El Consejo Superior de Deportes (CSD) consideró este miércoles "satisfactorios" los datos relativos a la situación económica de los clubes de fútbol que le presentó la Liga de Fútbol Profesional (LFP), tras la reciente aplicación del control económico a priori.

El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal, recibió a su homólogo en la LFP, Javier Tebas, que acudió acompañado del director general de la patronal, Javier Gómez, quienes le presentaron el informe relativo al control de los clubes y sociedades anónimas deportivas de los últimos meses.

"Los clubes han hecho los deberes y están cumpliendo las pautas establecidas siguiendo la línea de trabajo planificada tras la puesta en marcha del control económico a priori. El plan era ambicioso y muy importante para el fútbol español", aseguró Cardenal, que estuvo acompañado del subdirector general de Inspección, Fernando Puig de la Bellacasa, según informó el CSD.

A finales del pasado enero el CSD y la LFP impulsaron un nuevo reglamento de control económico de los clubes profesionales, que se aplica desde la presente temporada y que obliga a una revisión previa de sus presupuestos, no a posteriori como se realizaba anteriormente.

Con este sistema de control previo, supervisado por la Comisión Paritaria CSD-LFP, los clubes deben comunicar a la Liga un equilibrio estricto entre los ingresos y los gastos y aquellos que no estén al día en su cuenta de resultados no podrán fichar futbolistas, ya que la patronal no registrará las fichas de sus nuevas contrataciones

El objetivo del plan es que la deuda de los clubes, que superaba los 663 millones de euros, se reduzca a un ritmo de 300 millones de euros por temporada.
 El pasado julio Miguel Cardenal presentó los primeros datos del control económico 'a priori' realizado a los clubes y confirmó que los de Primera división habían bajado sus gastos de plantilla en 148 millones de euros, lo que suponía un 14 por ciento de los costes de personal.