Presupuestos Generales del Estado

La AIReF advierte a Montoro que incumplirá el déficit por el rescate de las autopistas

La Autoridad Fiscal cree que la previsión de ingresos del IRPF y las cotizaciones incluida en los Presupuestos está sobreestimada y alerta que el mayor desfase está en el Estado

Foto: El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en el Congreso (EFE)
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en el Congreso (EFE)

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) alerta al Gobierno que los Presupuestos Generales del Estado que acaba de aprobar en el Congreso de los Diputados sitúan al país en un claro riesgo de incumplir el objetivo de déficit del 3,1% para 2017 acordado con Bruselas, a pesar del buen ritmo de la recaudación en el inicio del año. En concreto, la AIReF estima que el cumplimiento de este compromiso es "improbable" por la mala previsión de los ingresos y los gastos del Estado y la Seguridad Social, así como el coste del rescate de las autopistas de pago. La Autoridad Fiscal considera que hay un 60% de posibilidades de que el déficit al cierre del ejercicio supere el límite pactado con la Comisión Europea, lo que obligaría al Ministerio de Hacienda a realizar nuevos ajustes.

Según los cálculos de la AIReF, la horquilla central de previsiones para este ejercicio oscila entre el 3,1% y el 3,7%, lo que significa que el rango de probabilidades de incumplimiento se ha incrementado en los últimos meses. El factor diferencial respecto a las anteriores previsiones de la Autoridad está en el coste del rescate de las autopistas, que el Ejecutivo ha reconocido en la Actualización del Programa de Estabilidad que tendrá un coste cercano a los 2.000 millones de euros, esto es, de casi dos décimas del PIB. Este 'one-off' complica el cumplimiento de los objetivos de déficit que, ya de por sí, eran exigentes.

Pero la AIReF da otro 'tirón de orejas' a Montoro, ya que estima que el mayor desfase presupuestario estará en 'su casa': la Administración Central. El déficit que le corresponde (y que pactó con el PSOE y las auotnomías) está fijado en el 1,1% del PIB, un objetivo que para la AIReF es "muy improbable". El propio Ministerio de Hacienda ha reconocido que ese dato es inalcanzable y en su Actualización del Programa de Estabilidad enviado a la Comisión estima que su déficit alcanzará el 1,5%, objetivo que también es "improbable".

Los números no salen

La AIReF considera que la previsión de los recursos de la Administración Central incluida en los PGE está sobreestimada, en parte porque algunos impuestos están inflados y, también por el efecto de la actualización del cupo vasco. El Gobierno tuvo que aceptar la actualización del cupo para conseguir el apoyo del PNV a los Presupuestos Generales, lo que se cerrará con una transferencia de la Administración Central al País Vasco de unos 1.500 millones de euros (en contabilidad nacional), lo que hará que la autonomía tenga un superávit histórico, pero que reduce los recursos del Estado.

Pero la transferencia del cupo no es el único problema que tiene Montoro para cumplir con sus previsiones. La AIReF advierte que la estimación de recaudación del IRPF está sobreestimada. En concreto, los PGE incluyen un crecimiento de los ingresos por este tributo del 7,7%, mientras que actualmente crece un 2,9%. La Autoridad Independiente considera que la recaudación de esta figura irá en línea con el avance del PIB nominal, esto es, en torno al 4%.

La recaudación del IVA y del Impuesto de Sociedades hasta abril sí va en línea con las estimaciones incorporadas en los Presupuestos, pero la previsión de recaudación de los Impuestos Especiales también está por encima de lo que espera la AIReF. Hacienda cree que esta figura tributaria crecerá un 4,6% este ejercicio, pero hasta abril crecen un 1,3%, por debajo del PIB nominal. La Autoridad espera que esta figura tributaria siga una tendencia similar, ya que los consumos del impuesto sobre Hidrocarburos y Tabacos, que son los que tienen más peso dentro del tributo, están creciendo de forma moderada.

La AIReF también teme que los ingresos por cotizaciones a la Seguridad Social se queden por debajo de lo previsto por el Gobierno. La Autoridad cree que es "muy improbable" que la recaudación de las afiliaciones avance un 6,8% como incluyen los PGE y cree que el avance se mantendrá estable en el entorno del PIB Nominal, lo que significa un incremento del entorno del 4%.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios