LA PETICIÓN DE RESCATE POR PARTE DE LA GENERALITAT ENTIERRA LA INICIATIVA

Hoy acaba la era de los bonos patrióticos

Hoy vence la emisión a un año de bonos patrióticos de la Generalitat y acaba el breve reinado de la deuda autonómica para particulares. La petición
Foto: Hoy acaba la era de los bonos patrióticos
Hoy acaba la era de los bonos patrióticos

Hoy vence la emisión a un año de bonos patrióticos de la Generalitat y acaba el breve reinado de la deuda autonómica para particulares. La petición de rescate de la Generalitat hace imposible la renovación, y a cinco días de las elecciones catalanas, la administración autonómica que fue pionera en este producto ha optado por devolver los 2.639 millones de euros colocados.

El Gobierno catalán tirará del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), del que esta semana ha recibido 2.847 millones, que servirán, en parte, para que los particulares puedan recuperar sus ahorros: a partir de hoy más de 135.000 podrán cobrar los 2.639 millones.

El sueño de un mercado minorista de deuda autonómica que pudiera servir para vehicular ahorro, y que al mismo tiempo facilitara financiación más barata a las CCAA, era del antiguo conseller de Economía del tripartito, Antoni Castells. Éste no pudo convencer a los bancos de la bondad de su propuesta durante el mandato de Pasqual Maragall, ya que la gran banca estaba en ese momento centrada en colocar entre la clientela productos como las preferentes y no se quería competencia.

Pero a la fuerza ahorcan y en noviembre de 2010, cuando José Montilla acababa su mandato, Castells realizó una primera colocación ante una banca que ya no podía dar más crédito a la Generalitat y una administración catalana que ya no lograba financiarse en los mercados internacionales a precios razonables.

CiU reaccionó de manera estridente y convirtió los bonos patrióticos en tema de campaña electoral, bajo el lema de “la caixa és buida”, la caja está vacía. En cuanto llegó al poder, y al carecer de otras vías de financiación, Artur Mas y su consejero de Economía, Andreu Mas-Colell, optaron por seguir emitiendo bonos para particulares.

Cataluña marcó el camino

Castells lo anunció en su momento y la profecía se cumplió: Cataluña iba a marcar el camino y pese a las críticas políticas otras CCAA se sumaron a la iniciativa. Así fue.

La Comunidad Valencia, Murcia, Baleares y Andalucía realizaron sus propias emisiones, siguiendo el camino catalán. Este año vencen un total de 7.340 millones de estas comunidades autónomas, que ya no se refinancian con otros bonos, como había estado haciendo Cataluña porque el rescate de CCAA y las calificaciones de rating a la baja han hundido la credibilidad de este producto.

De hecho, en el mercado secundario los bonos de Valencia o Cataluña se cotizaban con descuentos para el vendedor que iban del 7% al 13% y los de otras CCAA como Andalucía ni siquiera registraban operaciones, según han señalado fuentes financieras.

Oportunidades para la banca

El coste para las CCAA que recurrían a ese producto era alto. Incluyendo las altas comisiones de la banca colocadora, el interés real para la administración se situaba en el 7,5%. En realidad la deuda no se amortiza porque se cambia por deuda del FLA, pero los intereses que cobra el fondo son más baratos, del 6%, por lo que supondrán una inyección de oxígeno para la estructura financiera de las CCAA que liquiden sus bonos por esta vía.

Ahora serán las entidades financieras las que competirán por captar este ahorro. En la emisión que vence hoy los principales bancos colocadores fueron CaixaBank, con 1.508 millones; Catalunya Banc, con 1.059 millones; y Banco Sabadell, con 400 millones.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
14 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ÚLTIMOS VÍDEOS

En Primera Plana (Spotlight) Trailer Subtitulado HD
Historia de una pasión - Trailer subtitulado en español (HD)
MUSTANG (Tráiler Oficial España)

ºC

ºC