PREMIO BEST WORKPLACE ESPAÑA

Así se vive en la empresa española elegida como la mejor para trabajar

Una empresa sin mandos intermedios, con libertad para elegir horarios y con las cuentas de resultados a disposición del trabajador. Sí, se puede y funciona
Foto: Los trabajadores de Cyberclick sostienen el premio al mejor lugar para trabajar de 2014.
Los trabajadores de Cyberclick sostienen el premio al mejor lugar para trabajar de 2014.

Una empresa sin mandos intermedios, con libertad total para elegir horarios y vacaciones, y con las cuentas de resultados a disposición de todos los trabajadores. Parece una utopía, pero David Tomás, director general de Cyberclick Group, asegura que así es cómo se trabaja en su empresa desde hace más de 7 años. Hoy su compañía ha obtenido el prestigioso galardón Best Workplace España 2014 en la categoría de 20 a 49 trabajadores, que premia los mejores centros laborales según la opinión de los propios empleados.

[Aquí puedes leer cómo debería ser tu empresa para hacerte feliz]

Tomás ha explicado a El Confidencial que en 2007, después de haber superado la crisis de las puntocom, se dio cuenta de que para tener un equipo de primer nivel su empresa debía ser innovadora en cuanto a la gestión de las personas. “Empezamos leyendo mucho, mirando lo que hacían otras compañías y adaptamos a nuestro espacio las ideas que nos gustaban”, explica el directivo.

La gente más joven viene de otro tipo de educación y quiere disfrutar y hacer cosas que tengan sentido

Todas las decisiones que ha tomado la compañía en el campo de Recursos Humanos se basan en una máxima: el trabajador debe disfrutar con lo que hace y sentirse valorado. “Hay una cultura que dice que el trabajo es una penitencia por la que tenemos que pasar, sin preguntar mucho”, explica Tomás. “La gente más joven viene de otro tipo de educación y quiere disfrutar y hacer cosas que tengan sentido, prefieren un trabajo que les llene más aunque económicamente les compense menos. No quieren estar en trabajos en los que no les valoran o no les tienen en cuenta. Y a veces lograr esto es muy sencillo, basta dedicar tiempo a saber cómo está la gente”.

Cyberclick Group basa su gestión de personal en 5 políticas que le han permitido alzarse con el premio al mejor lugar para trabajar de España, pero también crecer un 15% en el último año.

1. Un laborioso proceso de contratación

Tomás tiene claro que para que las políticas de gestión que ofrecen una mayor flexibilidad a los trabajadores funcionen estos tienen que estar plenamente comprometidos con la empresa. Y para lograr ello el primer paso que se debe dar es contratar a la gente adecuada.

Para trabajar en Cyberclick hay que pasar hasta seis entrevistas basadas, en un 80%, en la actitud personal y los valores. Una vez se detecta que estas cualidades están en línea con la cultura empresarial se empiezan a valorar los conocimientos. Todos los miembros del equipo deben aprobar por unanimidad una incorporación, y si hay dudas, el candidato no entra. A su vez, el candidato podrá decidir finalmente si Cyberclick es la empresa más adecuada para sus intereses y, si durante los tres primeros meses de trabajo decide que no es así, recibe dos meses de sueldo para que pueda salir a buscar otro trabajo.

2. Organización horizontal

Cyberclick Group está formado por cinco empresas: Cyberclick, Clacktion, Coregistros, Digital Response e InboundCycle, con un total de 40 trabajadores. Esta organización en células le permite trabajar con equipos pequeños en los que la jerarquía no tiene ningún sentido, la relación es mucho más estrecha y cualquier miembro puede dar su opinión y participar en la toma de decisiones.

Siempre hay cosas que te van a gustar menos, pero intentamos que cada persona se encargue de los proyectos que más le gusten

“Dentro de cada compañía hay un responsable, pero la idea es que cada uno tenga capacidad de decidir y autonomía”, explica Tomás. “No existe el ordeno y mando. Se hacen muchas reuniones muy rápidas y todo el mundo puede dar su opinión. Huimos de la persona autómata, no hay jerarquía en este sentido, es la propia persona la que elige sus prioridades. Siempre hay cosas que te van a gustar menos, pero intentamos que cada uno se encargue de los proyectos que más le gusten. Esto mejora mucho el clima laboral”.

David Tomás, en el centro, sostiene el premio al mejor lugar de trabajo.
David Tomás, en el centro, sostiene el premio al mejor lugar de trabajo.

3. Libertad para elegir horarios y vacaciones

Otro aspecto revolucionario de la gestión del personal en Cyberclick es el sistema de horarios y vacaciones flexibles y abierto que implica libertad total tanto en la elección de fechas como en la cantidad de días de descanso, así como en el horario del día a día.

Tú no tienes que dar explicaciones a nadie, pero te tienes que poner de acuerdo con tus compañeros para pillar las vacaciones, tienes que negociarlo

“Las estructuras rígidas servían hasta ahora, con la industria, pero cuando mueves conocimiento no tiene sentido ser estricto”, asegura Tomás. “Aquí tenemos gente que trabaja muy bien por la noche, ¿por qué va a tener que venir a las 8 de la mañana? Si tienes gente cualificada que se sabe gestionar va a saber cómo organizarse mejor para sacar el trabajo adelante”.

¿Y los empleados no abusan de estas prerrogativas? “Si tienes gente que no es responsable se va a pedir medio año de vacaciones, pero la gente que forma parte del equipo es consciente de lo que puede y no puede hacer”, explica el directivo. “Tú no tienes que dar explicaciones a nadie, pero te tienes que poner de acuerdo con tus compañeros para coger las vacaciones, tienes que negociarlo”. Al final, asegura Tomás, la gente se coge un periodo de descanso similar al de otras empresas, pero puede organizarlo a su gusto.  

4. Cuentas abiertas, remuneración variable

Tomás asegura que su objetivo es convertir a la compañía en una de las empresas del sector que mejor pague a sus trabajadores. “Tenemos un salario base estándar que está en la media del mercado, tirando por lo alto, pero intentamos compensar al equipo en función de los resultados, que conocen perfectamente porque todas las cuentas son abiertas”.  

No se trata de un sistema de incentivos individual: si la empresa va bien se reparten los beneficios de manera equitativa. “Lo hacemos de esta forma porque creemos que si alguien no mereciera dicho premio, sería porque no debería estar trabajando con nosotros. Todos somos parte del éxito y el fracaso directa o indirectamente”, comenta Tomás.

5. La felicidad como métrica del éxito

Todos los días los trabajadores de Cyberclick reciben dos correos en los que se les pregunta cómo están de ánimo, una pregunta que deben responder eligiendo entre los tres colores de un semáforo. Gracias a esto la dirección puede medir el nivel de felicidad global de la empresa. “Si una semana hay muchos semáforos en ambar lo analizamos”, explica Tomás. “Igual hay muchos proyectos estresantes y hay que cambiar algo”.

Así se vive en la empresa española elegida como la mejor para trabajar

UNA CUESTIÓN DE ACTITUD

Todo esto, explica Tomás a modo de conclusión, se puede lograr cambiando la mentalidad y la forma de organizarse. “No hay que dedicar muchos recursos, más que nada un poco tiempo, pero no recursos económicos”, asegura Tomás. “Es un tema de cultura y de hábito. Cada vez veo más empresas en esta línea. Es de lógica: si tienes alguien motivado va a hacer mejor su trabajo”.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ºC

ºC