¡cuidado adictos!

¿Sueles ver el móvil en el baño? Puedes tener un problema serio

La doctora Anchita Karmakar, directora del estudio realizado en la Universidad de Melbourne, asegura que llevar nuestro aparato al retrete es perjudicial para la salud

Foto: Ir al baño con el teléfono perjudica tu salud. (iStock)
Ir al baño con el teléfono perjudica tu salud. (iStock)

La telefonía móvil ha revolucionado muchos aspectos de nuestra vida. Los 'smartphones' se han convertido en nuestros amigos inseparables, tanto que llevarlos al baño mientras hacemos nuestras necesidades, se ha convertido en una costumbre de lo más normal. Hemos dejado las revistas relegadas y ahora utilizamos el móvil para actualizar nuestras redes sociales, jugar al 'Candy crush', o hablar por alguna otra aplicación. Cualquier pasatiempo es bueno cuando estamos sentados en el trono.

1 de cada 4 españoles confiesa hacerse un 'selfie' en el váter

Según el estudio Renova sobre el uso del teléfono en el WC, publicado en febrero de este año, el 91,8% de los encuestados utiliza el teléfono cuando está en el servicio. Por comunidades, a la cabeza los extremeños con un 97%, seguidos por valencianos y vascos con un 95% ambos. En mitad de la clasificación los catalanes con 91%, gallegos con un 90% y murcianos con 89%. A la cola navarros con un 71%, cántabros con un 74% y riojanos con 85%.

Un 28% de mujeres afirmó haberse hecho al menos un 'selfie' en los últimos 12 meses en el inodoro, frente a un 25% de los hombres. Entre ellas, las más coquetas son las canarias con un 47%. Entre ellos, los presumidos son los extremeños con un 66%. Los más vergonzosos, los riojanos y madrileños. Un 79% confiesa que su uso prolonga en ocasiones el tiempo invertido en el baño.

Las cubiertas y carcasas del teléfono suelen hacerse de caucho, un material acogedor, cómodo y caliente para las bacterias

Una encuesta estadounidense realizada a 2.000 personas, también reveló que una cuarta parte de los hombres eligen sentarse en el retrete en lugar de estar de pie, para tener las manos libres y poder utilizar su 'smartphone', mientras que el 59% de hombres y mujeres admitieron chatear, el 45% enviar correos electrónicos, casi un tercio que había recibido una llamada y el 24% que llamaron ellos mientras estaban en el váter. Los resultados del estudio concluyeron que el 80% de los encuestados lo usaba porque no tenía nada mejor que hacer.

En cuanto a las aplicaciones más usadas en el baño, a la cabeza Facebook y Whatsapp con un 21% y Google con un 11%. Si tienen menos de 30 años, lo que más utilizan es Whatsapp; entre los mayores de 30, la aplicación favorita es Facebook. Los mayores de 60 años son los que más utilizan las llamadas desde el baño.

Usarlo en el baño puede ser perjudicial para tu salud. (iStock)
Usarlo en el baño puede ser perjudicial para tu salud. (iStock)

Pues se acabó. Debemos acabar con esta costumbre si no queremos enfermar. Así dicen los estudios de 'finder.com'. Millones de bacterias peligrosas puedes adherirse al teléfono y propagarse por todos los lugares que toquemos. Según el equipo de medicina interna del Royal Melbourne Hospital, es muy arriesgado utilizar el aparato mientras orinamos o defecamos, ya que estamos jugando con nuestra salud.

"Hay agua y partículas de aire que se alojan en los pequeños recovecos del teléfono", esto y que las cubiertas y carcasas del teléfono se hacen generalmente de caucho, un material acogedor, cómodo y caliente para las bacterias", asegura la doctora Anchita Karmakar, directora del departamento.

Un 79% de los encuestados confiesa que el uso del móvil prolonga en ocasiones el tiempo invertido en el baño

Los tipos de bacterias que pueden quedarse y viajar gratis en nuestros teléfonos son la salmonela, E.coli, Shigella y campylobacter pueden provocarnos indigestiones intestinales, fiebre, náuseas, vómitos, diarreas acuosas o moco y pus en las heces. Además se corre el riesgo de propagar virus como el de Norwalk (gastroenteritis), o el estafilococo.

Pueden propagarse las bacterias. (iStock)
Pueden propagarse las bacterias. (iStock)

El consejo de la doctora Karmakar es el de no llevar el móvil al baño bajo ningún concepto, y especialmente en los baños públicos. "Incluso si no usamos el teléfono en el inodoro, pero lo sostenemos mientras entramos y salimos de él, es suficiente para que las bacterias se adhieran". Una sola bacteria puede multiplicarse en más de ocho millones de células en menos de 24 horas y las manos de los trabajadores pueden entrar en contacto con 10 millones al día.

Hay que tener en cuenta que muchas personas utilizan el teléfono mientras comen, por lo que muchas infecciones se pueden transmitir via oral, un motivo más para dejar de llevarlo al sanitario. Además es aconsejable desinfectar con regularidad el aparato, y especialmente si eres de los que te lo llevas a todas partes. Otro de los consejos que debemos seguir es lavarse las manos habitualmente antes de comer y después de haber ido al baño. Habrá que volver a los sudokus.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios