La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

EL PLACER TAMBIÉN TIENE TRUCOS

Cómo despertar la libido femenina: los cinco mejores consejos

Le ocurre a casi todas las parejas con el paso del tiempo: el hombre tiene la sensación de que sus ganas por mantener relaciones sexuales son siempre
Foto: Cómo despertar la libido femenina: los cinco mejores consejos
Cómo despertar la libido femenina: los cinco mejores consejos
Autor
Tags
    Tiempo de lectura6 min

    Le ocurre a casi todas las parejas con el paso del tiempo: el hombre tiene la sensación de que sus ganas por mantener relaciones sexuales son siempre superiores a las de su compañera. Un malentendido que genera mucha confusión en la vida en pareja, pero que puede solucionarse fácilmente si conocemos las técnicas adecuadas. Durante mucho tiempo, y aún hoy en día, se ha dado por hecho que los hombres siempre tienen más ganas de tener sexo que las mujeres. No es cierto. La realidad es que hombres y mujeres tienen las mismas necesidades de mantener relaciones sexuales, y las mismas ganas, pero sus ciclos funcionan de distinta manera. Algo que ha mantenido confundidos a los expertos durante mucho tiempo. 

    Según una revisión bibliográfica publicada en el Canadian Medical Association Journal, que analiza un gran número de estudios que se han llevado a cabo desde los años 90 sobre disfunciones sexuales femeninas, ha habido una tendencia reiterada a identificar el deseo sexual como el primer paso que debían dar las mujeres en una relación sexual. Según esta visión del sexo, la ausencia de este deseo podría tratarse como un problema. Una disfunción que, según numerosas encuestas, sufren en torno a un tercio de todas las mujeres de entre 18 y 59 años. Pero, ¿es la ausencia de deseo una verdadera disfunción o algo que debería considerarse normal?

    Muchas mujeres no experimentan el deseo sexual en el inicio del intercambio, sino que aparece más tarde, porque se busca conscientementeLa realidad es que, según la doctora Rosemary Basson, investigadora del Centro de Medicina Sexual de Vancouver (Canadá), y autora de la revisión, el deseo sexual no tiene que estar presente para que las mujeres quieran, y puedan, mantener relaciones sexuales y, de hecho, en parejas de larga duración, no siempre se da en el inicio del intercambio amoroso. La libido femenina aumenta con el tiempo y las mujeres alcanzan la madurez sexual hacia los 35 años, pero el deseo, no obstante, se ve afectado por la propia rutina de una relación amorosa. Tal como explicaron las sexólogas Sarah Murray y Robin Milhausen, de la Universidad de Ontario (Canadá), en un estudio publicado en la revista Sex & Marital Therapy, “cuanto más tiempo pasa una mujer en una relación, menos deseo sexual siente”.

    Esto no quiere decir que no quieran mantener relaciones sexuales, pero tienen motivaciones distintas para hacerlo. Razones complejas que no responden al mero “deseo”. En muchos casos las mujeres buscan fomentar la intimidad emocional con su pareja o, en ocasiones, incrementar su propia autoestima. El deseo sexual, por tanto, no está presente en el inicio del intercambio sexual, sino que aparece más tarde, porque se busca conscientemente. Esto es clave para entender porque las mujeres no siempre parecen tan receptivas como el hombre respecto al acto sexual. La buena noticia es que se puede trabajar la aparición de ese deseo, y con la estimulación adecuada, la excitación sexual y el placer se intensifican. Y las relaciones son más satisfactorias.

    Consejos para despertar el deseo en las mujeres

    La sexóloga estadounidense Laurie Watson publicará la semana que viene su nuevo libro, Wanting Sex Again, en el que explica, tal como aparece en su portada, como “reedescubruir el deseo y arreglar un matrimonio sin sexo”. En él aporta una serie de consejos para despertar la libido de las mujeres, que pueden ser útiles para cualquier tipo de pareja que busque incrementar su frecuencia sexual.

    1. Lee, imagina y planifica

    Roberto Sanz, sexólogo de la Fundación Sexpol, explicaba en un reciente reportaje de El Confidencial que el sexo no tiene porque ser siempre espontáneo, algo que, de hecho, es muy difícil de lograr más allá de los primeros meses de noviazgo. La realidad, explicaba Sanz, es que “el ser humano ha adoptado toda su vida unos ritmos y unos rituales y el sexo se puede organizar de la misma forma que las comidas”. En definitiva, el deseo se puede provocar conscientemente, planificando los momentos en los que se quiere tener relaciones sexuales –apagando la tele para, por ejemplo, preparar una cena romántica–, probando nuevas experiencias –¿por qué no hacerlo en la cocina?–, y, en definitiva, estando abiertos a nuevos consejos.

    2. Trabaja los preliminares

    Como apunta Basson en su estudio, muchas mujeres dan cabida a las relaciones sexuales sin tener un verdadero deseo, pero si las cosas se hacen bien, este acaba apareciendo. A muchos hombres les cuesta aceptar que sus mujeres hagan el amor solo por complacerles, pero eso es una verdad a medias: aunque parezca contradictorio, el hecho de que muchas mujeres no sientan deseo al comenzar un intercurso sexual no significa que no quieran tenerlo, sino todo lo contrario. ¿Por qué no enfocar nuestros esfuerzos en que el deseo acabe apareciendo? Esto se logra alargando los preliminares, siendo cariñoso y retrasando el momento del coito hasta que la mujer esté realmente excitada. Si se hace bien, Watson asegura que “el sexo puede acabar siendo salvaje y apasionado”, pues cuanto mayor es la excitación a la que se llega, más placentero es el orgasmo.

    3. Muestra satisfacción y apuesta por lo que le gusta

    Con los estímulos táctiles y eróticos la mujer empieza a centrarse en el sexo. Si en el pasado inmediato las relaciones han sido placenteras, entonces empezará a tener sentimientos positivos. Pero si no, le será más complicado disfrutar del sexo. Es por ello que debemos tratar de mostrarnos siempre optimistas en nuestras relaciones, mostrando satisfacción y agradecimiento, lo que hará que los siguientes coitos funcionen mejor. En definitiva, tal como explica Watson, “la mujer sentirá que el esfuerzo merece la pena”. Esto incluye fomentar las prácticas que funcionan y evitar las que no lo han hecho. Y esto varía en cada pareja.

    4. Elige un buen momento

    Las mujeres no pueden concentrarse en el sexo si tienen algún problema de índole emocional con su pareja. Después de una pelea, por ejemplo, no tiene ningún sentido hacer el amor, pues aunque la mujer quiera mantener relaciones sexuales su conexión emocional va a pasar factura al acto en sí. En definitiva, la pareja tiene que estar en un momento emocionalmente estable para poder hacer el amor. Y esto no se soluciona con sexo. Si has tenido una pelea, mejor intentarlo en otro momento.

    5. El orgasmo no siempre debe ser la meta

    Para un hombre una relación sexual satisfactoria pasa por alcanzar el orgasmo pero, según Watson, no siempre es así para las mujeres. A ellas, en muchas ocasiones, les basta con experimentar el intercurso, en el que sienten un gran placer. Paradójicamente, este es un problema sobre todo para los hombres, que sienten una gran frustración si no logran que su pareja alcance el orgasmo. Es cierto que no tener nunca orgasmos es un problema, pero si ocurre de vez en cuando no hay que darle mayor importancia. En muchas ocasiones, las mujeres, simplemente, ni lo buscan, ni lo necesitan. 

    #25
    23 Je je... Qué raro que no haya salido alguna histérica a protestar por los comentarios..en realidad son acertados, y uno de los grandes problemas de la crisis social actual es que se ha manipulado a la mujer para que actúe contra-natura, nuestros abuelos eran más felices, con o sin querida, y nuestras abuelas también, cada uno se realizaba y punto, ahora ni unos ni otros, en la mayoría de los casos.

    Sobre la cartera...bueno, yo insisto, y saben el dicho argentino, tantas veces demostrado...

    &034;Cartera mata a galán&034;

    Buenas noches
    Ampliar comentario
    #24
    21 ALDOUS y 22 BURGUNDIO.

    Buenos comentarios ambos, por ello.

    Haber:

    Hombres y mujeres no nos podemos sustraer a la genética y a miles [millones] de años de evolución. Pues no. La genética y Sir Darwin mandan.

    La mujer desprecia al hombre sumiso.

    Y adora, contra su voluntad, al hombre un poco canalla.

    Mejor ser un poco canalla y puro libre albedrío, que un gilipollas.

    Se podría determinar que la mujer detesta al gilipollas. Y con razón.

    Dinero y cartera y demás?

    Pse....Los afectos de la mujer son más complejos.

    No te digo como te la folles bien. Come de tu mano como un perrito el resto de su vida, da igual la cartera, aunque ayuda la cartera, obvio, sobre todo por comodidad para ambos.

    En fins.

    OK con la mujer mientras no se pongan pesadas, que encima quieren la exclusividad/monopolio de uno. Pues no, guapa, q
    Ampliar comentario
    #23
    Cuando los hombres vamos, las mujeres ya han vuelto una o dos veces porque son mucho mas intuitivas de manera que las que en el fondo ligan son ellas:El hombre elige y la mujer selecciona.En lo referente al sexo, las mujeres no tienen una excitación visual tan intensa como la nuestra, se dominan mucho mas y utilizan el sexo como un medio y no como una finalidad. Una mujer por regla general necesita estar enamorada o con una vinculación especial para llegar a mantener relaciones sexuales, a nosotros no nos hace falta nada de eso si visualmente nos atrae.Las mujeres dan sexo a cambio de afecto, seguridad o cualquier otra cosa que les interese a ellas.Para nosotros el sexo es una finalidad en si misma de manera que en ese sentido somos mucho mas nobles que las mujeres porque somos mucho mas evidentes que ellas.Prueba de ello es que pueden fingir sus orgasmos.Para la mujer la seguridad es fundamental por eso si hay una buena cartera detras y existe un serio compromiso hacia ella las posibilidades de que se abra de piernas son mucho mayores.Porque hay muchísima mas prostitución femenina que masculina ? Ahi esta la prueba de quien necesita mas el sexo.
    Ampliar comentario
    #22
    Dawkins lo explicaba de forma meridianamente clara en El Gen Egoísta; las hembras son madres por pura predeterminación genética, y son pareja únicamente durante la fase de galanteo prematernal. La implicación de las mujeres con la progenie es muy superior a la del hombre, entre otras cosas por la inversión tan enorme que suponen los 9 meses de gestación y el riesgo mismo del parto, de manera que la relación con su pareja pasa a un segundo plano [o enésimo, más bien] en cuanto llega el primer hijo. Y de ahí en adelante, en pura caída libre.
    No hay nada nuevo bajo el sol... evolutivo.
    Nuestros abuelos lo arreglaban con la querida. Y nuestras abuelas con el dolor de cabeza.
    Por cierto, que si seguimos el manual hacen falta un promedio de 2-3 horas para poner en marchar el tema [deshielo previo??]. Demasiado esfuerzo para un polvo al mes. Mejor asumirlo, poner buena cara, aprovechar las situaciones propicias [cuando a ellas les &034;aprieta&034; el tema no valen excusas ni hay preparativos ni cenas románticas ni preocupaciones, curiosamente], y aguantar el día a día. Y rogar para que no se les cruce un yogurín receptivo, entonces estamos arreglados, y encima pagaremos la hipoteca.
    Ampliar comentario
    #21
    No todo esto es una gran mentira y nos quieren hacer comulgar con ruedas de molino. Los hombres pueden tener una erección completa en 10 segundos, y a veces les basta con mirar un par de segundos algo los estimule. Las mujeres, en cambio, necesitan otro tipo de estímulos más relacionados con el cerebro, más intelectuales. No se conforman con cosas fáciles.

    El hombre necesita más sexo que la mujer

    No es así. Biológicamente la mujer está capacitada para vivir con plenitud todas las etapas de la relación sexual [deseos, placer, orgasmo] en forma equivalente, si no similar, al hombre

    saludos cordiales.
    Ampliar comentario
    #20
    16
    Muy raras, muy listas y muy inseguras. Todo lo tienen que centrifugar, buscar las intenciones ocultas...

    Y si es una mujer colombiana como la que describe Boswell, les gusta más mandar que a nosotros darle al fornicio. Porque las hiispanas en general son mandonas de la leche. Será por celosas [que no es otra cosa que inseguridad] o por puro gusto del bastón de mando, pero mira que en cuanto saben que te tienen te ennganchan por los cojones para dejar claro quien manda [motivo habitual por el que, al final, te hartas de ellas].
    Ampliar comentario
    #19
    Encuentro que sobre este tema no paran de escribir chorrada tras chorrada. Cuando todo es tan simple; cuando hay amor, complicidad, se gustan uno al otro a rabiar y hay &034;afición&034; todo el resto sobra no hace falta nada más. Esto es como cuando se tiene un hobby siempre encuentras tiempo para dedicarte a el. Mi marido sabe que quiero con solo una mirada de ambos incluso entre una multitud o a distancia y viceversa. Somos nuestro único hobby las recetas estas y todas las demás son para las medias tintas.
    Ampliar comentario
    #18
    14 Muy raras y muy listas. En general, tampoco es que nosotros seamos muy normales y muy torpes.
    Ampliar comentario
    #17
    14

    Lo de: &034;te doy..&034; o &034;te voy a dar..&034; se lo he dicho yo tantas veces a ella...

    ;-]

    Ampliar comentario
    #16
    12 Pues un poco de entrepierna sí he notado, sí; que por otra parte es lo que se había propuesto usted con la sintaxis tan bien armada y las palabras pertinentes... pero, oiga Boswell, no son horas!
    Ampliar comentario
    #15
    Lo más sabio que se ha dicho es que &034;son muy raras&034;.

    En la historia las mujeres se han dado cuenta que el sexo es una moneda de cambio muy poderosa y juegan con el primitivismo de los hombres que por sexo han cometido los mayores errores y tonterías.

    Hoy te doy, mañana no de doy y tienen a buena parte de los hombres a sus piés.

    También existe el te doy....pero, o el te doy si.., o el ven aca que te doy..como el más habitual ..hoy no te doy...mañaña.

    Existen excepciones, ninguna regla general y las recomendaciones del artículo coincidirían para el bueno...después de todo eso... ven para aca que te doy!! Si hay suerte claro está.

    Son muy raras...¿ o muy listas?

    Ampliar comentario
    #14

    Mi opinión es que no hay ninguna diferencia entre la necesidad sexual del hombre y la mujer , y que dentro de cada género hay distintos comportamientos, motivados por la educación , el físico, u otros factores.

    Generalizar , significa no entrar a analizar los problemas de cada
    relación. Hay mujeres y hombres materialistas , mujeres muy inteligentes con hombres atractivos y viceversa. Hombres que buscan la continuidad de una madre , y mujeres que se casan con homosexuales, tenemos de todo.

    Las mejores recetas para el sexo , reduzca el strees , muestre respeto hacia la otra persona , transmita seguridad , trabaje para el placer de su pareja , ejercicio físico y algo de tiempo libre.

    Vamos , complicado en los tiempos que corren

    Ampliar comentario
    #13
    10 Correcto GONVADO.

    De la misma forma que en política hay una doble vara de medir [lo que diga la izquierda mola, da igual lo que sea. Y lo que diga la derecha es poco menos que fascismo], así se ha incrustado en la sociedad de lo políticamente correcto esa misma doble vara de medir:

    Si una mujer dice el colombiano que tengo ahora, queda fetén y moderno y disculpable.

    Si lo dice un hombre, queda mal y machista. Pues no.

    Bien apuntado lo de los sentimientos, que alimentan nuestro espíritu y nuestra biografía.

    Vamos a dejar lo de la colombiana [de Pradera, del Valle de Cauca, trigueña, cuarentona, culito redondo y maravilloso, pechos levantados, ropa interior de colorines, muy celosa y apasionada, una auténtica máquina, ni pensadera ni nada, melosa, dulce, con carácter, muy femenina] y demos por sentado que todo es una fantasmada, una ilusión, no vaya a ser que mi mujer lea EC.

    Ja, ja.

    Me voy a dar un paseo y tomar el aperitivo con esplendor y a su salud [y que mejore su pierna, please].

    P.D. Espero no haberle puesto cachondo con la descripción de la colombiana. Ja, ja.
    Ampliar comentario
    #12
    Mas que líbido emplearía deseo sexual. Libido puede tener otras implicaciones incluida la sublimación.
    Ampliar comentario
    #11
    8 A mi lo de &034;la colombiana que tengo ahora&034; me pone mucho. Yo creo que es una fantasmada de Boswell y que, como casi todos nosotros, debe pasar más hambre que el perro de un ciego, pero en cualquier caso su [de usted] apreciación denota un feminismo enfermizo. La frase es un divertimento, nada más. Las conozco mata hombres que pasan por la vida como si nada. Las personas, como las cosas, se tienen y se dejan de tener, sólo las experiencias y sus sentimientos perviven cuando al azar de la vida le parece oportuno. Me tiene a su disposición ¿amiga?
    Ampliar comentario