SONDEARÁ EL ÚLTIMO POSIBLE CANDIDATO

El Rey agota los plazos y convoca una nueva ronda de consultas el 25 y 26 de abril

Felipe VI se reunirá con representantes de las fuerzas parlamentarias en la última semana de abril para sondear el último posible candidato que podría someterse a la investidura

Foto: Felipe VI recibió al presidente del Congreso, Patxi López. (Efe)
Felipe VI recibió al presidente del Congreso, Patxi López. (Efe)

Felipe VI celebrará una nueva ronda de consultas con representantes de las fuerzas parlamentarias los días 25 y 26 de abril para sondear por última vez a los dirigentes y comprobar si puede proponer un candidato a la presidencia del Gobierno o procede a la disolución de las Cortes y a la convocatoria de elecciones generales. En un comunicado, la Casa del Rey explica que el presidente del Congreso, Patxi López, hará llegar a don Felipe el próximo día 21 la relación de representantes designados por los grupos políticos parlamentarios que acudirán a la Zarzuela con este fin.

El Rey agota así los plazos antes de que venza el día señalado para la disolución de las cámaras. Tal y como publicó este diario en el calendario parlamentario del mes presente, la última opción del monarca para reunirse de nuevo con los posibles candidatos y decidir si efectivamente hay posibilidades de que uno de ellos se haga con la confianza de la Cámara Baja y resulte investido se ciñe a la última semana de abril. Tras la fallida investidura de Pedro Sánchez, Felipe VI decidió no convocar a los líderes políticos, instándoles a sentarse a la mesa a negociar para tratar de encontrar un acuerdo para formar Gobierno. Esa decisión fue comunicada el 7 de marzo con el objetivo de que los distintos líderes tuvieran un margen amplio para establecer diálogos y conversaciones.

Las opciones, sin embargo, siguen siendo prácticamente nulas. Más todavía tras el fracaso en la mesa constituida por Podemos, PSOE y Ciudadanos que se saldó con el fin de cualquier expectativa por la que pudieran estar los dos partidos emergentes en un mismo acuerdo. Una vez se pronuncen las bases de Podemos esta semana, en la que previsiblemente darán el portazo definitivo al pacto entre Pedro Sánchez y Albert Rivera, la única opción que podría evitar nuevas elecciones pasaría por que hubiera un acuerdo de gran coalición en la que participaran el PP de Mariano Rajoy, el PSOE y Ciudadanos.

Mariano Rajoy y Pedro Sánchez tras reunirse durante unos 20 minutos. (EFE)
Mariano Rajoy y Pedro Sánchez tras reunirse durante unos 20 minutos. (EFE)

Esa será la vía que pretende explorar el jefe de los populares en la próxima semana cuando se pondrá en contacto con el líder de Ferraz para lanzar una última oferta días antes de que ambos acudan a la Zarzuela a hablar con Felipe VI. También el líder de Ciudadanos es partidario de que se sienten los equipos negociadores de las tres fuerzas constitucionalistas en una mesa para tratar de lograr un acuerdo 'in extremis'. Rivera se pondrá en contacto con el PP en los próximos días si desde Génova no hay ningún nuevo movimiento. El objetivo de los centristas pasa por que el presidente en funciones se retrate y diga claramente qué puntos del acuerdo firmado entre PSOE y C's no son aceptables en sus filas y haga una propuesta complementaria. 

Con todo, la situación es extremadamente compleja. Los socialistas estarían dispuestos a dialogar con el PP pero no a aceptar que Rajoy sea el candidato a la presidencia. En Génova por su parte, no contemplan otra opción y creen que todo acuerdo pasa por que Rajoy repitiera como aspirante a la presidencia. Y Ciudadanos insiste en que lo primero que hay que hacer es "hablar de contenidos y no de sillas". Con estas cartas de presentación, los líderes deberán llegar a un acuerdo o difícilmente se evitará que los españoles acudan a las urnas el 26 de junio.

Se acaba la incertidumbre

En caso de que las conversaciones no prosperen y ningún líder político pudiera reunir bastantes avales, el Rey no nombraría un candidato, el día 2 de mayo por la noche vencerá el plazo y al día siguiente don Felipe firmará el real decreto de convocatoria de elecciones. En todo caso, la última semana del mes estará dedicada a todos estos trámites.

Si hubiera un candidato y se celebrara el de investidura, teniendo en cuenta las reuniones fijadas por el Rey, el debate de investidura podría llegar a celebrarse el viernes 29 o sábado 30. Como tarde, el debate y la primera votación se harían el sábado para que a las 48 horas, tal y como establece la Carta Magna, se celebrara la segunda votación, que sería el mismo lunes en que termina la cuenta atrás. Podría haber acuerdo 'in extremis', pero los españoles lo sabrán días antes.

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios