desde hoy y hasta el 28 de mayo

Cannes 2017 levanta el telón: la gran fiesta del cine no se atreve a desmadrarse

Pedro Almodóvar presidirá el jurado en una edición marcada por la polémica entre plataformas como Netflix y los exhibidores tradicionales

En la rueda de prensa de presentación de su 70ª edición el pasado mes de abril, el Festival de Cannes, santuario mundial del cine de autor, parecía dispuesto a abrirse a las nuevas tendencias del audiovisual. Thierry Frémaux, responsable del certamen cinematográfico más importante del mundo, anunciaba la inclusión en el programa de piezas de Realidad Virtual ('Carne y arena', un corto firmado por Alejandro González Iñárritu y el maestro de la fotografía Emmanuel Lubezki), series televisivas (los estrenos de la nueva 'Twin Peaks' y la segunda temporada de 'Top of the Lake') y de películas apoyadas por nuevos agentes que nada tienen que ver con la industria tradicional, léase Netflix.

En este mes previo a su inauguración, el propio festival ha reajustado sus parámetros y el cambio de paradigma que se anunciaba ha quedado, en parte, en un espejismo. La proyección de 'Twin Peaks', por ejemplo, es posterior a su estreno en la televisión, por lo que se elimina su carácter de premiere mundial. Y se quiebra uno de los principios del festival, que a priori solo admite obras inéditas, vistas como máximo en su propio país de origen. Para más inri, hace unos días el certamen emitió un comunicado oficial en que se comprometía a partir del año que viene a no seleccionar para su competición películas que no tuvieran garantizado el estreno en los cines franceses.

Un toque de atención directo a Netflix, ya que la plataforma sigue la dinámica de estrenar sus films directamente online saltándose las salas tradicionales. Así pretende hacerlo también con los dos títulos que distribuye candidatos a la Palma de Oro, 'The Meyerowitz Stories (New and Selected)' de Noah Baumbach y 'Okja' de Bong Joon-ho, que no podrán verse en la gran pantalla fuera de Cannes. La modificación de su reglamento que ha llevado a cabo el festival responde a las presiones de los exhibidores de su país y a una industria, la francesa, en general muy proteccionista con lo suyo. La polémica no deja de visibilizar las tensiones entre viejos y nuevos agentes en un panorama, el de la industria cinematográfica, que está mutando a marchas forzadas. El Festival de Cannes, que a priori parecía expandir este año las fronteras del concepto cine, ha acabado replegándose en la acepción más tradicional del mismo.

Cartel de la 70 edición del Festival de Cannes
Cartel de la 70 edición del Festival de Cannes

De manera que Cannes 2017 sigue centrándose ante todo en el cine de autor de toda la vida y ha vuelto a convocar a algunos de sus más ilustres representantes como Michael Haneke, Sofia Coppola, Todd Haynes, Roman Polanski (fuera de concurso), Naomi Kawase, Bong Joon-ho o François Ozon. Ya no resulta novedoso que entre estos nombres no figure ningún cineasta español. Pedro Almodóvar vuelve a ser la excepción, pero este año participa en el festival desde el otro lado de la barrera. El cineasta manchego preside el Jurado que deberá decidir cuál de los 19 largometrajes a competición consigue la Palma de Oro. Entre sus compinches se encuentran las actrices Jessica Chastain y Fan Bingbing, las directoras Agnès Jaoui y Maren Ade, el compositor Gabriel Yared, el actor Will Smith y y los también realizadores Paolo Sorrentino y Park Chan-wook.

¿Podría hacer este jurado historia concediendo la Palma a una cineasta? Recordemos que solo una directora, Jane Campion, ha conseguido este premio hasta el momento y el certamen francés ha sido objeto de críticas precisamente por la escasa visibilidad que otorga a las mujeres tras la cámara. Este 2017 son tres las candidatas frente a 16 directores...

Aquí los títulos que más darán que hablar estos días.

Cine

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios