recibió un sms viejo y todo les salió del revés

Disparate en el Dakar: el camión que fue a ayudar a su coche... con tres días de retraso

El camión de asistencia del italiano 'Pandakar' salió para asistir a su coche sin ver que el mensaje era viejo. Por si fuera poco, encallaron en el barro y les habían robado las cintas de remolque

Foto: El Pandakar siendo asistido (@OrobicaRaid).
El Pandakar siendo asistido (@OrobicaRaid).

El Dakar es una de las carreras más extremas que existen por los lugares donde se disputa y la dureza de los recorridos. Es, por tanto, natural que se den situaciones un tanto rocambolescas que, fuera de contexto, parecerían absurdas, por no decir un tanto ridículas. La que viene a continuación no se entendería fuera de los límites de este rally. Pónganse en la situación. Un coche italiano, el 'Pandakar', llega al vivac después de completar una dura etapa y con la mente puesta en terminar la etapa maratón para llegar a Salta, Argentina. Y de repente, se dan cuenta de que les falta algo importante: no está su camión de asistencia. Y el motivo es... porque había ido en su búsqueda para ayudarles.

Vale, hasta ahí parece todo medianamente normal, aunque ciertamente incongruente. ¿Cómo que habían ido a ayudarles si ya habían llegado al lugar correspondiente? Lo habían hecho con dificultades, como cuentan sus pilotos en declaraciones a 'Motorsport'. "Nuestro Panda funciona, viajamos tranquilos, pero de vez en cuando no tira, como si se sobrecalentase". Es decir, algún problema han tenido, pero nada para haber necesitado ese mismo día a su camión. Entonces, ¿qué hacía el camión por ahí? Habían ido a ayudarles porque habían recibido un mensaje de sus pilotos pidiendo ayuda. Sí, pero ¡el mensaje era de hacía tres días!

[Por qué este Dakar es mucho más duro que ningún otro]

Giulio Verzeletti, el piloto, y Antonio Cabini, el copiloto del Pandakar, llegaron sobre la diez de la noche al vivac y lo primero que hicieron fue sorprenderse de que no estaba su camión. Les llamaron y no recibieron contestación, les mandaron mensajes de texto, y tampoco obtuvieron respuesta. Y claro, no solo los necesitaban para trabajar sobre el vehículo y prepararlo para el día siguiente, sino que en el camión se encontraba todo el material: las tiendas de campaña, los sacos de dormir... Y, según cuenta la web, hacían unos 5ºC en Uyuni. Pasaron dos horas y seguían sin ningún tipo de información sobre su camión. Hasta que aparecieron a la una y media de la madrugada y entonces les explicaron qué pasó.

Verzeletti y Cabini, piloto y copiloto del Pandakar (Pandakar.it).
Verzeletti y Cabini, piloto y copiloto del Pandakar (Pandakar.it).

"Estábamos saliendo de la especial de 141 kilómetros y recibimos un mensaje del Panda que decía: «Estamos parados al kilómetro 180 con la barra de dirección rota». No nos dimos cuenta de la fecha del mensaje y estuvimos dos horas yendo en dirección contraria para buscarlos". Sí, ese mensaje lo habían enviado, pero tres días antes. La cobertura de Bolivia les hizo recibir ese, pero no el del día correcto que les preguntaba dónde estaban. No acaba ahí la historia: además de su error y pérdida de tiempo, quedaron encallados en el barro y tuvo que ser un camión español el que les sacara de ahí.

[Lea más noticias del Dakar]

Y va a más: los españoles aseguraron después que los italianos no tenían ni cintas de remolque, pero por una razón: se las habían robado días antes y habían intentado comprar otras, algo nada sencillo en Bolivia. Finalmente volvieron sanos y salvos y pudieron reanudar la marcha al día siguiente. Una historia un poco disparatada, pero con final feliz.

Otros deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios