La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

Se INDIVIDUALIZAN LAS RELACIONES LABORALES

Los autónomos se ‘comen’ a los asalariados: el 21% trabaja ya por cuenta propia

Algo está cambiando. Los trabajadores por cuenta propia (autónomos, empleadores o empresarios sin asalariados) continúan ganando peso en las relaciones laborales
Foto: Los autónomos se ‘comen’ a los asalariados: el 21% trabaja ya por cuenta propia

Algo está cambiando en el mercado de trabajo. Y no sólo en relación a la coyuntura. Los últimos datos oficiales muestran que los trabajadores por cuenta propia (autónomos, empleadores o empresarios sin asalariados) continúan ganando peso en las relaciones laborales. Hasta el extremo de que ya casi uno de cada cinco ocupados (el 18,7%) se rige por sus propias condiciones de trabajo. Es decir, cada vez más lejos del 16,2% que se registraba al comienzo de la crisis.

Si eliminan los trabajadores del sector público (2,9 millones) el resultado es todavía más elocuente. El 21,1% de los ocupados en el sector privado de la economía lo son por cuenta propia en cualquiera de sus modalidades.

La causa de este empuje tiene que ver, en parte, con la estrategia laboral del Ministerio de Empleo, que ha impulsado el autoempleo a través deducciones en las cotizaciones a la Seguridad Social (la tarifa plana de 50 euros), pero también con la crisis, que ha hecho que un número indeterminado de trabajadores se hayan tenido que convertir ‘a la fuerza’ en autónomos para conservar su empleo, aunque ello suponga tener que pagar su propia Seguridad Social, un fenómeno que se conoce como ‘falsos autónomos’.

En total, más de 291.000 trabajadores se benefician ya de la tarifa plana, lo que supone un estímulo para cambiar la cultura de muchas empresas individualizando las relaciones laborales (los autónomos están fuera de la negociación colectiva).

Otro dato muestra con nitidez los cambios que se están produciendo en el mercado de trabajo. Según la EPA, nada menos que 2,04 millones de los 3,06 millones de trabajadores por cuenta propia son lo que el Instituto Nacional de Estadística (INE) denomina "empresarios sin asalariados o trabajador independiente". Es decir, dos de cada tres empleadores no tienen a quien emplear más que a sí mismos. Y la tendencia es creciente. Hoy existen 159.000 empresarios sin asalariados más de los que había en el primer trimestre de 2011. Empleadores en el sentido estricto del término apenas hay 905.300 autónomos.

Un informe de CCOO advertía hace algún tiempo de que se están produciendo profundos cambios en el modelo de gestión empresarial. “Se cambia –decía el sindicato– la relación laboral por el contrato mercantil, sustituyendo a trabajadores asalariados por falsos autónomos”. Y los datos corroboran esa impresión.

Desde el año 2007 –al comienzo de la crisis–, la Seguridad Social ha perdido un 13,4% de cotizantes en medias anuales, pero entre los autónomos el descenso ha sido del 7,6%.

Por lo tanto, casi la mitad, lo que da idea del cambio que se está produciendo en las relaciones laborales, con una caída pronunciada de la llamada tasa de asalarización de la economía  (la relación entre los trabajadores por cuenta ajena y la ocupación).

Derechos adquiridos

Existe, además, otro fenómeno vinculado a la crisis y que tiene que ver con la ‘compra’ de pensiones. Un número de personas difícil de precisar paga su correspondiente cotización de autónomos, pero en realidad se trata de trabajadores desempleados que no quieren perder sus derechos adquiridos.

Una simple comparación lo revela. La EPA del tercer trimestre estima, en concreto, la existencia de 3,085 millones de trabajadores por cuenta propia; sin embargo, la Seguridad Social revela que existen 3,114 millones de cotizantes como trabajadores autónomos. Es decir, hay una diferencia de 29.000 personas que cotizan pero que no están dadas de alta como ocupados en la EPA. Esta cifra hay que matizarla por los errores estadísticos, pero en cualquier caso esconde el fenómeno de la compra de pensiones.

La existencia de ‘falsos’ autónomos es especialmente relevante en algunos sectores productivos. Mientras que el número de cotizantes por cuenta propia crece, como media, un 2,6%, en el caso de la educación aumenta a ritmos del 10%. O el 7,7% en la información y las comunicaciones o el 8,5% en actividades sanitarias, donde las empresas contratan sin soportar directamente los costes de la Seguridad Social.

Esta tendencia se manifiesta con especial intensidad en el caso de los trabajadores nacionales, toda vez que entre los extranjeros apenas el 15,2% cotiza por cuenta ajena. En este caso, puede haber un efecto composición, ya que los inmigrantes suelen ocupar empleos de menor cualificación, mientras que los autóctonos ocupan por regla general empleos de mayores retribuciones. Y las empresas tienen mayores incentivos para expulsarlos de las relaciones laborales convencionales.

El redactor recomienda

#22

A mi vecino le han hecho autonomo, vende pisos de bancos, a 450€/mes (le paga su empresa la cuota de autonomo), trabaja 14 horas diarias de lunes a sabado.

Ampliar comentario
#21

En realidad, esto no es más que un reflejo de las nuevas tendencias económicas. La realidad empresarial es cada vez más cambiante e impredecible, y a mí por lo menos, ser autónomo me da mucha más flexibilidad al poder ofrecer mis servicios a quien quiera y negociarlos de la forma más conveniente para ambas partes. Trabajar como asalariado en realidad es lo mismo, sólo que sin esa flexibilidad, y para un sólo cliente. A menos que este sea una administración pública (lease, ser funcionario), es muy peligroso poner todos los huevos en la misma cesta.

Por otra parte, tras la última reforma laboral, tener un contrato no aporta excesiva seguridad en comparación con ser autónomo. Al final, siempre es lo mismo. Si hay clientes, hay trabajo. Si no, no. Lo demás son formalismos y legalismos.

Ampliar comentario
#20

"pero también con la crisis, que ha hecho que un número indeterminado de trabajadores se hayan tenido que convertir ‘a la fuerza’ en autónomos para conservar su empleo, aunque ello suponga tener que pagar su propia Seguridad Social, un fenómeno que se conoce como ‘falsos autónomos’."

Ese y no otro es el motivo del incremento espectacular de los autónomos. La reforma laboral y la pillería de nuestros "maravillosos" empresarios han conseguido el milagro. Te dan un trabajo de dos o tres días, con la condición de que te des de alta como autónomo, te pagan una cagada, tienes que pagarte los seguros sociales y facturar con IVA  y cobrar a los 90 o 120 días por contrato. Te das de baja y, si tienes mucha suerte, vuelta a empezar con trabajitos de chicha y nabo.

Ampliar comentario
#19

Los Sistema absurdos al final revientan las costuras y consiguen que la gente huya de los mismos. Esta estupida invención de funcionario para toda la vida, del fijo para toda la vida, de los derechos y requetederechos, pero que nos tienen que pagar otros, hace agua por todos los lados. Los mas espabilados lo ven y se tienen que salir del sistema, ya no hay fijos, hay autónomos, porque el marco legal hace imposible tener fijos, y entonces se ponen de acuerdo las partes y aparacen autónomos. Y el sistema en la luna de Valencia. Menos mal que la gente está espabilando, si no este pais se muere, le mata el Sistema

Ampliar comentario
#18

 Curioso. Yo debo ser el único tonto entonces.

 

Soy autónomo y pago impuestos como todo quisque (y muchos, dicho sea de paso, también como todo quisque en este estado fagocitador de la riqueza de los ciudadanos).

 

Mucho mito hay con según que cosas, me temo. Los autónomos pagamos impuestos igual que los trabajadores por cuenta ajena, no se equivoque. De hecho al margen de IRPF, IBI´s, Tasas varias y demás impuestos comunes a todos los ciudadanos nosotros tenemos que trabajar (de gratis) para Hacienda haciendo e ingresando el I.V.A. cada trimestre.

 

Y lo peor de todo es que algunos ni siquiera tenemos derecho a sanidad (esa que algunos dicen que es universal y gratuita pero que a muchos no nos dejan disfrutar porque a los gobiernos de turno se les ha ocurrido excluirnos del sistema púiblico de sanidad) y, además, el día de mañana viviremos de nuestra pensón privada (los que hemos optado por Mutualidades en vez de por el RETA) ... es decir, pagamos como el que más y no recibimos nada del estado. Así de triste es.

Ampliar comentario
#17

Me temo que son falsos puestos de trabajo autónomo, es decir personas que se están dando de alta de autónomos, sin oficio ni beneficio, pero que les permite mantenerse en la Seguridad Social y ampliar los años de cotización, pagando las cuotas con los ahorros que les quedan después del despido o los ahorros de toda la vida.

Un saludo

Ampliar comentario
#16

     Todos los tipos de exigencias en el mundo laboral  -no solo fiscales, sociales, administrativas, etc.- tienen un límite. Cuando se sobrepasa ese límite, los efectos  de una excesiva exigencia, son disuasorios.

Esto hace  que cambien por completo las circunstancias que rodean el desarrllo de una actividad concreta.

En tiempos del sindicato vertical se dictó úna nueva regulación laboral en favor de los porteros de casas de propiedad horizontal. El aspecto disuasorio vino como consecuencia de la fijación de días libres y vacaciones. El titular de la portería tenia derecho a  un mes de vacaciones, a librar los sábados por la tarde y los domingos y dias festivos. En suma el equivalente a unos ciento diez días al año las casas se quedaban  sin potero,  a no ser que contrataran a   un  sustituto.

Miles de estos puestos de trabajo, desaparecieron  y fueron sustituìdos por los  timbres automáticos que  permitìan abrir la puerta principal desde cada vivienda.

Es indudable que el cúmulo de exigencias, el aumento de cuotas y retencioines, la presión tributaria, las obligaciones  laborales y la competencia exterior, han hecho que muchas empresas sean inviables. Solo las unipersonales funcionan porque eluden esas cargas. Un peluquero, un asistente de incapacitados, un zapatero remendòn, un enseñante, un psicólogo y mil oficios más pueden ejercer comor autónomos. Incluso hay periodicos que pagan los reportajes o las forografías a periodistas sin necesidad de tenerlos  en nómina.

El cambio que ya está en marcha, va a restar importancia al actualtipo de sindicalismo. Llegará el día en que no podrán estar subvencionadospor el erario público.

 

Ampliar comentario
#15

En buena medida, los autónomos no se los comen, son ellos mismos. Pero para contratar ahora, para explotar convenientemente al empleado, se le dice que se tiene que registrar como autónomo, que es la mejor forma de pagar lo que le de la gana, tener despido libre y hacer l oque quiera con él. s el PPrismo en grado máximo, y se está extendiendo rápidamente, el "falso autónomo".

Otra cosa sería si estuvieran aumentando realmente los autónomos "de verdad", los emprendedores. Pero estos, muchos de ellos, lo que hacen es huir pasando la frontera.

Pero bueno, es lo que hay, "publicidad institucional".

Ampliar comentario
#14

La mayoría son autónomos a la fuerza, no son empresarios vicacionales, sino trabajadores que se quedaron en paro y cuando ven que no hay expectativas se convierten en eutónomos

Ampliar comentario
#13

Los autónomos también pagan impuestos, y no sólo impuestos,  sino también muchas  tasas. Siempre podrán eludir algo , pero los asalariados también lo hacen. Para muchas empresas y autómos la carga es insostenible , si lo hicieran todo legal no sobrevivirían a esta voracidad impositiva. 

Ampliar comentario
#12

Crees que el sistema tributario protege los rendimeintos de capital y los inmobiliarios??  Es te sistema tributario no protege NADA, Vd no sé si temdrá muchos palacios o yates, yo no, sé que tengo una casa, un apartamento en la playa, algunas tierras rústicas heredadas y algunas acciones. Puedo decirle lo que pago de IBI por la casa, lo que pagué de ITP cuando la compré..etc, y puedo decirle que por las tierras que he heredado he pagado más de I Sucesiones que el precio que me dan si las vendo..Créame!!! Y ojo, no digo que por mi nómina no tribute..

Ampliar comentario
#11

La ley de la oferta y la demanda: La oferta del trabajo es un contrato con condiciones, una de ellas es que seas autónomo, no que te hagas. ¿Firmas o demandas?

Ampliar comentario
#10

Conjugación verbal (entre otras): Yo soy autónomo, tú eres autónomo, él elige y contrata. Nosotras somos autónomas, vosotras sois autónomas, ellas son amas de casa.

Ampliar comentario
#9

Te voy a hacer un favor que no vas a poder rechazar.

Ampliar comentario
#8

A parte la crisis. Empresarios han aprovechado la situación para limpiar las empresas de parásitos, sinverguenzas y caraduras, que los sindicatos han protegido al igual que los jueces del Juzgado de lo Social. Tirar a la calle a uno de estos sujetos era imposible, podria a ruinar al empresario, se de moraba mucho (salarios de tamitación) y la mayoría de las veces la readmisión, que hacía que el  caradura volviera a la empresa, no al trabajo, como un gallito en corral, con el mal ejemplo a los verdaderos trabajadores, que  estos siempre tendrán mis respetos.

Aprendida la lección los empresarios será muy dificil que contraten a personas por cuenta ejena, culpables los Sindicatos por protejer y defender  a los sinverguenzas y caraduras. Puedo dar nombres y apellidos de estos sujetos. Por tanto esto ya no volverá a ocurrir, ahora el que qiera trabajar tendrá que ser autonomo y todo por el abuso y acoso de los Sindicatos.

El empresario pagará por la unidad de trabajo realiazado, al igual que el consumidor paga por la unidad que compra, se lleva 20 paga 20,  se lleva  5 paga 5. Es lo justo.

 

Ampliar comentario