director de 'villaviciosa de al lado'

Un maño en EE.UU: Nacho G. Velilla, el director más rentable del cine español

¿Cómo acaba un tipo de Zaragoza dirigiendo una película en Estados Unidos? Así es Nacho G. Velilla, el director de 'Villaviciosa de al lado', quien ya ha conquistado Hollywood

Foto: Nacho G. Velilla en la presentación en México de 'No manches Frida'
Nacho G. Velilla en la presentación en México de 'No manches Frida'

Su cara no suena, pero Nacho G. Velilla es el niño bonito de la industria del cine español. En un caso tan inaudito como una advocación mariana, Velilla ha conseguido que en todas y cada una de las películas que ha dirigido hayan cuadrado las cuentas. Y con bastante beneficio. Ver para creer. Su última película, 'Villaviciosa de al lado', ha sido el título español más rentable de 2016: 11 millones de euros de recaudación con un presupuesto de entre 2,5 y 3 millones de euros. Hagan la resta.

Para Velilla, 2016 también ha sido el año para cruzar el charco y embarcarse en su primera película americana, con el público latino en el punto de mira. ¿Cómo acaba un tipo de Zaragoza, no demasiado conocido, dirigiendo una película en Hollywood? ¿Cómo se transforman los 3 millones de euros de presupuesto en más de 23 sin una máquina de falsificar billetes? Con 'No manches Frida', una comedia de enredo adolescente y de corte latino, Velilla ha vuelto a dar en la tecla. La película, que se estrenó en septiembre, "ha sido un bombazo en Estados Unidos". No hay que ignorar que el público hispanohablante ya copa el 25% de la venta de entradas en Estados Unidos. "El estreno hizo la mejor media por copia, mucho más que cualquier 'blockbuster' de otros estudios y en otros países de Latinoamérica como México y Colombia ha funcionado muy bien".

Ni siquiera lo andaba buscando; todo empezó cuando recibió una llamada de Lionsgate. "Un día me llama Edward Allen, el jefe de operaciones de la división latina de Lionsgate y me sorprende diciéndome que ha visto mis comedias, 'Que se mueran los feos' y 'Perdiendo el norte', que le gustan mucho y que están buscando a alguien con espíritu latino para que lleve la comedia al público hispanohablante de Estados Unidos. Y también al resto de Latinoamérica". Parece que las puertas de Hollywood se le han abierto y que, de momento, se han quedado así. Ahora mismo, Velilla prepara la segunda parte de 'No manches Frida', cuyo rodaje está previsto para finales de año. "Hollywood es un mundo muy diferente; son muy agresivos a la hora de apostar por ti. El mismo día de la première se me presentaron varios agentes, y no habíamos ni estrenado. Buscan mucho el talento en todo el mundo".

La película no se ha estrenado en España porque sus actores no son conocidos en nuestro país y porque hubiese competido en cartelera con 'Villaviciosa de al lado', un taquillazo de último momento que se ha convertido en la tercera película española más vista del año pasado. Y contar con caras conocidas, como Carmen Machi, Leo Harlem y Arturo Valls también ayuda. Además de un humor idiosincrásico regionalista que gusta a muchos en la gran pantalla y que en los últimos años ha demostrado su efectividad, llámese 'Ocho apellidos vascos', 'Cuerpo de élite' o 'Es por tu bien'.

"Que una película salga rentable es muy complicado. Eso es lo que tenemos que cambiar en España", apunta. "Llegó un momento en el que parecía que no nos preocupaba llenar las salas. Afortunadamente esa tendencia ha cambiado. Tenemos que tener la ambición de llenar los cines, que el público disfrute con nuestras películas y a partir de ahí se cree una industria en la que quepa todo: óperas primas, cine independiente… Aparte de muy sano, es una obligación nuestra trabajar por y para el público."

Fotograma de 'Villaviciosa de al lado'
Fotograma de 'Villaviciosa de al lado'

Pero, como dice el dicho, nunca llueve a gusto de todos. Y si 'Villaviciosade al lado' ha conseguido el favor del público, a la crítica se ha liado a machetazos. "Eso en España nos lo deberíamos mirar, porque eso no ocurre a nivel mundial. Aquí o falla el público o falla la crítica. Yo quiero creer que millones de personas no se equivocan y cuatro o cinco sí. Este fenómeno español de poner verde todo lo que suene a popular yo creo que no ayuda", lamenta Velilla. "Me da mucha envidia ver cómo en otros países reconocen lo popular y lo apoyan, y aquí cualquier artista que hace cine o canción popular nunca ha sido valorada porque se asociaba a Franco y a una época política". "En Estados Unidos, Inglaterra o Francia no ocurre y la crítica sabe que hay películas hechas para el 'mainstream' tienen que tener unas características y que una película de autor debe tener otras".

"Aquí todo el mundo dice que hicimos una Transición ejemplar, pero culturalmente fue lamentable", prosigue el realizador. "Lo que era una cultura popular, tanto en cine como en música, se asociaba al franquismo y se vetó de una forma… Se denostaron figuras como José Luis López Vázquez, Fernando Fernán Gómez, se denostó la zarzuela, la copla… Me acuerdo que me pasé años viendo cómo la gente insultaba a José Luis López Vázquez y el día que murió todo el mundo diciendo que era un gran actor. No, no, es que lo había sido toda la vida. Aquí en este país parece que alguien se tiene que morir para que le reconozcan".

"Con 'Fuera de carta', un periodista en Francia me dijo que era "un vodevil maravilloso". Aquí, en España, un crítico me dijo '¡bah!, es un sainete', como si fuese algo malo. Y el vodevil francés y el sainete son muy similares, pero aquí es como si no tuviese ningún interés. Afortunadamente, gente como Paco León está volviendo a poner en valor algo que hemos denostado. Y a mí me da mucha pena que seamos así". Fue precisamente León quien se quejó en los últimos Goya del poco reconocimiento a la comedia por parte de la Academia. Al cine de Velilla no es que le hayan llovido goyas. Ni siquiera chirimiri: en 2009, con 'Fuera de carta' -su primer largometraje, con el que recaudó más de 5 millones de euros-, Javier Cámara y Fernando Tejero consiguieron sendas nominaciones por sus interpretaciones. Desde entonces, nada.

Los resultados de Velilla en el cine son incontestables. Y en la televisión, ha dirigido series como '7 vidas' y 'Aída', dos de las series españolas más míticas y longevas. Sin embargo, una de sus grandes espinas clavadas es 'Gominolas', una serie fresca e innovadora que Cuatro anunció a bombo y platillo y que acabó retirando a matacaballo a los 7 episodios. "Para mí fue una serie muy bonita y estaba en una cadena que quería apostar y nos dio total libertad. Yo me lo pasé como un enano y fue una de las cosas más bonitas que he hecho. No funcionó nada mal y durante muchos años ha sido -y creo que sigue siendo- la serie más vista de la cadena. Pero coincidió con que Cuatro había comprado los derechos de la Eurocopa, que tiene mucha audiencia pero no da casi ganancias, más bien pérdidas, y coincidió que la audiencia bajó un poquito y que se habían quedado caninos… y la cancelaron. Fue una pena. Pero cuando trabajas en el audiovisual, te acostumbras a estas cosas: estamos curados de espanto".

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios