SU CARTERA CRECE EN MARZO HASTA LOS 246.675 MILLONES DE EUROS

Los bancos nacionales disparan la tenencia de deuda pública española hasta máximos históricos

El Tesoro Público sigue teniendo a la banca española como su mejor aliada. Según los datos recopilados por el Banco de España, las entidades nacionales incrementaron
Foto: Los bancos nacionales disparan la tenencia de deuda pública española hasta máximos históricos
Los bancos nacionales disparan la tenencia de deuda pública española hasta máximos históricos
Fecha
Tags
    El Tesoro Público sigue teniendo a la banca española como su mejor aliada. Según los datos recopilados por el Banco de España, las entidades nacionales incrementaron su tenencia de deuda pública española en casi 10.000 millones de euros durante el mes de marzo, para alcanzar un total de 246.675 millones de euros, la cifra más alta de la historia. 

    Nadie tiene más deuda que ellos, puesto que atesoran 38,3 de cada 100 euros. Amplían así su diferencia con respecto a los inversores extranjeros, que en marzo aligeraron su cartera de papel español por segundo mes consecutivo. Lo redujeron en 2.300 millones de euros, hasta los 223.159 millones. Tras haber incrementado su posesión de deuda del Estado durante cinco meses consecutivos entre septiembre de 2012 y enero de 2013, en febrero interrumpieron ya esa tendencia y en marzo dieron continuidad a las ventas. 

    Eso sí, en el acumulado de 2013 el saldo aún es comprador en 4.660 millones de euros, un incremento que es todavía mayor con respecto a los datos de un año antes: en marzo de 2012, su cartera de deuda española se reducía a 184.081 millones, 39.000 millones menos. Aún superior es el aumento desde los 174.452 millones a los que se redujo su posesión de títulos españoles en agosto de 2012, es decir, justo antes de que el Banco Central Europeo (BCE) reforzara la confianza con respecto a la deuda española con el lanzamiento a comienzos de septiembre de su renovado programa de compras de deuda pública (OMT). 

    Estas cifras confirman a los extranjeros como los segundos mejores clientes del Tesoro, al poseer un 34,7% del total de la deuda. Ahora bien, esta proporción no es la que era. Entre 2004 y 2010, esta se movió entre el 43 y el 49%. Desde finales de 2010, cuando acumulaban el 45,5%, han reducido su exposición en más de 10 puntos porcentuales. 

    Beneficioso paso al frente 

    Si los no residentes adelgazaron su tenencia de deuda del Estado en febrero y marzo, los bancos españoles les dieron el relevo en ese periodo. Tras haber adelgazado en sus carteras la presencia de los títulos españoles en diciembre y enero, en los dos meses posteriores han vuelto a dar un paso al frente. En total, en lo que va de año, sobresalen como los mayores compradores de papel español, con un aumento de 22.500 millones con respecto al cierre de 2012. 

    Este paso al frente también tiene implicaciones a largo plazo. Al incrementar su tenencia de deuda hasta el 38,3% del total, alcanzan la mayor proporción desde que existe el euro. Hay que remontarse hasta 1997, cuando acumulaban el 40,6%, para encontrar un dato superior. Y al contrario de lo que ha ocurrido con los extranjeros, durante los últimos años, justo cuando la presión sobre la deuda española ha arreciado, los bancos han sido los mejores amigos del Tesoro. Desde finales de 2010, han incrementado su presencia en las tenencias de deuda en más de 10 puntos porcentuales. 

    Además de hacer un favor al Tesoro, las compras de los bancos también han beneficiado a su propia cuenta de resultados. Entre enero y marzo, pudieron cazar unos rendimientos superiores a los actuales, que oscilaban entre el 2,5% de los títulos a dos años y el 5,2% de las obligaciones a 10 años. Ahora, esas rentabilidades se sitúan entre el 1,9 y el 4,5%. Por tanto, han conseguido dos ventajas en una: la primera, cazar unos rendimientos atractivos en un contexto de intereses en mínimos históricos; y la segunda, apuntarse las subidas de precio que ha registrado la deuda española en ese periodo.