tras su frase "que se jodan"

Andrea Fabra se reincorpora a Telefónica tras su singular paso por el Congreso

La hija del que fuera presidente de la diputación por Castellón Carlos Fabra ha pedido volver a ocupar su trabajo en la operadora de la que se marcho en 2007 para ser senadora por el Partido Popular
Foto: La exdiputada del PP Andrea Fabra. (EFE)
La exdiputada del PP Andrea Fabra. (EFE)

Los políticos y su reincorporación a la actividad profesional que en un momento abandonaron está siempre bajo el escrutinio de la opinión pública. El último caso es el de Andrea Fabra, diputada por el PP hasta la pasada legislatura e hija del que fuera presidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra. La militante del Partido Popular ha pedido el reingreso en Telefónica, compañía donde estuvo trabajando hasta convertirse en senadora en 2007.

Andrea Fabra, casada con el exconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid Juan José Güemes, trabajó durante siete años en la multinacional española en la dirección de relaciones internacionales. En pleno 'boom' de la economía, y con su padre con un gran poder en el PP valenciano, la licenciada en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid, y con un Programa de Liderazgo para la Gestión Pública en el IESE, decidió dejar la empresa privada y convertirse en senadora por Castellón.

Después ocupó el puesto de diputada durante las legislaturas 2008-2011 y 2011-2015, momento en que reconoció que no seguiría en la política. Su paso por el hemiciclo del Congreso quedó marcado por aquel “que se jodan” a micrófono abierto cuando Mariano Rajoy sacaba adelante el mayor recorte económico de la democracia. La hija del hoy preso (por defraudar a Hacienda al no poder justificar ingresos de más de tres millones de euros y tras simular supuestamente que le había tocado la lotería en numerosas ocasiones) matizó que aquella aseveración no iba dirigida a los parados, sino al grupo socialista, que se había opuesto al ajuste de las prestaciones a los desempleados que se aprobaba en ese momento.

A principios del pasado año ya pidió autorización para poder dedicarse a la abogacía, lo que se interpretó con el principio del fin de su etapa como diputada

Sea como fuera, Andrea Fabra fue apartada de la primera línea política hasta acabar sus andanzas por el Congreso con más pena que gloria. A principios del pasado año ya pidió autorización para poder dedicarse a la abogacía, lo que se interpretó como el principio del fin de su etapa como diputada. Según distintas fuentes, la mujer del expolítico del PP madrileño ha pedido su reincorporación a Telefónica, de la que se fue con la excedencia debajo del brazo. Otras fuentes añaden que, de hecho, ya tiene despacho en las oficinas centrales de la multinacional española.

Según la declaración de bienes que Andrea Fabra entregó al Congreso tras las generales de 2011, la diputada por Castellón está casada con Güemes en régimen de gananciales y comparten al 50% una vivienda unifamiliar en Madrid, comprada en abril de 2003, sobre la que pesa una hipoteca de 541.000 euros de la que entonces le quedaban por pagar 327.773 euros. Se trata de un chalet en la lujosa urbanización de La Finca, donde viven famosos como Cristiano Ronaldo o artistas como Alejandro Sanz. Además, la diputada comunicó a la Cámara que desde 2007 tenía el 20% de una hipoteca de 1,2 millones de euros de los que aún tenía pendiente de pago 1,04 millones. Asimismo, es propietaria del 20% de una vivienda unifamiliar en proindiviso en Castellón desde 1998.

Trinidad Jiménez y Cristina Garmendia, a la espera

Cristina Garmendia y Trinidad Jiménez. (EFE)
Cristina Garmendia y Trinidad Jiménez. (EFE)

La incorporación de Andrea Fabra a Telefónica coincide en el tiempo con el posible fichaje de Trinidad Jiménez por la operadora. Como adelantó El Confidencial el 30 de septiembre de 2015, la multinacional accedió a estudiar la incorporación al grupo de la exministra cuando la representante del Partido Socialista había decidido dejar la política. Sin embargo, su fichaje aún no se ha concretado tras los resultados de las últimas elecciones generales.

Según distintas fuentes, la congelación de su ingreso en Telefónica se explica por el seguro aluvión de críticas que recibiría Pedro Sánchez y sus pretensiones de alcanzar la Presidencia del Gobierno. El lider socialista, sin embargo, defendió ayer la próxima incorporación de la que fuera ministra de Exteriores y negó que se tratase de un caso de puertas giratorias. El nombre de Cristina Garmendia, que fuera ministra de Ciencia e Innovación con el PSOE, también ha sonado para formar parte del consejo de Telefónica en la renovación del órgano de Gobierno de la matriz, como publicó este medio la semana pasada.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
39 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ºC

ºC