después de que el consejo de administración de Isolux anunciase que se acogía al artítuclo 5 Bis de la Ley Concursal y que retrasaba por segunda vez la formulación de las cuentas consolidadas del pasado ejercicio. Una maniobra para ganar tiempo, cuatro meses concretamente, para buscar una solución con el conjunto de los acreedores y evitar que la compañía entrase en fase de liquidación.

Ignacio Alcaraz, en una imagen de archivo. (EFE)
Ignacio Alcaraz, en una imagen de archivo. (EFE)

La decisión de Alcaraz fue todo un mazazo para Fernández-Cuesta, ya que eran los dos directivos acordado por Santander y por CaixaBank, respectivamente, para reconducir la situación del grupo. Era la persona que había trabajado codo con codo con el presidente los últimos seis meses para monitorizar los proyectos viables, los negocios que se podían salvar y detectar las posibles irregularidades cometidas por la anterior dirección ejecutiva liderada por Luis Delso y Antonio Portela. Su labor, más que de director financiero, era la de un ‘controller’, papel fundamental para poner en marcha un duro plan de reestructuración que devolviera la estabilidad al grupo.

Sin embargo, pese a la difícil situación de la compañía, Alcaraz ha optado por marcharse tras la postura adoptada por Banco Santander, que desde que Isolux solicitó el nuevo rescate de 300 millones de euros se ha negado a aportar más fondos. Fuentes próximas al primer banco de la eurozona aseguran que no tienen nada que ver con la decisión de Alcaraz, que la ha tomado a título absolutamente personal.

La entidad presidida por Ana Botín rechazó el pasado jueves por última vez participar en la segunda inyección de capital, con una postura muy severa contra CaixaBank y Bankia —los otros dos grandes acreedores—, defendida por Javier García-Carranza Benjumea, el directivo responsable del área de recuperaciones y activos problemáticos.

Curiosamente, Ignacio Alcaraz, que antes de su incorporación a Isolux estaba en el área de banca de inversiones del Santander, es hermano de Juan Antonio Alcaraz, director general de CaixaBank, entidad que se ha sentido muy molesta por la actitud de su socio en la segunda petición de rescate. Sobre todo porque Santander no le comunicó ni la venta a precios de derribo de su parte del préstamo que le habían concedido apenas tres meses antes, ni el traspaso del casi 10% que tenía en el capital de la sociedad tras el canje de parte de la deuda antigua por capital llevado a cabo en la primera reestructuración.

Alcaraz ha optado por marcharse ante la postura del Santander, que desde que Isolux solicitó el nuevo rescate se ha negado a aportar más fondos

Así las cosas, Isolux se ha quedado sin la mano derecha de Nemesio Fernández-Cuesta, que también ha amagado con dimitir si finalmente la compañía no supera la fase del preconcurso de acreedores. El presidente, un directivo veterano con una reputación labrada en compañías como Vocento y Repsol, está muy decepcionado con la evolución de los acontecimientos y solo se quedará en la multinacional si Isidre Fainé, el hombre que le propuso, le insiste en permanecer al frente de la nave hasta finales de julio.

Isolux se ha quedado ahora con Carlos Alvarez Díaz de Cerio como director financiero de forma provisional. Un ejecutivo procedente de Sacyr que en enero se vanagloriaba de la refinanciación de Isolux asegurando que "para reestructurar una empresa con éxito, tienes que prever cuándo saltará todo por los aires”. Toda una premonición.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios