Sigue esta sección:
LA FÓRMULA MATEMÁTICA DEL AMOR

Cinco cosas que debes decir a tu pareja (para conservarla)

Cualquier comentario dirigido a tu pareja, ya se sea acertado o desafortunado, determinará el futuro de tu relación por muy irrelevante que parezca a primera vista
Foto: Cinco cosas que debes decir a tu pareja (para conservarla)
Cinco cosas que debes decir a tu pareja (para conservarla)
Fecha
Tags

    Cualquier comentario dirigido a tu pareja, ya se sea acertado o desafortunado, determinará el futuro de tu relación por muy irrelevante que parezca a primera vista la expresión utilizada. La importancia de lo que se dice, y también de lo que no se dice, se debe a su impacto a largo plazo en la configuración de la imagen mental del receptor sobre el emisor. La predominancia de los mensajes positivos está asociada con las relaciones duraderas y los matrimonios felices, mientras que si son mayoritariamente negativos, acabarán por generar un profundo desencuentro entre los miembros de la relación, como argumenta el psicólogo y escritor norteamericano Martin Seligman en su último ensayo Flourish: A visionary new understanding of happiness and well-being.

    El psicólogo John Gottman, especializado en relaciones de pareja, ha dedicado varios años a investigar la retroalimentación entre los mensajes positivos y los negativos en los matrimonios mediante la grabación de sus conversaciones durante días enteros. Su conclusión fue que la relación ideal para que una pareja siga felizmente casada es de cinco mensajes afectivos y cariñosos por cada reproche o crítica. Por debajo de una proporción de tres mensajes positivos por cada uno negativo las posibilidades de divorcio muy altas y a largo plazo acabarán por dinamitar la relación.

    Parece una frivolidad reducir los sentimientos a una fórmula matemática, pero este tipo de estadísticas están demostradas científicamente y hasta son usadas en el ámbito de los negocios. La médica y coaching en crecimiento personal Susan Biali, autora de Live a life you love, propone cinco consejos para el que el amor de una pareja dure toda la vida:

    1. Si estás pensando algo bueno sobre tu pareja, díselo en voz alta. No siempre expresamos con palabras lo que pensamos, principalmente cuando se trata de cuestiones positivas. Para mantener una buena relación es fundamental acostumbrarse a decir las cosas y a resaltar los aspectos que más nos gustan de las otras personas. Con el tiempo hay muchas cosas que se dan por sentadas, pero aun así siempre hay actitudes o acciones que si nos gustan debemos halagar. A nadie le desagrada que lo valoren ni se cansará nunca de escuchar cómo destacan alguna de sus cualidades.

    2. Reconoce y repite las cuestiones que supuestamente se dan por sentadas. Aunque seas la persona más generosa y amable del mundo, es natural que con el tiempo te acostumbres tanto a los rasgos positivos de tu pareja que los acabarás pasando por alto o te olvidarás de reconocerlo. Biali recomienda realizar una lista con los aspectos que más te gustan de tu pareja para que cuando actúe de esa manera se lo hagas saber.

    3. Pensar siempre que detrás de los gestos o actos de tu pareja no hay más que buena voluntad, independientemente de lo que diga o haga. En ocasiones se dice lo contrario de lo que se piensa y se sobreactúa con la pareja, como recuerda el médico y escritor Emerson Eggerichs en el ensayo El lenguaje del amor y el respeto. Recordar que la pareja siempre se mueve por sus buenas intenciones es clave para relativizar ciertos descuidos o salidas de tono porque podrán sobrevalorarse. En los momentos difíciles y más conflictivos es fundamental ser conscientes de las buenas intenciones de la pareja para no herir demasiado los sentimientos. Obviamente, hay situaciones en que una pareja pueda cambiar su actitud repentinamente por algún trastorno de personalidad y tener intenciones verdaderamente maliciosas, pero estos casos son una minoría.

    4. Ser agradecido. Nunca debemos cansarnos de dar las gracias y reconocer con un beso o un abrazo los buenos gestos de tu pareja para reforzar los lazos de cariño. Además, al expresar efusivamente los agradecimientos se potenciarán más este tipo de gestos y se harán con más afabilidad.

    5. Antes de hacer un comentario negativo pregúntate si es estrictamente necesario. Las críticas constructivas pueden ser muy útiles y hasta mejorar la relación, siempre y cuando se cuiden mucho los comentarios, sean racionales y se mediten previamente para no hacerlos en caliente. Para ello es conveniente preguntarse cuál es la verdadera motivación para reprobar una actitud, si uno está enfadado por cuestiones ajenas a la pareja, si está cansado o resentido por algo en concreto, especialmente si la crítica se va a realizar en público. Esto solo aumentará los problemas y creará malas sensaciones, por lo que hay que pensarlo mucho antes de “montar un numerito”, explica Biali. Una buena relación no debe tirarse por la borda por una salida de tono que no hará más que desacreditar a uno mismo y provocar una peligrosa pérdida de confianza.

    Alma, Corazón, Vida
    Comparte en:
    Sigue esta sección:
    #18
    Compartir
    17 Y perdón por la redundancia del &034;menos&034; en la última frase, que queda fea.
    Ampliar comentario
    #17
    Compartir
    16 Por favor, no desviemos el tema. Aquí no hablamos ni de mí ni de tí ni de nadie en particular. Hablamos del asunto propuesto por el articulista y yo opino dos cosas: Primero, que aunque lo plantee de forma genérica, se refiere exclusivamente a lo que necesitan las mujeres que se les diga, puesto que los hombres no nos planteamos esas tontadas. Sencillamente pensamos [al igual que tú expusiste con acierto en un comentario anterior, pero de otra forma] que si están con nosotros es porque quieren, ya que de lo contrario no lo harían. Y segundo, que es inútil halagarlas así, a tutiplén, ya que si falla la &034;marcha&034; y la satisfacción de sus necesidades [que por cierto tienden al infinito] ipso facto... dará igual que les digas lo bonitas que son, lo listas, etc., etc.
    Ampliar comentario
    #16
    Compartir
    15 Todas es demasiado extenso y generalizar es equivocarse. No todos somos iguales ni necesitamos lo mismo, ni nos hacen felices las mismas cosas. Hay mujeres/hombres majaretas, hay locos/as, hay cuerdos/as etc.etc.etc. La receta mágica para las relaciones personales no existe. Tal vez una chica a la que tu le veas varios defectos, otro la vea de distinta manera y eso que para ti eran defectos para otro no lo sean tanto, o no le parezcan importantes, o simplemente no se los vea. Creo que donde te equivocas es en generalizar y creer que todo el campo es orégano.
    Ampliar comentario
    #15
    Compartir
    14 Las hay, las hay.. E incluyo a todas. A TODAS. Claro que no se mucho de mujeres. Es imposible saber mucho de mujeres porque sencillamente no hay mucho que saber. Todo su afán se reduce a esto: Quiero esto, lo otro y lo de más allá, y lo quiero ya. Sin excepciones. Si eso se da, todo va &034;dabuten&034;, como decía Loquillo. Si no se da... ya sabes. Lo que sí me gustaría, a las que como tu parece que saben tanto de hombres, es que os preguntárais si nosotros necesitamos de tanta coba en el día a dia para sentirnos felices. Yo, desde ahora mismo, te digo que no. Y el que lo necesite, malo.
    Ampliar comentario
    #14
    Compartir
    12 Supongo que entres esas &034;majaretas&034; incluyes a tu madre, hermanas en caso de haberlas etc. Tu de mujeres sabes lo mismo que yo de física cuántica! Por eso no entiendes nada de nada. Igual los tiros te van por otro lado y es por eso.
    Ampliar comentario
    #13
    Compartir
    11 Pues espero que también les hayas educado en esa muestra de buenos modales que es lo de respetar las opiniones ajenas, en lugar de buscar un grupete de taliboinas ultracatólicos que te apoyen para machacar por la fuerza del número a quien expone una idea. Vergonzoso lo que le hicísteis [tu y otros ultras] el año pasado a un chaval que venía por aquí cuando lo del aquelarre de la secta católica en Madrid. Recuerda: Otro síntoma de buenísima educación es no hacer a los demás lo que no deserías que te hicieran a tí.
    Ampliar comentario
    #12
    Compartir
    5 Estoy de acuerdo contigo, pero en realidad en artículo no habla de esto, sino de los problemas que un hombre tiene para mantenerse en pareja con una mujer. No lo dicen así, claro está, por aquello de la imparcialidad y de la corrección político-social, pero en esencia es eso. Y como se trata de eso, la conclusión es más clara todavía: Da igual lo que hagas. En serio. Da igual. Ya puedes estar alabándola a perpetuidad, que como no le des marcheta la llevas clara. Conozco yo a unas cuantas casadas que se pirran por la marcheta y que si no se separan/divorcian es porque no hay dinero. Por contra, las que sí lo hacen se vuelven locas en cuanto algún jeta les dice lo que quieren escuchar y se quejan luego de que las traten como al felpudo. Cosas de mujeres. No hay que pretender entenderlas porque es inútil. Antes ya estaban un tanto majaretas, pero desde que se empeñan en contradecir su propia naturaleza han degenerado del todo.
    Ampliar comentario
    #11
    Compartir
    3 A mi en cambio me molesta profundamente que en Espana la gente nunca de las gracias por nada, ni se acuerde del &034;por favor&034;. Yo he educado a mis hijos a hacerlo y la vida es mucho mas agradable.

    Me parece increible como hay gente que se abre paso en el metro o el autobus a codazos, sin preguntar por favor si les puedo dejar pasar y mucho menos sin dar las gracias despues de abrirles paso. Y asi con todo.

    Tengo una cunada americana y cuando mi sobrino iba a la guarderia en Madrid le dijeron a la madre que el nino estaba siempre pidiendo &034;pis&034;, pero que luego no iba al bano. Lo que la criatura decia era &034;please&034;, con su boca de trapo, para pedir cualquier cosa. Y asi sigue veintitantos anos despues. Una gozada de crio.

    Ampliar comentario
    #10
    Compartir
    No estoy totalmente deacuerdo ya que &034;las criticas &034; no tienen que ser consideradas siempre como algo negativo pueden ser interpretadas como muestras de interés, además saber encajarlas y dialogar e incluso discutir sobre ellas pueden fortalecer a la pareja.
    Ampliar comentario
    #9
    Compartir
    8 1- No entendiste nada.

    2- Ni tanto ni tan calvo.
    Ampliar comentario
    #8
    Compartir
    5 Vale, les diré a mis hijos que cuando se bajen del coche, me dén las gracia todos los días por llevarles al cole, si con eso consigo ser tan elegante como vd.

    Pero he pensado que no, que prefiero que no sean tan rídiculos.
    Ampliar comentario
    #7
    Compartir
    .

    Tras leer el artículo creo que hay que plantearse si realmente merece la pena crear/mantener una pareja, a cambio de tener que seguir reglas estrictas que muchas veces no son sino el disfraz de la realidad del ser de cada quién.

    Si acudimos a tal, como al teatro, con el papel aprendido, y la disposición de declamar lo que de nosotros se espera oír, en lugar de desbarrar aquello que realmente nos sugiere la situación, creo que vivimos una gran mentira, donde nadie traslada su ser, y lo que traslada es lo que los demás quieren que sea.

    Eso es habitual en el ámbito laboral/negocial, pero llevárselo a casa, me parece una auténtica aberración.

    Soy lo que soy, soy como soy, y no tengo necesidad de variar, ni para mantener, ni para tener una pareja, que la soledad es una opción tanto más perfecta cuantos más años hace que la has perdido.

    Salutem Plurimam!!!
    Ampliar comentario
    #6
    Compartir
    Este comentario ha sido eliminado por el moderador.
    Ampliar comentario
    #5
    Compartir
    3 Nada más culto y elegante, nada más respetuoso, que pedir las cosas por favor y dar las gracias. Por favor, gracias.
    Ampliar comentario
    #4
    Compartir
    Yo le digo cinco millones todos los días, así llevo 18 años y lo que le queda por oír. No veo que tiene de &034;anti natural&034; ser agradecido, resaltar lo positivo que tenga la persona, falsedad sería mentir/engañar en lo que se expresa. Cuando tienes una pareja con la que compartes la vida es porque además de amarla esa persona es la mejor para ti en todos los aspectos. De lo contrario que haces al lado de alguien al que le ves defectos por todos lados y todos son malos rollos?
    Ampliar comentario