Con la negociación por Toni Kroos en marcha y a la espera de la respuesta del Bayern ante los movimientos de su agente, Volker Struth, el club blanco sigue moviéndose para dar forma a la plantilla de la próxima temporada. A falta de la decisión sobre lo que sucederá con Benzema, su sustituto sería Luis Suárez en caso de que el francés no termine renovando Ancelotti tiene como segunda prioridad después del centro del campo, la de meter aire fresco en los laterales. Y el número uno de su agenda es Mattia De Sciglio.

El lateral del Milan, concentrado con Italia preparando el Mundial de Brasil, es el objetivo de Ancelotti. El jugador de 21 años se mueve en los dos laterales, aunque su posición natural es por la banda derecha. Incluso ha jugado partidos en el centro de la defensa, pero su posición natural es la de 'dos'.

De Sciglio es un producto ciento por ciento de la cantera del Milan, gran olvidada durante muchos años y que ahora debido a los malos momentos económicos que atraviesa el club lombardo vuelve a tener un protagonismo que no se recordaba. El lateral es la referencia del equipo ‘primavera’ que ganó el título en 2010, veinte años después del último éxito.

Allegri fue el responsable de su subida al primer equipo, debutando con la selección el 13 de marzo de 2013 ante Brasil. Nacido en Milán ha pasado por todos las categorías de la cantera hasta llegar al primer equipo. En la última temporada se ha convertido en imprescindible, siendo fijo para Prandelli.

Berlusconi y su familia tiene decidido no poner más dinero en el Milan., Por este motivo ha pasado de ser un club comprador a poder vender a cualquiera de sus jugadores, incluido De Sciglio, bandera y referencia de los aficionados por lo que representa. 20 millones de euros es el dinero en el que el equipo lombardo ha tasado al lateral. En los próximos días, el Real Madrid se acercará hasta Italia para tantear el fichaje en el intento de complacer la petición de Ancelotti.

En cuanto a Kroos esta semana puede ser decisiva para su futuro, El Bayern debe decidir qué hacer ante la petición de su jugador de negociar con el Real Madrid. La idea del centrocampista es que todo quede cerrado antes del viernes, circunstancia complicada.

La jornada del domingo, con dirigentes de la Juve en Madrid, sirvió para ratificar que la entidad italiana no baja de 60 millones de euros por cualquiera de sus dos jugadores. Pogba y Vidal se han convertido en la referencia de la Juve de Conte y no será sencilla su salida. El francés está siendo tentado por el PSG, mientras que con el chileno hay todo tipo de reservas por su lesión y por su complicada vida. Lo que ya sabe de manera oficial el Real Madrid es que la Juve quiere a Di María.