publicidad
publicidad

Ir a www.cotizalia.com Ir a www.vanitatis.com

Logo de El Confidencial
2.000.000 lectores influyentes
Tecnología     Salud  Fórmula 1

Viernes, 21 de agosto de 2009

España Comunicación Cultura Mundo Sociedad
Con Lupa Al Grano Mientras Tanto Dos Palabras Sin enmienda Fuera de Gobierno Valor del Derecho El Confidente
Hoteles Gastronomía Viajes Arte Libros Música La mochila de Kike Cuaderno Matoses
Editar perfil Foro Foro Interno El Café

tendencias

China redescubre los orígenes remotos de su civilización

historiachina

@Jacobo Corujeira - 20.00 h. - 20/08/2009

Deja tu comentario (0)

Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5) (4/5 | 10 votos)

China redescubre los orígenes remotos de su civilización
 Los nuevos hallazgos obligan a replantearse lo conocido (Reuters)

La china pasa por ser una de las civilizaciones más antiguas del mundo, pero los datos publicados en el número de la revista Science de este viernes vienen a dar la vuelta a lo hasta ahora conocido sobre sus orígenes. Los descubrimientos arqueológicos de las últimas décadas recogidos en las cuatro esquinas del territorio que ocupa hoy la república popular no dejan lugar a dudas: la que hoy es la nación con la economía más vibrante del planeta surgió a partir de muchos más grupos culturales de los que hasta ahora se creía. Si el boom inmobiliario no lo destruye, el pasado de China está a punto de ser desvelado.

 

La mitad del hormigón del mundo se utiliza estos días en China. El desarrollo del país es un peligro para el conocimiento sobre los orígenes de su civilización, pero a la vez comporta infinitud de posibilidades. “Parar o incluso ralentizar el crecimiento de una sociedad deseosa de liberarse de la pobreza rural no es posible”, afirma en uno de los artículos Andrew Lawler, editor de Science.

 

Los descubrimientos, que se suceden a medida que los constructores remueven cimientos para levantar nuevos edificios están cambiando el modo en el que China mira hacia sus orígenes. El cambio es tan grande que los arqueólogos piensan que será necesario rescribir los libros de Historia.

 

Tantas culturas como estrellas en el cielo

 

Hasta ahora se creía que la civilización china había nacido en torno a las planicies centrales del río Amarillo durante el periodo Neolítico, pero los hallazgos de las últimas décadas cambian por completo esta perspectiva. “La mayoría de nosotros asumíamos el hecho de que el río fue el origen de la civilización china, pero a raíz de las investigaciones hemos descubierto tantas áreas culturales como estrellas hay en el cielo”, explica con una poética afirmación Wang Wei, director del Instituto de Arqueología de la Academia China de Ciencias Sociales en Pekín.

 

El origen fue, por tanto, multipolar y la integración se dio a través de la comunicación y la competencia, que resultaron fundamentales para el surgimiento de una cultura común. Para apuntalar su teoría los arqueólogos han tenido que superar décadas de instrumentalización política de su disciplina. “La arqueología desempeñó un papel crítico en la definición del nacionalismo chino”, explica al autor del artículo el antropólogo Gary Crawford, de la Universidad de Toronto.

 

Las nuevas investigaciones no ponen en duda el papel de la dinastía Shang en el entorno del río Amarillo a lo largo del segundo milenio antes de nuestra era, pero lo enmarcan dentro de un contexto general de grupos diferentes. En Mongolia interior y Liaoling se desarrolló, por ejemplo, la cultura Hongshan alrededor del año 3500 aC.

 

Figuras de jade

 

Las excavaciones han hallado en la zona enterramientos con numerosos objetos de jade con formas simbólicas en la mitología china como el ave fénix o el dragón. La cultura Liangzhu, que surgió unos 1.000 años más tarde y 2.000 kilómetros más al sur, también influyó enormemente en el resto del territorio, tanto en cuestiones artesanales como religiosas.

 

“El origen de la civilización china se reparte a lo largo del país actual”, asegura a Science Jiang Weidong, director del museo arqueológico de Liangzhu. Weidong piensa que estos grupos culturales independientes comenzaron a conectarse gradualmente unos con otros a lo largo de los siglos.

 

El proyecto aún no se encuentra completo y de hecho, Lawler afirma que aún no se ha llegado a la mitad. Aun así, ya se puede afirmar que la China imperial no fue fruto de un único impulso integrador, sino el resultado de sinergias entre diferentes culturas que duraron milenios. “Probablemente habrá que descartar incluso la misma noción de una única civilización china”, afirma antes del final del artículo Lothar von Falkenhausen, de la Universidad de California en Los Angeles.

Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5)Valorado (4/5) (4/5 | 10 votos)

 RSS   

 Delicious   

 Technorati   

 Fresqui   

 Menéame   

¿Qué es esto?

Opiniones de los lectores (0)

Deja tu comentario

El equipo de redacción revisará las opiniones para evitar la difusión de comentarios no apropiados o insultos. El horario del foro es de 07:00 a 23:00 h. Fuera de ese horario no se incluirán opiniones.

los más leidos los más leidos los más comentados los más enviados

Todos los derechos reservados © Prohibida la reproducción total o parcial

Auditado por Ojd

ir a Cotizalia

El Confidencial

ir a Vanitatis


Enlaces de Interés