PRENSA IBÉRICA GANÓ 4,5 MILLONES EN 2015

Moll segrega su división de periódicos regionales de cara a “eventuales alianzas”

El grupo regional que preside reestructuró su negocio en 2015 para dejar la puerta abierta a "eventuales alianzas" con otros grupos del sector de la prensa escrita

Foto: Javier Moll (i), presidente de Prensa Ibérica, junto a Mariano Rajoy (c), en un acto del Instituto de Empresa Familiar. (EFE)
Javier Moll (i), presidente de Prensa Ibérica, junto a Mariano Rajoy (c), en un acto del Instituto de Empresa Familiar. (EFE)

El grupo Prensa Ibérica hace los deberes de cara a futuros movimientos editoriales en el sector de la prensa escrita. Eso es, al menos, lo que se desprende del último movimiento desarrollado por el editor Javier Moll en torno a su amplia cadena de periódicos regionales y de medios locales. El grupo creó en septiembre de 2015 una nueva sociedad, Prensa Ibérica Media, que agrupa desde entonces todo su negocio editorial en España, las emisoras de radio y sus plantas de impresión. El objetivo, “abrir el campo de eventuales alianzas y operaciones corporativas” con otros grandes grupos del sector, tal y como se infiere de su última memoria oficial de cuentas depositada en el Registro Mercantil.

Moll, que se postula como próximo presidente del 'lobby' de la prensa escrita Aede, tiene el privilegio de poder presentar uno de los balances más saneados del sector. Con unos beneficios, en 2015, de 4,59 millones de euros. Cifra que está por encima de lo registrado, en el mismo periodo, por todo el grupo Vocento, su gran rival en la prensa regional (cuatro millones en 2015). “Pese a las dificultades del entorno —señala el grupo—, Prensa Ibérica ha cerrado 2015 con un resultado operativo positivo, manteniendo la reducción y control de costes en todas las áreas y apoyándose en una sólida posición financiera”.

Portada del diario 'Faro de Vigo' con una entrevista a Rajoy. (EC)
Portada del diario 'Faro de Vigo' con una entrevista a Rajoy. (EC)

La junta general de accionistas de Prensa Ibérica acordó el 30 de junio de 2015 la reestructuración societaria de todo el grupo para segregar y agrupar en una única sociedad, Prensa Ibérica Media, “parte de su patrimonio que constituía una unidad económica separada, autónoma e independiente consistente en la División de Medios de Comunicación, traspasándose el patrimonio escindido a la sociedad de nueva creación”. A esta sociedad se han traspasado activos y patrimonio por un valor total de 132,59 millones de euros.

“El objeto principal que se persigue con la escisión —explica el grupo de Moll— es reorganizar el grupo a fin de que en cada uno de los sectores diferenciados exista una sociedad cabecera, así como escindir la división de los medios de comunicación al objeto de dotarla de una autonomía económica y financiera propia y separada, que permita abrir el campo de eventuales alianzas y operaciones corporativas”. Movimientos en el sector que, de momento, un año después de la puesta en marcha de esta reorganización, todavía no se han concretado, si bien el nombre de Moll llegó a sonar, en el pasado, entre otras opciones, como uno de los posibles aspirantes a hacerse con el diario ‘El Mundo’ antes de la opa italiana de RCS que llevó a Urbano Cairo a convertirse en el nuevo dueño de Unidad Editorial.

Prensa Ibérica edita 16 periódicos regionales: ‘Diari de Girona’, ‘Diario de Ibiza’, ‘Diario de Mallorca’, el ‘Faro de Vigo’, ‘La Provincia’ (Gran Canaria), el diario ‘Información’ (Alicante), el diario ‘Levante EMV’, el periódico ‘La Nueva España’, ‘Regió 7’ (Manresa), las cabeceras ‘La Opinión de A Coruña’, ‘La Opinión de Málaga’, ‘La Opinión de Murcia’, ‘La Opinión de Tenerife’, ‘La Opinión de Zamora’; y los deportivos ‘Superdeporte’ (Valencia) y ‘Estadio Deportivo’.

Por otro lado, el grupo cuenta con varias emisoras locales de radio y televisión y, además, ha desarrollado en los últimos años una estrategia de creación de nueve plantas industriales de artes gráficas, algunas de ellas participadas por otras empresas de comunicación.

Moll suena con fuerza como futuro recambio de José Luis Sáinz (consejero delegado del grupo Prisa) al frente de la patronal Aede, que acordó en su última junta directiva la reforma de sus estatutos de cara a una posible apertura de la organización a los diarios digitales y la prensa gratuita. Se trata de una de las exigencias que puso encima de la mesa el propio Moll, para aceptar la presidencia del 'lobby’. Su opinión al respecto es clara: “Sin los diarios digitales, la Aede está manca y coja”.

Comunicación

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios